X

Gremios piden reabrir la negociación que fue freezada en el inicio de la cuarentena. Creen que privilegió los recursos en la pandemia.

Por 27/05/2020 16:33

 

Los docentes públicos de Santa Fe nucleados en el gremio Amsafe y los privados de Sadop pusieron fin a la tregua con el gobierno provincial y piden la reapertura de la paritaria o un bono excepcional. No han tenido aumentos en lo que va del año. El reclamo de los gremios llegó con la reinterpretación del día en que el gobernador pidió frenar la firma del acuerdo salarial a sabiendas de que se venía la cuarentena e iba a requerir más recursos para hacerle frente a la pandemia.

La titular Amsafe y de Ctera a nivel nacional, Sonia Alesso, fue la encargada de pedir la reanudación de la discusión: “Estamos lanzando un petitorio ante la necesidad de la apertura salarial o un bono porque no tuvimos aumento en el año. Es una situación grave”. Pero no se limitó a lo formal del pedido, sino que dejó entrever un malestar con el gobierno provincial por levantar la paritaria poco antes de decretarse el Aislamiento Social Preventivo y Preventivo (ASPO).

“Suspenden la paritaria el día que Alberto (Fernández) convoca a los gobernadores a Olivos y luego anuncian la cuarentena”, dijo a Sí 98.9. El secretario de Sadop, Martín Lucero, narró a Letra P aquel episodio al que calificó como “desleal”.

 

 


Lucero y Alesso, secretarios de gremios docentes privados y públicos de Santa Fe

 


La reunión clave para definir el acuerdo salarial era el jueves 19 de marzo al mediodía, coincidente con la convocatoria de Alberto Fernández a todos los gobernadores en Olivos para adelantarles la decisión de imponer el aislamiento desde el 20 de marzo. Los gremios llegaban dispuestos a firmar luego de haberse filtrado la cifra que ofrecería el gobierno provincial pero un llamado de último momento cambió todo.

“Estábamos literalmente sentados, esperando firmar, y nos dicen que el gobernador había dispuesto la suspensión de la paritaria unilateralmente a la espera de los anuncios del presidente de esa tarde. Creímos que la levantaban porque iba a haber un anuncio del presidente sobre un bono nacional. Pero no. Al día tres de cuarentena, el gobernador dijo que estábamos en crisis, después el ministro de Economía dijo algo en el mismo tono y nunca más se habló”.  

Según Lucero, les quedó una sensación de que el gobernador postergaba la discusión porque iba a ser imposible atender la emergencia y que los salarios se aumentarían más adelante, quizás, por decreto. “Hoy, viéndolo a 60 días, evidentemente Perotti eligió no aumentar los sueldos y hacer caja”, remató. Su gremio presentó una ley de emergencia educativa para ordenar los desajustes del sistema educativo durante la cuarentena, entre ellos, la discusión salarial.

 

 

 

 

La ministra de Educación, Adriana Cantero, no fue concreta sobre una posible solución. “Los 68 días de aislamiento nos han puesto en una emergencia total, para atender multiplicidades de necesidades. El gobierno provincial dijo que ni bien estuviera medianamente estabilizada (la pandemia) se volvería a las paritarias y lo sostenemos”.

Lo cierto es que no ha corrido agua bajo el puente sino días sin definiciones. Según Alesso, “es un tema de voluntad política” y no de recursos, porque el gobierno provincial “ya logró la ley de emergencia”. “Es una situación excepcional, lo entendemos, pero siempre lo pagamos nosotros. Explíquenme por qué en todas las provincias hubo aumento y solo Santa Fe y Chubut no”, sostuvo Alesso.