Advertencia

Un hermano de Darío Santillán le avisó a Solá que habrá más escraches

Leonardo, familiar de uno de los piqueteros asesinados en 2002, cuando el actual candidato massista era gobernador, prometió seguirlo a cada lugar al que vaya para exigir justicia.

El dirigente del Frente Popular Darío Santillán (FPDS), Leonardo Santillán, legitimó el escrache organizado el último martes contra el candidato a gobernador por el frente UNA, Felipe Solá, que terminó con trompadas y sillas por el aire, y renovó su pedido de justicia por la muerte de los piqueteros asesinados en junio de 2002 por la Policía bonaerense, Maximiliano Kosteki y su hermano Darío Santillán.

 

Mientras Solá encabezaba una charla en la Facultad de Económicas de la UBA, junto al líder de ECO, Martín Lousteau, el titular de La Alameda, Gustavo Vera, un grupos de personas irrumpió en el auditorio al grito de “asesino”. Fue en ese momento cuando se desató una lluvia de trompadas y sillazos entre los integrantes del FPDS y personas allí presentes que montaron una especie de cerco para impedir el ataque.

 

“Felipe Solá es un asesino y es responsable de la muerte de Darío, pero no lo agredimos porque está en campaña, sino porque pedimos justicia hace tres años", relató Leonardo Santillán, en diálogo con distintos medios de comunicación, y desmintió un intento de ataque: “No fuimos a atacarlo, fuimos a decirle lo que es, un asesino".

 

En tal sentido y en vinculación con lo que manifestaban a coro cuando ingresaron a la sala donde se lleva a cabo la charla, cuando prometieron perseguir a Solá “como a los nazis”, advirtió que estarán expectantes de cualquier evento similar para montar un nuevo escrache. “Donde sepamos que vayan los responsables, vamos a ir", advirtió.

 

"Todo estos responsables, lejos de estar pagando, salen a prometerse como la garantía a una nueva solución y está lejos de ser así", evaluó Santillán, y si bien están condenados los autores materiales, reclamó que se juzgue a quienes “idearon y alentaron lo que fue el 26 de junio la masacre de Avellaneda”.

 

Axel Kicillof y su equipo de gobierno en la marcha de la CGT. Foto: Pilar Camacho.
Martín Menem. 

También te puede interesar