X
La medida de fuerza será el jueves 5 de diciembre. Reclaman llamado “urgente” a paritarias. Advierten que en cuatro años los trabajadores del sector “perdieron un 18% de su poder adquisitivo”.
Redacción 29/11/2019 9:16

Judiciales bonaerenses realizarán el próximo jueves 5 el último paro de la era Vidal. La razón vuelve a ser el reclamo por reapertura de paritarias, al denunciar que en cuatro años los trabajadores del sector “perdieron un 18% de su poder adquisitivo” en un contexto de “emergencia” del Poder Judicial en la provincia de Buenos Aires.  Ante este escenario, también se realizarán acciones locales en los diferentes departamentos judiciales.

“Una de las peores crisis se cierne sobre las y los trabajadores judiciales”, definieron en la Asociación Judicial Bonaerense para marcar que en los tribunales de la provincia se han deteriorado “a un ritmo vertiginoso” las condiciones laborales y salariales. “Estas circunstancias impactan en forma directa en la calidad y celeridad de los procesos judiciales así como en la atención de las personas que reclaman una respuesta del Poder Judicial frente a derechos vulnerados”, advirtieron en un comunicado.

“Como venimos denunciando, durante los últimos cuatro años los salarios en el Poder Judicial bonaerense perdieron un 18% de su poder adquisitivo, y si no se garantiza un aumento inmediato ese retroceso llegará al 25% al término de 2019″, expresó Pablo Abramovich, secretario general del gremio.
 


A la demanda salarial se suma la del incremento “urgente” de la planta de personal para paliar “la enorme sobrecarga laboral existente en el Poder Judicial,  que afecta con especial intensidad a los fueros de Familia, Laboral, Penal, Contencioso Administrativo y a la Justicia de Paz”, enfatizaron para reclamar también la creación de nuevas dependencias judiciales, la puesta en funcionamiento de los organismos ya creados por ley y la participación del sindicato judicial en las mesas de discusión sobre Mapa Judicial.

“Estamos convencidos que la situación de emergencia que atraviesa el Poder Judicial bonaerense sólo puede resolverse mediante un profundo proceso de democratización, uno de cuyos ejes centrales es la apertura de instancias paritarias con el Ejecutivo, la Suprema Corte y la Procuración General donde abordar en profundidad las diferentes problemáticas. Sumado a eso, ya cumplido un cuarto de siglo desde la reforma constitucional, es necesario que de una vez por todas se sancione la ley de negociación colectiva para el Poder Judicial”, agregó Abramovich.

Con respecto a la emergencia edilicia que viene denunciando la AJB y que ha sido ratificada por la misma Suprema Corte, se subrayó la necesidad de aumentar las partidas presupuestarias para mantenimiento, la ejecución de obras en pos de garantizar más y mejores dependencias y la realización de inspecciones regulares con veedores sindicales, además de la construcción de mapas de riesgo.