X
Un ex diplomático de la Di Tella que trabajó con Lavagna y Kirchner desmitifica la estrategia oficial de la decadencia ajena. El derrumbe del PBI y la inflación, récord en gobiernos no populistas.
Por 30/10/2018 17:23

“El desempeño de la economía argentina, evaluado en perspectiva histórica y con distintos patrones de comparación, es decepcionante”, arranca Adrián Nador, magíster en Derecho y Economía de la Universidad Di Tella en un trabajo corto pero de impacto en el que derriba uno de los grandes mitos de la política nacional: si el peronismo y los gobiernos de ese signo fueron o no culpables de las peores penurias de la economía. El estudio adquiere relevancia en un contexto en el que el Gobierno Nacional definió que jugará la campaña 2019 con dos caballitos de batalla: la bandera de la anti corrupción y el eslogan de que el PJ le dio al país los peores 70 años de su historia.

 

Menem y Alfonsín, dos de los que mayores índices de inflación afrontaron. 

El informe de Nador -un diplomático que trabajó en Cancillería entre 2012 y 2015 y fue secretario del ministerio de la Producción con Lavagna, en 2002-2004), admite que impactan factores externos en las políticas de los gobiernos, pero establece la prioridad de derribar tres mitos populares: 1. El que ubica al peronismo como punto de inflexión entre una época dorada y otra de decadencia económica del país. 2. El que responsabiliza al peronismo por el desempeño decepcionante de la economía argentina. 3. El que asigna a los gobiernos peronistas el carácter populista en comparación con otros gobiernos valorados por una parte de la sociedad como menos populistas vis a vis el peronismo o no populistas. Esta teoría basada en números ya había sido alertada como cierta por algunos especialistas vinculados a Cambiemos, como el historiador y economista radical Pablo Gerchunoff.

 

 

Sobre el mito 1, el análisis muestra que “en los 45 años relevados del período pre peronismo, el desempeño de la economía argentina medido como crecimiento del PBI per cápita fue muy magro, apenas 1,08% anual promedio”. En el mismo período, aclara Nador, la región creció 1,89% y apunta que “el promedio de crecimiento per cápita anual es significativamente mayor en Argentina a partir de 1946 que durante el pre peronismo (1,41% promedio anual vs 1,08% promedio anual, respectivamente).

El especialista dice sobre el mito 2: “deberá buscarse más allá de los mentados últimos 70 años, en un período más extenso y que excede los 100 años”, asevera. Es que “en los 37 años gobernados por gobiernos peronistas, el crecimiento per cápita del PBI de los argentinos medido en términos reales fue de 2,47% anual promedio; mientras que en los 34 años gobernados por no peronistas, el PBI per cápita creció en promedio apenas 0,26% anual”. El informe completa diciendo que “esta diferencia en el desempeño económico entre gobiernos peronistas y gobiernos no peronistas se ensancha desde el retorno de la democracia, en 1983. En el período 1984-2016, 24 años de gobiernos peronistas muestran en promedio un crecimiento per cápita de 2,72% anual; mientras que los 9 años de gobiernos no peronistas, en promedio, dejan las cuentas en rojo, con una baja del 2,46%”.

 

Macri hace campaña estratégica con el anti populismo económico en plena recesión. 

En la misma línea, Nador aclara que “durante los gobiernos peronistas el país crece, en promedio, al ritmo de la región, mientras que a los gobiernos no peronistas les ha costado muchísimo producir incluso resultados positivos (sin lograrlo de hecho desde 1983)”.

 

La inflación en la última parte del kirchnerismo fue elevada pero el INDEC intervenido no permitió cifras oficiales. 

Por último, respecto al mito 3, el trabajo apunta que “en los 34 años de gobiernos no peronistas, la inflación promedio anual fue cuatro veces superior al promedio de los 37 años de gobiernos peronistas”. En la cifra fina, explican que “considerando la medición de las variaciones de precios anuales punta a punta, los 34 años de gobiernos no peronistas promedian una variación anual del IPC de 261,4%; mientras que en los 37 años de gobiernos peronistas, el promedio da 64,5%”.  Concluye el informe, en relación a la inflación, que quedan “completamente fuera de rango” dos experiencias puntuales de los últimos 70 años. “1989 y 1990, período no peronista y peronista, respectivamente, en los cuales la inflación fue de 4 dígitos”. Así las cosas, separando esos dos períodos, el promedio de inflación de los 33 años de gobiernos no peronistas queda en 120,2%; mientras que el promedio de los 36 años de gobiernos peronistas, en 28,9%. (…) Sólo dos de los 16 años con registros de inflación de 100% o más fueron gobernados por el peronismo”.