FÚTBOL Y POLÍTICA

Ya descendido, el equipo de Omar Perotti custodiará el desempate de alto riesgo Colón - Gimnasia

La provincia advirtió que no está en condiciones de recibir visitantes, pero igual se jugará con ambas hinchadas en cancha de Newell's. Movilizarán como mínimo 1.300 efectivos.

A pocos días de terminar su gestión, el gobernador Omar Perotti tendrá que afrontar la organización de un evento deportivo de alto riesgo que concentrará las miradas de todo el país: la definición del descenso entre Colón de Santa Fe y Gimnasia de La Plata. Será el próximo viernes en Rosario y habrá un mega operativo que demandará entre 1.300 y 1.500 efectivos policiales. A pesar de los reparos dentro del Ministerio de Seguridad, la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) insistió en que el partido se jugase en la cancha de Newell's Old Boys, el gobierno aceptó y el ministro de Seguridad, Claudio Brilloni, quedó al mando de garantizar la seguridad del desempate.

“No es un partido de alto riesgo, es de altísimo riesgo”, le dijo a Letra P un funcionario de la cartera de Seguridad sobre el encuentro que tendrá a las hinchadas de sabaleros y triperos en una misma cancha. La propuesta para jugar en el estadio Marcelo Bielsa llegó desde la AFA y tuvo el visto bueno de ambos clubes.

En la gestión provincial recibieron el pedido “sin demasiada alegría” y aseguraron que será “un operativo muy complejo”. En un momento se barajó la posibilidad de jugar sin público, pero finalmente se asumió el compromiso de recibir a las dos parcialidades. El encuentro será el viernes 1° de diciembre a las 17.

Si bien no está confirmado de manera oficial, el encuentro tendría 14.000 hinchas de cada lado. Serán 8.000 generales y 6.000 plateas. En un principio se barajó la posibilidad de hacerlo en San Nicolás (Buenos Aires), pero la capacidad era mucho menor y por ese motivo se terminó pidiendo jugar en la cancha de Newell’s.

https://publish.twitter.com/oembed?url=https%3A%2F%2Ftwitter.com%2FLigaAFA%2Fstatus%2F1728846973787316618&partner=&hide_thread=false

En la cartera de Seguridad hablan de que se está haciendo una “excepción” al aceptar albergar este encuentro. En un contexto donde los hechos de violencia y crímenes son prácticamente moneda corriente en Rosario, un equipo descenderá el próximo viernes y por lo general cuando eso ocurre siempre hay riesgos de desmanes y enfrentamientos entre las hinchadas y la policía. Se está ideando un plan para evitar todo eso.

A este complejo episodio se le suma una cuestión más relacionada a la parcialidad de Colón. El club santafesino tiene dos barras bravas -“Los de Siempre” y “La Negrada”- que se enfrentaron violentamente y con disparos en más de una ocasión. En el estadio Brigadier López cada facción ocupa una cabecera y aún es una incógnita qué ocurrirá en la cancha de Newell’s.

Omar Perotti y Cluadio Brilloni.jpg
El gobernador de Santa Fe Omar Perotti y su ministro de Seguridad Claudio Brilloni.

El gobernador de Santa Fe Omar Perotti y su ministro de Seguridad Claudio Brilloni.

A pesar de que el encuentro es de “muy alto riesgo” requiere una importante cantidad de efectivos, se buscará evitar que signifique una merma de presencia policial en el resto de la Cuna de la Bandera. A su vez, se está trabajando en un operativo en la capital provincial para el traslado de los y las hinchas de Colón y evitar cualquier foco de conflicto posterior al partido.

Los ministros Bastía y Olivares explicaron el pago de las paritarias del 2023. 
Romina Diez y Javier Milei

También te puede interesar