X
Con un instructivo de campaña y reuniones autocríticas, el ministro de Producción les pide a sus funcionarios que defiendan al Gobierno con la improbable esperanza de revertir el resultado electoral.
Por 23/08/2019 16:42

Forzado por la estrategia oficial que busca un milagro en las elecciones de octubre, el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, reunió en las últimas horas a sus equipos de comunicación para trazar un balance de la debacle electoral y bajar línea sobre cómo defender su gestión. “El viernes (previo a las primarias) nos fuimos seguros de que el próximo presidente será Mauricio Macri y el lunes nos madrugamos con que es probable que sea Alberto Fernández”, lamentó frente a uno 30 funcionarios que también escucharon la confianza del funcionario para revertir el resultado, al que definió como “una patada al hígado”. Sin embargo, el funcionario que durante las horas más complejas de la semana pasada fue uno de los voceros oficiales, pidió redoblar los esfuerzos para “subir tres puntos y conseguir que Fernández baje otros tres puntos” de manera de poder ir a un ballotage.

La reunión, realizada el miércoles, está en línea con el instructivo interno elaborado de apuro apenas 24 horas después de la derrota electoral del oficialismo y que se distribuyó entre los principales funcionarios de la cartera que gestiona dos de las áreas más castigadas por el plan económico oficial.

Titulado “75 días”, por el plazo que separa las primarias de las elecciones generales, el documento fue la forma que encontró Sica para contener el desánimo interno provocado por el triunfo arrollador de Fernández y por la reacción del mercado durante las primeras 72 horas después de las PASO.

 

 

“Fue una mala elección y nos duele no haber tenido el apoyo que esperábamos”, analizó en el manual que, de todas maneras, arenga que en las primarias “no se eligió absolutamente nada y, sin embargo, la sensación es que se eligió todo. La buena noticia es que tenemos una gran oportunidad en octubre”.

“No éramos unos genios en 2017 cuando se ganó, no somos un desastre hoy después de perder. En ambos casos, hicimos algunas cosas muy bien y otras mal. En ambos casos, tenemos que saber escuchar, sin soberbia”, le pidió el ministro a sus funcionarios.

En la hoja de ruta para octubre resuelta por Sica, los funcionarios escucharon el pedido de defender su magra gestión al frente del Ministerio de Producción y Trabajo y resaltar la creación de nuevas empresas on line y de bajo costo, la digitalización de trámites, la creación de medio centenar de mesas de productividad y la aprobación de leyes que bajaron el costo laboral, redujeron impuestos y fomentaron el emprededurismo.

En un clima de catástrofe económica y aumento de la desocupación, el ex consultor le anticipó a su círculo más cercano que, a modo de aporte a la campaña electoral, en las próximas semanas iniciará un recorrido por empresas y fábricas beneficiadas por el plan económico oficial.