X
La UOM y las cámaras del sector tuvieron la primer audiencia paritaria en el Ministerio de Trabajo. El sindicalista reclamó un aumento del 25% y jaquea a la pauta salarial dictada por Triaca.
Redacción 04/04/2018 17:04

Después de varios encuentros informales, y con la mayoría de los acuerdos paritarios de los gremios más robustos ya cerrados, la UOM de Antonio Caló se reunió hoy con las seis cámaras del sector en la sede de la Avenida Callao del Ministerio de Trabajo.

Ante el Director de Relaciones Laborales del ministerio, Adolfo Saglio Zamudio, Caló oficializó un reclamo que ya le había acercado informalmente a las empresas en reuniones anteriores y que podría romper el techo del 15% fijado por al gobierno y aceptado ya por muchos gremios.

El líder metalúrgico reclamó un aumento equiparable al que experimentó la canasta básica que, estiman, ronda actualmente los 17.560 pesos, lo que representa un 25% de aumento. El monto que reclaman está muy por encima del techo salarial que estableció el Ejecutivo y que sería la cifra inicial para aplicar al escalafón más bajo del convenio sectorial.

A ese monto, se le van a sumar otras sumas no remunerativas que influirán en la negociación que podría cerrarse en un 22 o 23% de aumento. "Esperamos que los empresarios traigan una respuesta afirmativa a nuestro reclamo", dijo Caló a la salida de la audiencia en relación al próximo encuentro que será el lunes próximo en la misma sede laboral.

Hasta la semana pasada, los contactos entre la UOM y la cámara empresaria tuvieron una impronta más bien informal, lo que no impidió que las dos partes involucradas analizaran la posible renovación de los ítems no remunerativos, sin tocar el tema de fondo, ahora ya puesto sobre la mesa.

"En los encuentros informales les transmitimos a los empresarios la necesidad de terminar rápido estas negociaciones porque los compañeros no pueden seguir viviendo con el sueldo del año pasado, habida cuenta de lo que han aumentado los productos en los últimos tres meses y las tarifas de la luz y el gas. Creo que no les va a alcanzar la quincena que van a cobrar", marcó Caló.

"No estamos pidiendo nada alocado, estamos pidiendo lo justo para que una familia pueda vivir dignamente", añadió. El titular de la UOM explicó que en los encuentros extraoficiales el sector empresario hizo una oferta al gremio que consistía en "el 6 por ciento en abril, el 3 en agosto y el 3 en noviembre" y aclaró que "por supuesto que rechazamos esa propuesta porque queremos tener conversaciones serias, porque los empresarios saben lo que pasa con los trabajadores en las empresas".

 


En diciembre pasado, Francisco "Barba" Gutierrez renunció al Consejo Directivo de la CGT por las diferencias con el triunvirato de secretarios generales y participó de las movilizaciones contra la reforma previsional. Desde entonces, la UOM guardó silencio y se auto excluyó de los debates sobre el cambio de autoridades en el que está sumido la central desde hace tres meses. 

 


Sin embargo, se espera que una vez formalizada la discusión salarial del sector y resuelto el conograma electoral de la central, que probablemente se defina el próximo jueves, la conducción metalúrgica resuelva su posición respecto de la interna gremial, ya sea para volver a involucrarse o para abstenerse de participar en la nueva conducción.