X

Detuvieron a una persona vinculada con Los Monos y el ministro de Seguridad apuntó a organizaciones que tienen relaciones con la “policía desplazada”. El “desmanejo de la seguridad pública”.

Por 13/01/2020 10:00

El ministro de Seguridad de Santa Fe, Marcelo Saín, indicó este lunes que hay “organizaciones” detrás del asesinato perpetrado el sábado por la noche en el casino City Center de la zona sur de Rosario, por el cual en las últimas horas fue detenido un hombre, y responsabilizó al socialismo por “el desmanejo de la seguridad pública”.

 

 

Enrique Encino era el nombre de la persona fallecida. Se desempeñaba como gerente de la sucursal del Banco Nación en Las Parejas, a unos cien kilómetros de Rosario. Minutos antes de las 23, se acercó a una zona al aire libre y desde -presumiblemente- una moto, dispararon hacia el balcón en el que se encontraba. Recibió un disparo en la cabeza y murió el domingo.

“No estaba en el cometido matar a alguien, le dispararon desde una calle lateral, una moto disparando a alta velocidad con el objetivo de generar conmoción social o apriete a un sector que gerencia algún sector del casino y con el cual había una connivencia, ya lo veremos”, amplió el funcionario designado por el gobernador Omar Perotti.

 

 

Saín, en diálogo con Radio Con Vos, ponderó que se produjera una “detención muy importante” producto de una “pista firme”. A Maximiliano "Cachete" Díaz, que fue apresado en el centro rosarino, se le adjudica un vínculo con Ariel "Guille" Cantero, uno de los líderes de la organización narcocriminal Los Monos, quien cumple condena en Ezeiza.

Sin nombrar a la banda delictiva, el ministro reconoció el accionar del “remanente” de una organización que tiene “relación con algunos sectores de la policía desplazada”. Saín consideró que Los Monos están “limitados económicamente” y practican una suerte de “extorsión a flor de piel”.

Sobre el cierre, Sain responsabilizó al socialismo que gobernó la provincia “por las cosas que pasaron y el desmanejo de la seguridad pública”. En ese sentido, apuntó que la banda “competidora” de Los Monos, liderada por el ya detenido Esteban Lindor Alvarado, era “muy protegida por el Estado”.