X
Tras impugnaciones y cruces públicos, habrá internas en la versión porteña del frente que lideran Lavagna y Urtubey. La competencia es por cargos nacionales y de la Capital Federal.
Redacción 02/07/2019 12:47

La batalla librada por el tándem Luis Barrionuevo-Margarita Stolbizer para disputar internas en el frente Consenso Federal dio sus frutos: pese a la resistencia del candidato a presidente de ese espacio, Roberto Lavagna, el gastronómico y la pata porteña del GEN, que encabeza el legislador Sergio Abrevaya, consiguieron que la jueza federal con competencia electoral María Servini y el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) levantaran las impugnaciones que impedían la participación de sus listas que acordaron para cargos nacionales (senadores y diputados) y locales (jefe de Gobierno, legisladores y comuneros) por la Ciudad de Buenos Aires.

 

 

Con ambos fallos bajo la manga, el sector que se autodenominó "Progresistas" podrá competir en las PASO del 11 de agosto frente al espacio que promociona la candidatura a Jefe de Gobierno de Matías Tombolini, que cuenta con el respaldo del ex ministro de Economía y su compañero de fórmula, el gobernador de Salta Juan Manuel Urtubey. Además, esa ala de Consenso Federal lleva al yotuber financiero Ramiro Marra como precandidato a senador nacional y a Marco Lavagna como precandidato a diputado nacional por la Ciudad de Buenos Aires.

A pesar de la jugada de último momento de Barrionuevo y el GEN, las boletas para cargos nacionales y locales que presentaron ante la Junta Electoral partidaria el 22 de junio recibieron observaciones. Tras una serie de impugnaciones y recursos para habilitar la interna, la Justicia Federal y la porteña avalaron a todos los candidatos. Este agrupamiento díscolo del lavagnismo propone al peronista Julio Bárbaro como precandidato a senador, al periodista Carlos Campolongo para diputado nacional y al radical Miguel Ángel Ponce para jefe de Gobierno.

 

 

En diálogo con Letra P, Stolbizer negó conocer a Barrionuevo pero admitió compartir con él la idea de que era deseable una competencia interna. En la Ciudad, la voz de mando del GEN es de Abrevaya, que ejerce como diputado porteño y, años atrás, condujo el Consejo Económico y Social de la Ciudad.