Política

Tarifas de gas: el Gobierno en alerta por la extensión de los amparos que frenan el ajuste en la región metropolitana

Por Antonio Rossi.- Los amparos judiciales que ponen un freno a los fuertes aumentos en las tarifas de gas encendieron las luces de alerta entre los funcionarios de Economía y Planificación.

El principal motivo de la preocupación oficial radica en la posible extensión del reciente fallo de la justicia de Avellaneda a la Capital Federal y otras ciudades del Gran Buenos Aires, que hasta la semana pasada estaban al margen de las trabas judiciales que impiden la aplicación plena de los ajustes tarifarios.

 

Para los asesores de los ministros de Economía, Axel Kicillof,  y de Planificación, Julio De Vido, la ramificación de los amparos a favor de los usuarios en la región metropolitana implicaría un duro golpe al esquema de aumentos en el servicio de gas que se aplica desde abril.

 

“Si aparecen en el ámbito de la Capital y el Conurbano cuatro o cinco amparos más similares al registrado la semana pasada en Avellaneda, se llegaría al extremo de tener exceptuados del pago de los aumentos a casi el 50% de todos los hogares del país que están alcanzados por el ajuste”, admitieron los técnicos oficiales que siguen este tema día a día.

 

La actualización tarifaria que ahora complica al Gobierno comprendió tres subas  escalonadas que entraron en vigencia en abril, junio y agosto.

 

Pese a que el Gobierno había presentado la modificación tarifaria como una “quita de subsidios” y un “uso racional y eficiente del gas natural”, en la práctica lo que se implementó fue un doble ajuste. Por un lado, se redujeron entre un 20% y un 80% los niveles de subsidios existentes para las distintas categorías de usuarios. Y por otro lado, se dispuso una fuerte actualización en el precio del gas que osciló entre el 200% y el 700%.

 

Pese a que los técnicos del sector habían propuesto aplicar un único aumento antes del invierno, fue el ministro Axel Kicillof el que decidió en última instancia avanzar con la variante de los tres ajustes consecutivos, que potenciaron el malhumor y las protestas de los usuarios.

 

El fallo que por estas horas inquieta a los funcionarios salió del Juzgado de Garantías Nº 9 del Polo Judicial de Avellaneda, a cargo de Luis Carzoglia.

 

El magistrado resolvió darle curso a la acción de amparo que había solicitado el Defensor del Pueblo de Avellaneda, Sebastián Vinagre, contra los aumentos en el servicio de gas que autorizó el Gobierno y llevó adelante la empresa Metrogas, la cual tiene como principal accionista a la petrolera YPF que conduce Miguel Galuccio.

 

El fallo –que beneficia a unos 120.000 hogares bonaerenses– ordena suspender la aplicación de los incrementos dispuestos desde abril y facturar la próxima boleta con los valores que estaban vigentes al 31 de marzo, hasta tanto se resuelva la cuestión de fondo.

 

Según lo dispuesto por el juez, la empresa deberá emitir las próximas facturas con dos valores distintos (con y sin los aumentos en danza) para que cada usuario pueda optar por el pago de un monto u otro.

 

Este amparo “antiaumento” se suma a los que se vienen registrando desde mayo y benefician a los clientes residenciales de San Nicolás, Ramallo, Pergamino, San Pedro, Baradero, Bartolomé Mitre, Colón, Necochea, Mar del Plata, Miramar, Mar Chiquita, Balcarce, Mendoza y San Luis.

 

También, rigen amparos que frenan los aumentos en Olavarría, Azul, Tandil, Rauch, Las Flores, Roque Pérez, Saladillo, Alvear y Tapalqué.

 

Y en el caso de la empresa Litoral Gas, el fallo vigente alcanza a todos los usuarios hogareños de la provincia de Santa Fe que no tienen que afrontar las nuevas tarifas hasta que se resuelve la cuestión de fondo sobre la legalidad de los  aumentos en juego.

 

José Alperovich rumbo a la cárcel
Rogelio Frigerio encabezando el encuentro donde se presentó el comienzo del dialogo para la reforma política.

También te puede interesar