X

En espejo con la avanzada en el Congreso, Cambiemos presiona con su mayoría en el Senado. Aduce que falta fluidez en las sesiones remotas. El FdT resiste.

Por 25/09/2020 15:18

El Frente de Todos y Juntos por el Cambio en la Legislatura bonaerense se preparan para debatir, y eventualmente readecuar, los protocolos de sesiones mixtas que aprobaron al inicio de la pandemia. Es que la oposición en el Senado, que detenta la mayoría, quiere regresar a las sesiones presenciales o disminuir el número de legisladores y legisladores en el modo virtual en temas sensibles como el Presupuesto 2021. Exponen como principal argumento los problemas de conectividad que impiden un diálogo fluido. El oficialismo adelantó su rechazo y argumentó su decisión en los altos índices de contagios y muertes diarias por coronavirus. 

 

 

“Utilicemos la creatividad, a lo mejor podemos pedir prestado el recinto de Diputados”, lanzó el presidente del bloque de JxC en la Cámara alta, Roberto Costa, minutos antes de que termine la sesión especial en la que se prorrogó la prohibición de ciertos desalojos en territorio bonaerense. En rigor, la propuesta que alcanza incluso la posibilidad de utilizar un teatro o el Pasaje Dardo Rocha, en La Plata, no requiere un nuevo tratamiento y aprobación, como sí sucedió a mediados de mayo, ya que la modificación del reglamento habilitó a senadores y senadoras a readecuar el número de bancas presenciales y a distancia. Es por eso que la oposición, que cuenta con 26 de las 46 bancas, pretende llevar la idea a labor parlamentaria. 

La principal razón que esbozan en el vidalismo tiene que ver con las problemáticas derivadas de las nuevas tecnologías, como la falta de una conexión de Internet fluida o dificultades para escucharse entre sí, algo que es transversal a las sesiones en otras instituciones, como la Cámara de Diputados bonaerense o el mismo Congreso de la Nación, lugar en el que también se tensa la relación entre oficialistas y opositores por este tema. De hecho, se estima que a nivel nacional serán cerca de 70 diputados y diputadas quienes estarán presentes para debatir el proyecto de ley de leyes y la iniciativa que busca que los más ricos del país hagan un aporte extraordinario para paliar la mega crisis que generó la pandemia. En cambio, en el ámbito bonaerense aún no hay demasiadas precisiones al respecto. 

 

 

Pese a ello, el titular del bloque del Frente de Todos en la Cámara alta, Gervasio Bozzano, reconoció los inconvenientes de sesionar a distancia, pero ponderó las recomendaciones de aislamiento que vienen difundiendo Alberto Fernández y Axel Kicillof. Dijo que están dispuestos a discutir el tema y admitió “que las dificultades técnicas son entendibles”, pero –dijo– hay dificultades sanitarias que deberían ser más entendibles”, e incluso recordó que el padre del diputado Juan Pablo de Jesús se encuentra internado por COVID-19.

La solicitud de la oposición provincial se da en sintonía con la postura a nivel nacional. Los tres jefes de bloque en la Cámara de Diputados de la Nación Mario Negri (UCR), Cristian Ritondo (PRO) y Maximiliano Ferraro (Coalición Cívica) le pidieron al presidente del cuerpo, Sergio Massa, que el Presupuesto 2021 y el proyecto de Aporte Extraordinario a las Grandes Fortunas se traten de forma presencial.