02|8|2022

Navarro se sumó al coro contra CFK: “Hace mucho no va a un barrio”

22 de junio de 2022

22 de junio de 2022

El dirigente social aseguró que la vicepresidenta “no reconoce que hay una forma de trabajo comunitaria” y apuntó contra Larroque: "No da pie con bola".

El nuevo “debate” abierto por Cristina Fernández de Kirchner por el rol de las organizaciones sociales no se detiene. El dirigente del Movimiento Evita y funcionario de la jefatura de Gabinete, Fernando Navarro, aseguró que los planes sociales “no están tercerizados”, al tiempo que criticó a la vicepresidenta al asegurar que “hace mucho no va a un barrio”. 

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

“Hace mucho no va a un barrio. Si no, no se entiende lo que dijo el lunes, pero es un problema de la clase política en general, de la cual soy parte”, manifestó el dirigente en declaraciones a FutuRock, donde aseguró que la dirigencia “no reconoce que hay una forma de trabajo comunitaria”, ya que “el Estado retrocedió en el 2001 y nunca volvió a ciertos lugares”. 

 

La disputa entre Cristina Kirchner y el Movimiento Evita no es nueva: solapada primero, salió a la luz durante la presidencia de Mauricio Macri, cuando el kirchnerismo acusó a las organizaciones sociales de no enfrentar su modelo económico a cambio de planes, lo que derivó en un quiebre en las elecciones legislativas de 2017, en las que la organización respaldó a Florencio Randazzo como candidato a senador y no a la expresidenta, que compitió bajo las banderas de Unidad Ciudadana. Este lunes, durante un acto en Avellaneda, la tensión volvió a reeditarse, por la acusación de la vicepresidenta de manejar de forma discrecional los distintos planes sociales del Estado nacional. “Si Evita los viera, mamita”, lanzó en un acto de la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA). 

 

"Los políticos hablamos de cuestiones que no conocemos a fondo, no entendemos que el capitalismo y el mercado laboral se ha transformado", consideró Navarro en la misma sintonía que su compañero de militancia Emilio Pérsico, quien este miércoles también le replicó a la vicepresidenta: “Cristina es muy injusta, no conoce el tema y se equivoca”. "Yo entiendo que no conoce que el Estado es el que controla y emite los planes, y los beneficiarios tienen sus tarjetas personales", agregó Navarro.

 

"Se habla de algo que no se conoce. Sería bueno que nos vayamos un mes a vivir y trabajar a un barrio”, profundizó el dirigente de Evita, y ahondó: “Hay que escuchar, aprender y entender que las nuestras son verdades relativas, hay que tener los brazos abiertos y las manos extendidas".

 

Otro de los apuntados por Navarro fue el ministro de Desarrollo de la Comunidad de Buenos Aires, Andrés Larroque, quien acusó al Movimiento Evita de haber hecho “un pacto” con el ministro de Economía, Martín Guzmán, para “bancar el ajuste”. "El 'Cuervo' últimamente no daba pie con bola, dice cosas que no son ciertas", le dedicó, antes de considerar que “la discusión no es mala” si apunta a “mejorar la vida de los argentinos”, pero anotó un asterisco: “si son en detrimento del Gobierno no sirve, porque no se resuelve demoliendo, sino construyendo”. "Si está en manos de La Cámpora está bárbaro, ¿no?", se preguntó con ironía.

 

Otro dirigente que apuntó contra Cristina Kirchner fue Luis D´Elia, quien, a través de las redes sociales, afirmó que la "sobreactuación, el histrionismo, el trato despectivo y la soberbia" de su discurso, "declarándole la guerra a los movimientos sociales ha causado un enorme dolor en las barriadas populares que durante 20 años han dejado la vida por la Patria, por el Pueblo y por Ella (sic)".