Buenos Aires | Ley Fiscal 2021

Kicillof modera el aumento de IIBB a los bancos para no chocar con la oposición

En el proyecto de ley impositiva, redujo 3 puntos la suba requerida respecto de la iniciativa legislativa discutida al inicio de la pandemia. Pasaría de 7 a 9%.

El gobierno de Axel Kicillof buscará aumentar la presión impositiva a los bancos para potenciar la recaudación bonaerense, aunque con una suba de menor magnitud a la que intentó aplicar el kirchenrismo legislativo a principio de año, durante el inicio de la pandemia. Aquella iniciativa -que formalmente nunca fue presentada- contemplaba gravar con un 12% los IIBB bajo el argumento de crear un fondo solidarios covid-19. Ahora, en el proyecto de ley impositiva 2021, la administración bonaerense busca incrementar dos puntos la alícuota, del 7 por ciento actual al 9%. Baja tres puntos para atemperar de arranque la discusión en la Legislatura, donde la oposición manda en una de las cámaras. 

 

 

Sin embargo, el movimiento no fue idéntico. Mientras que la idea del tándem Otermín-Tignanelli era mover el porcentual de 7 a 12 por ciento, el proyecto de ley fiscal establece que queda en 9%. Según un informe del Banco Central, entre noviembre de 2015 y noviembre de 2019, las entidades crediticias lograron una ganancia superior al 300%, con preponderancia de la banca privada.
 

 

Según explicó el ministro de Finanzas y Haciendas Pablo López al presentar el presupuesto y la ley fiscal 2021 en la Legislatura, el aumento impositivo en los Ingresos Brutos solo será para este sector, en tanto que el resto de las actividades seguirán con el gravamen que tienen. 

 

El año pasado, la discusión y aprobación de la ley fiscal 2020 fue un proceso complejo para la flamante administración. A días de asumir y sin peso legislativo en el Senado -donde Juntos por el Cambio controla 26 de las 46 bancas y el Frente de Todos tiene las 20 restantes-, la oposición hizo valer su mayoría y logró cambios significativos al proyecto original; sobre todo en lo que respectaba a los ingresos brutos de las cableoperadoras y una tasa de carga y descarga en puertos bonaerenses enfocado con énfasis a la industria cerealera.
 

 

Durante algunas semanas del verano la discusión estuvo trabada. El oficialismo acusaba a legisladores que respondían a María Eugenia Vidal e intendente del PRO de defender los intereses de Clarín y desfinanciar la provincia, mientras que la oposición contraatacaba con que la tasa que había dispuesto el proyecto era un impuesto aduanero encubierto y que la Provincia no tenía potestad para legislar sobre ese asunto. 

 

El Gobierno apuesta a que, esta vez, una suba de 2% a una actividad que aun en pandemia mantuvo ganancias corra en la Legislatura, sin escollos en la negociación política. En la ley fiscal se establece que la Provincia tendrá una suba de la recaudación a partir de la reactivación económica.

 

kicillof engorda su agenda anti-pacto de mayo con visitas a gremios
Axel Kicillof saliendo de la Casa Rosada

También te puede interesar