14|11|2021

Javkin sueña con larretismo explícito para cubrirse de la inseguridad

25 de octubre de 2021

25 de octubre de 2021

Contra las cuerdas por un crimen, le pega a la Casa Gris y pide autonomía para tener policía propia. El alcalde porteño le hace coro. Perotti habla de recursos.

El intendente de Rosario, Pablo Javkin, empuñó como nunca el pedido de autonomía de la ciudad, esta vez, con el fundamento de crear una policía propia y abordar la inseguridad que se ha vuelto crítica. En la misma línea, Horacio Rodríguez Larreta, en su paso por la ciudad, lanzó un mensaje calcado que generó suspicacias políticas. El receptor número uno es el gobernador Omar Perotti quien devolvió dardos al jefe porteño.

 

El crimen de un joven arquitecto en ocasión de robo mientras guardaba su auto en el barrio de Arroyito agitó la demanda de seguridad en una marcha pública de un sector medio que cargó contra el intendente durante los días siguientes. Javkin sintió el golpe y reaccionó con algunos mensajes difundidos en redes. 

 

Desde el minuto uno intentó aclarar que no tiene facultades sobre las fuerzas policiales y que es una materia del gobernador. "Necesitamos que nos cuiden mejor", escribió en su cuenta de Twitter al otro día del crimen. Luego diferenció -algo que le trajo cuestionamientos- el asesinato de Joaquín Pérez con los que se cuentan casi a diario en zonas marginales y, en mayor medida, producto de una lucha entre bandas narco.

 

Pero el clamor por mayor seguridad no cesó, como tampoco la inquietud de Javkin por verse, por primera vez, interpelado por la ciudadanía. Este domingo, a través de un hilo de tuits intentó mostrarse al frente de la situación (“Soy el Intendente de una ciudad que no soporta más que le maten a su gente”), y, a la vez, insistió en remarcar que cuenta con pocas herramientas para combatir a la inseguridad.

 

“No alcanza porque, mientras tanto, los que tienen que protegernos con sus armas no nos cuidan como merecemos”, sostuvo. Por eso apeló a la tan reclamada autonomía de la ciudad que puede salir solamente a partir de una reforma de la Constitución provincial: “Claro que es mío (el problema), claro que hago todo lo que puedo, pero yo soy el Intendente de un municipio que no tiene autonomía, no tiene policía, no maneja fiscales, ni jueces, ni cárceles, que no tiene una sola persona a cargo que porte armas de fuego”.

 

“Dennos autonomía. Déjennos disponer dónde y cómo deben desplegarse y actuar las fuerzas”, agregó sin filtros en un mensaje dirigido a la Casa Gris. Casualmente, Rodríguez Larreta, en su paso por Santa Fe para apoyar candidatos de Juntos por el Cambio (JxC) hizo un planteo similar en el diario más importante de la región. “Rosario debería tener policía propia porque es una gran ciudad con un grave problema”, dijo a La Capital, medio que abordó el reclamo con amplitud. 

 

Larreta destacó los bajos índices de homicidios que tiene la capital federal luego de la creación de la Policía de la Ciudad de Buenos Aires en enero de 2017. Es una fuerza con recursos a disposición, altamente capacitados, con una estructura amplia y personal bien remunerado. Javkin se ve en ese espejo: “Me gustaría poder responder por todo, solucionar todo, pero no es que no quiero: no tengo las armas (...) Yo no puedo prevenir un homicidio con personal administrativo".

 

Algunos sectores peronistas leyeron la situación como a medida de una futura alianza entre el intendente de origen radical y el jefe de Gobierno, sobre todo por el tiro por elevación a Perotti que significa el reclamo. El gobernador contestó en LT9 con algo de veneno al particular pedido: "Cuando se tienen los recursos de la Ciudad Autónoma que no tienen otros distritos porque han recibido fondos adicionales se puede hablar de seguridad como lo hizo Rodríguez Larreta”.