X
El candidato no se relaja. En la cumbre de Avellaneda, reconoció el trabajo de los jefes comunales en campaña. Calificó la victoria de contundente y estimó que “triunfó la unidad del campo popular”.
Redacción 21/08/2019 19:55

Tranquilo por el resultado de las PASO pero consciente de que aún resta jugar el partido por los puntos, el candidato a gobernador por el Frente de Todos, Axel Kicillof, pidió este miércoles a intendentes, candidatos y otros dirigentes que “sigan trabajando” para ratificar el triunfo en octubre. Precavido, les reiteró que si bien el resultado del 11A fue “contundente” es “provisorio”.

Fue durante la cumbre en el Polideportivo Municipal Delfo Cabrera, en la localidad de Avellaneda, de la que participaron intendentes peronistas y candidatos y candidatas en distritos gobernados por Cambiemos, y donde se realizó un análisis general de la situación de la provincia y de la elección, para trazar líneas de acción de cara a los comicios generales.

“Estoy orgulloso del trabajo que hicieron en cada distrito para poner en movimiento a la provincia de Buenos Aires”, dijo Kicillof ante los jefes comunales que lo escuchaban sentados a una gran mesa con forma de “U”. Además, en lo que fue el primer encuentro tras el holgado triunfo desatcó que en la provincia que busca gobernar “triunfó la unidad del campo popular”.

 

 

Al término del encuentro, el postulante que cosechó más de 4,6 millones de votos sacándole más de 17 puntos porcentuales de ventaja a la gobernadora María Eugenia Vidal, calificó como “excelente”. A los intendentes les pedió “que sigan trabajando, que sigan mostrando lo que hemos hecho durante el primer tramo de la campaña, cómo estaba la situación de la provincia”, contó a la prensa que le dijo a los jefes comunales y candidatos.

“El mensaje es que ha habido un contundente resultado, pero es un resultado provisorio”, reiteró Kicillof. Y al ser consultado por la campaña de su principal oponente, analizó que “(Cambiemos) había optado por el marketing, por las puestas en escena, por los montajes, por ese trabajo en las redes sociales y por esa campaña sucia”, pero “la sociedad se ha manifestado claramente por una forma de pensar nuestra realidad, que tiene que ver con transformar” la provincia. “Los bonaerenese aspiran a cosas básicas, tener el trabajo, llegar a fin de mes”, redondeó el candidato.

Previamente, el intendente de Avellaneda, Jorge Ferraresi, quien ofició de anfitrión, abrió el encuentro dándole la bienvenida a los más de 80 intendentes, candidatos bonaerenses y legisladores provinciales que tomaron sitio alrededor de la mesa en forma de “U” que se dispuso en el polideportivo Delfo Cabrera.

 

 

El candidato a gobernador ocupó el centro de la mesa cabecera y lo flanquearon a la derecha el intendente de Esteban Echeverría y presidente del PJ bonaerense, Fernando Gray, quien estuvo a cargo de la convocatoria; Gabriel Katopodis (San Martín), Leonardo Nardini (Malvinas Argentinas), el diputado provincial Carlos “Cuto” Moreno (Tres Arroyos), Mario Secco (Ensenada), Constanza “Coty” Alonso (Chivilcoy) y Marisa Fassi (Cañuelas).

En tanto a la izquierda de Kicillof se ubicaron Ferraresi, Fernando Espinoza (La Matanza), Mario Ishii (José C.Paz), Gustavo Menéndez (Merlo), la senadora provincial Teresa García, Andrés Watson (Florencio Varela), Fernanda Raverta (Mar del Plata) y Florencia Saintout (La Plata).

“Este espacio se llama Delfo Cabrera, que fue uno de los grandes ganadores olímpicos en el año ‘48, fruto del esfuerzo y trabajo de las políticas de Estado de Perón, que llevó adelante la bandera del deporte”, dijo Gray tras las palabras de bienvenida de Ferraresi.

El presidente del PJ agradeció el esfuerzo de “los intendentes e intendentas que pusieron todo para una buena campaña y una buena elección, lo que es muy difícil con un gobierno nacional y provincial en contra”.

“Vienen buenos tiempos para el peronismo, porque les va a tocar gobernar con un presidente y gobernador peronista”, vaticinó Gray.

Tras las palabras de Gray se abrió el micrófono para escuchar a los distintos referentes comunales y el cierre estuvo a cargo de Kicillof.

La gran ausente en el cónclave fue la jefa comunal de La Matanza y compañerra de fórmula de Kicillof, Verónica Magario, quien –según explicaron fuentes del kirchnerismo– se encuentra de viaje en Puerto Rico, en su calidad de presidenta de la Federación Argentina de Municipios (FAM), en una cumbre internacional.