Plan V. Lo que viene

En la Legislatura de Vidal también hubo gases y disturbios

Al igual que sucedió en el Congreso, en el centro de La Plata también se reprimió a manifestantes. El intendente de Ensenada irrumpió en el recinto de Diputados y frenó la sesión.

La Cámara de Diputados de la provincia de Buenos Aires también fue escenario de disturbios al igual que en el Congreso de la nación cuando se preparaba para aprobar seis de los 11 proyectos que la gobernadora María Eugenia Vidal giró a la Legislatura bonaerense esta semana. En las inmediaciones hubo represión policial y un grupo de manifestantes conducidos por el intendente de Ensenada, Mario Secco irrumpió en el medio del recinto para frenar la sesión. 

 

“No pueden espejar esto con el Congreso”, decía un diputado bonaerense del bloque de Unidad Ciudadana PJ cuando la Cámara de Diputados ya había llamado a un cuarto intermedio tras los disturbios que se dieron afuera del palacio. 

 

La sesión empezó caliente. No llegó ni a tratarse la prórroga a la emergencia en Seguridad y Salud del Sistema Penitenciario cuando los diputados del bloque de Unidad Ciudadana, timoneados por su presidenta de bloque, Florencia Saintout, pidieron repudiar la represión que se dio en el Congreso de la Nación. Un reclamo al que también se plegó el diputado del bloque del FIT, Guillermo Kane

 

 

Afuera la temperatura iba subiendo. El temor a la aprobación de un proyecto para estirar la edad jubilatoria de los afiliados a la Caja del Banco Provincia convocó a cientos de manifestantes sobre calle 7 en pleno corazón céntrico de la ciudad de La Plata, pese a que ese proyecto no estaba incluido en el sobre tablas de la sesión. La movilización también se dio de la mano de la marcha al Congreso de la Nación para rechazar la reforma previsional.

 

En La Plata, también hubo represión de parte de las fuerzas de seguridad. 

 

Al iniciarse la inició la sesión, legisladores de la oposición se empezaron a parar de sus bancas para ir hasta la calle. “Afuera están reprimiendo”, decía Kane y llamaba a los legisladores del bloque de UC. 

 

Cuando los diputados y diputadas llegaron a la zona en cuestión se hicieron paso entre la policía y volvieron al recinto acompañados del intendente de Ensenada, Mario Secco que irrumpió en el medio de la sesión rodeado de militantes propios. 

 

 

El jefe comunal se subió al recinto con dos cartuchos de gases lacrimógenos y los apostó sobre el estrado. La sesión se levantó y tras un cuarto intermedio, de más de dos horas en la que se hubo hasta una denuncia penal contra Secco, con la intervención del fiscal Juan Cruz Condomí Alcorta continuó la sesión siempre en un clima de tensión y gritos entre los diferentes bloques. En ese marco, Cambiemos consiguió aprobar la reforma a la ley de ministerios; la obligatoriedad de que los legisladores presenten sus declaraciones juradas; una nueva emergencia en seguridad y Servicio Penitenciario; pero debió resignar la reforma previsional para los trabajadores del Banco Provincia, y la derogación de las jubilaciones de privilegios.

 

Germán Martínez y Cecilia Moreau, autoridades de Unión por la Patria. 
Axel Kicillof, gobernador de Buenos Aires.

También te puede interesar