EL FONDO EN DIPUTADOS

La foto previa presagia amplio respaldo al acuerdo: 200 votos cuenta la Rosada

El poroteo anticipa una aprobación mayoritaria del pacto tras las resignaciones del oficialismo en comisiones. Se espera que queden expuestas las diferencias.

El gobierno del Frente de Todos enfrentaba este jueves una de las sesiones más determinantes para su futuro desde que Alberto Fernández juró como presidente y llegó a la Casa Rosada. Desde las 14, la Cámara de Diputados trataba el proyecto de ley para aprobar el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) a partir de un dictamen totalmente distinto al texto que envió el Ejecutivo hace una semana. Este martes, 90 minutos antes de la medianoche, fue firmado por una amplia mayoría de integrantes del plenario de las comisiones de Presupuesto y Hacienda y de Finanzas. 

 

La votación de este jueves expondrá por primera vez el nivel de acuerdos alcanzados entre oficialismo y oposición luego de una semana de negociaciones que entraron en su fase crítica en las últimas 24 horas, pero también expondrá las diferencias internas en cada una de las principales coaliciones. 
La atención estará puesta en el Frente de Todos respecto al comportamiento que tendrá la bancada, estremecida desde el 1° de febrero, cuando el diputado Máximo Kirchner renunció a la presidencia del bloque en desacuerdo con los métodos y los resultados de la negociación que dirigió el ministro de Economía, Martín Guzmán, durante dos años. 

 

Desde hace 40 días, la bancada oficialista es conducida por el rosarino Germán Martínez. En la sesión de este jueves se conocerá hasta dónde llegó la estrategia de persuación utilizada para sumar todos los votos posibles ante las diferencias internas que quedaron expuestas con el paso al costado de Kirchner. 

 

Los porotos

De las 118 voluntades del FdT, se estiman 90 votos a favor del acuerdo y una treintena de abstenciones o rechazos. Así como hay expectativas sobre la presencia o ausencia de Kirchner en el recinto, que el 1° de marzo no participó de la Asamblea Legislativa, también hay incógnitas sobre la decisión que adoptarán las 18 bancas controladas por la organización La Cámpora. Los dos diputados y la diputada que forman parte del Frente Patria Grande, referenciado en Juan Grabois, ofrecieron una conferencia de prensa y anticiparon que no respaldarán el pacto. El espacio integra el FdT y está integrado por Itai Hagman, Natalia Zaracho y Federico Fagioli. Se pronunciaron sobre la orientación de su posición, pero no precisaron si se abstendrán, se ausentarán o si votarán en contra. 

 

En el caso del diputado Juan Carlos Alderete y la diputada Verónica Caliva, de la Corriente Clasista y Combativa (CCC), se espera que se ausenten. Fueron los primeros de la coalición oficialista en anticipar su negativa. 

 

Las composición de los firmantes del dictamen acordado este miércoles anticipa, en parte, cómo será la votación en el recinto. Los cambios de último momento sirvieron para contar con un amplio respaldo de JxC, pero podrían hacer ruido adentro del oficialismo, porque los negociadores, encabezados por Massa y Martínez, aceptaron resignar la inclusión del programa para alcanzar las metas pactadas con el FMI y también dejaron afuera los fundamentos que, si bien no se votan, incluían la certeza de que la firma del acuerdo no frena las acciones judiciales en curso. Lo mismo que dijo Fernández ante la Asamblea Legislativa y el momento elegido por las representaciones del PRO en Diputados y en el Senado para abandonar el recinto en rechazo a ese mensaje. 

 

La bancada de JxC cerró las negociaciones a su favor y ahora hará valer su apoyo, pero también tiene diferencias. Anoche, el dicamen no contó con las firmas de Gerardo Milman, Omar De Marchi y Federico Angelini, que este jueves aclaró que votará a favor. Los tres son parte del ala más dura del partido amarillo. Graciela Ocaña, de Confianza Pública, aliada del alcalde Horacio Rodríguez Larreta, tampoco firmó. 

 

Con los 85 o 90 votos del oficialismo más unos 100 de JxC, los respaldos llegarían a 190. La aprobación en Diputados sumará apoyos del Interbloque Federal, que preside Topo Rodríguez y cuenta con ocho votos. Lo mismo sucederá con el Interbloque Provincias Unidas, liderado por Luis Di Giácomo, que tiene cuatro votos repartidos entre las dos bancas del bloque Juntos Somos Río Negro y las dos del Frente de la Concordia Misionero. 

 

Los rechazos confirmados asoman escasos ante la última coyuntura que dibujó el plenario de comisiones que concluyó este miércoles. Las cuatro bancas del Frente de Izquierda de los Trabajadores ratificará su posición histórica de rechazo, al igual que lo hicieron la CCC y el Frente Patria Grande, que están dentro del FdT. 

 

También hay otros cuatro votos en contra confirmados. Provienen de la ultraderecha, porque los bloques La Libertad Avanza, liderado por Javier Milei, y Avanza Libertad, conducido por José Luis Espert, ya anticiparon su rechazo. 
 

 

Marcos Carasso, titular de la UCR de Córdoba.
Díaz Ayuso le regaló otra foto offshore a Javier Milei y juntos le mojaron la oreja a Sánchez

También te puede interesar