LEGISLATURA PORTEÑA

Ritondo pide sesión especial para votar los cargos de la Magistratura

Será el jueves 5 de noviembre, cuando finalice la sesión ordinaria. Catorce candidatos para tres lugares que ya están reservados. El legislador que asumirá por sólo dos meses.

El vicepresidente primero de la Legislatura porteña, el macrista Cristian Adrián Ritondo, firmó este lunes por la tarde un decreto que convoca a la realización de una sesión especial el jueves cinco de noviembre para votar a los tres candidatos que irán al Consejo de la Magistratura de la Ciudad de Buenos Aires.

 

Para ingresar al organismo judicial se necesitan 40 votos y, por ahora, únicamente tres de los catorce postulados tienen el aval necesario. Esto sucede porque sus nombres son aprobados por el acuerdo macro entre el PRO y el Frente para la Victoria con respecto a las vacantes que dejarán los actuales consejeros por la Legislatura Juan Manuel Olmos, Agustina Olivero Majdalani y Juan Sebastián De Stefano.

 

Según pudo saber Letra P, los tres consejeros confirmados son el auditor Alejandro Fernández, que responde a Ritondo, el diputado Enzo Luis Pagani, que integra el círculo de confianza de Daniel “el Tano” Angelici, y la apoderada del FpV porteño, Vanesa Ferrazzuolo, apoyada por Olmos.

 

El 3 de noviembre será la audiencia pública obligatoria que debe atravesar cualquier candidato a un organismo autónomo y dos días después bajarán los pliegos al recinto para ser votados. El calendario diagramado puede posibilitar que los nuevos miembros del Consejo asuman el 7 de noviembre, justo cuando los otros tres vencen su mandato. Aunque, previamente, debe haber una sesión de jura así que podría estirarse el momento de la asunción. No sería la primera vez que la Magistratura funcione con seis de nueve miembros.

 

La jugada de ajedrez tiene una última fase que es clave. Para ingresar al edificio de Diagonal Sur, el diputado Pagani debe renunciar a su banca, tal cual lo indica el artículo número cuatro de la ley orgánica del Consejo de la Magistratura. 

 

“Los representantes designados por la Legislatura no pueden ser legisladores con mandato vigente. Deben ser abogados/as o poseer especial idoneidad para la función a desempeñar; cumplir los requisitos constitucionales para ser diputado/a y no estar afectado/a por los impedimentos del artículo 72º de la Constitución de la Ciudad de Buenos Aires”, indica la normativa para explicar los requisitos necesarios para ser consejero en representación del Parlamento local.

 

Es decir, en la misma sesión o incluso antes, el titular de Boca Social deberá dejar su silla en el recinto porteño, luego sus pares le aprobarán el nombramiento y darán luz verde para la llegada de un nuevo compañero que participará de las sesiones solamente hasta el diez de diciembre.

 

Se trata de Agustín Garzón, hombre vinculado al secretario de Gobierno, Marcos Peña, que actualmente se desempeña como vocal en Corporación Buenos Aires Sur.

 

Garzón, abogado de profesión, integraba el puesto número 21 de la nómina de legisladores porteños que acompañó la candidatura de Mauricio Macri y María Eugenia Vidal para la Jefatura de Gobierno de la Ciudad en el año 2011.

 

Por su perfil académico y su cercanía con Peña, Garzón estuvo vinculado a Abogados PRO y fue quien primero se acercó al ex titular del Colegio Público de Abogados de la Capital Federal Jorge Rizzo para llegar a un acuerdo tanto en el ámbito del CPACF como en la Magistratura.

 

Para esta tarea tuvo el respaldo del secretario de Legal y Técnica de la Ciudad, Pablo Clusellas. Ambos organizaron el evento de lanzamiento del PRO en las elecciones del CPACF, que se realizó en Yacht Club de Puerto Madero.

 

Trabajaron en tándem hasta que Angelici, por intermedio de De Stefano, también fue en búsqueda de Rizzo y terminó por desgastarlo. Clusellas dejó solo a Garzón y, actualmente, el acuerdo entre ambas partes es señalado como un logro del angelicismo dentro del PRO. Todo fue posible gracias al ex consejero Daniel Fábrega, que aconsejó a Rizzo de que era “mejor” dialogar con el sector del presidente de Boca Juniors.

 

En total, son catorce los candidatos anotados para ingresar al Consejo de la Magistratura porteño. También presentaron sus currículums: Mauricio Devoto, Diego Marías, Dolores Ruibal, Martín Casares y Silvia Loreley Bianco, por el PRO; Mauro Riano, Karina Ravich, Andrea Gigena, por el kirchnerismo; Juan Manuel Álvarez Echague, Gustavo Héctor Bobbio y Lorena Rappaport, por el frente ECO.

 

Este martes la Junta De Ética, Acuerdos y Organismos De Control de la Legislatura, presidida por el macrista Jorge Garayalde, analizará las candidaturas para luego girarlas hacia la instancia de audiencia pública. A su vez, se evaluarán los pliegos de los aspirantes para la Auditoría General de la Ciudad, Consejo del Plan Urbano Ambiental (COPUA) y para el Consejo de los Derechos del Niño, Niñas y Adolescentes. Aún no se definió cuándo se votarán los candidatos a estos cargos.

 

Decretazo y modelo UOCRA de indemnizaciones, eje de la reforma laboral
José Alperovich rumbo a la cárcel

También te puede interesar