Elecciones 2017

Todos jugaron para Macri: la campaña empezó a la medida del Gobierno

La defensa de Boudou que hizo Vallejos instaló la corrupción en agenda. Massa y Randazzo salieron a atacar al kirchnerismo. El oficialismo aprovechó y sus medios aliados hicieron el resto.

Se largó la campaña electoral, y no de cualquier forma. Con las repercusiones del armado de listas todavía frescas, la encendida defensa de la primera candidata a diputada nacional de Unidad Ciudadana, Fernanda Vallejos, al ex vicepresidente Amado Boudou, se convirtió en un  boomerang para el kirchnerismo, que terminó siendo el blanco de las críticas por parte de los otros dos principales postulantes de la oposición, Sergio Massa y Florencio Randazzo. El oficialismo sacó provecho del gol en contra y los grandes medios, que prometen jugar un rol protagónico en la formación de opinión hacia los comicios, hicieron el resto.

 

 

Con la ex presidenta Cristina Kirchner procesada en las causas Los Sauces y la denominada “dólar futuro”, era difícil que la corrupción en la gestión anterior no se ubicara como uno de los ejes de la campaña. Sin embargo, buena parte del kirchnerismo -que intenta despegarse de la figura de Boudou-, asistió con sorpresa a las primeras declaraciones periodísticas de Vallejos como candidata. La economista denunció que el ex vicepresidente sufre una “persecución judicial y mediática” y lo comparó con figuras de la talla de Hipólito Yrigoyen y Juan Domingo Perón, y también con Néstor y Cristina Kirchner.

 

 

 

En paralelo, Massa reforzaba su discurso contra la corrupción. “Está claro que Cristina necesita los fueros y por eso decide ser candidata. Está claro también que el Gobierno necesita a Cristina de candidata porque le permite discutir el pasado y no el presente”, dijo este lunes el primer candidato a senador de 1País, apremiado por romper con la polarización. Con ese mismo objetivo, Randazzo, el postulante del Frente Justicialista, citó a Vallejos y tuiteó: “Esta es una de las cosas que nos diferencias del espacio que conduce Cristina”.

 

Ambos discursos terminaron siendo funcionales al gobierno de Mauricio Macri, que se regodea con las causas que involucran a los anteriores funcionarios, y ve con buenos ojos que el tema de la corrupción K se instale fuerte en una campaña. Cambiemos observó desde afuera la disputa que se suscitó este lunes: su candidato, Esteban Bullrich, todavía no rompió el silencio desde que resultó elegido para encabezar la boleta de senadores.  

 

Las tapas de los dos principales diarios de este martes terminaron por confirmar que, al Gobierno, la discusión le salió redonda. “El kirchnerismo dice que la corrupción es un invento de los medios”, ironizó Clarín en su título de tapa. La Nación aportó: “Arrancó la campaña con un fuerte debate sobre la corrupción kirchnerista”.

 

 

 

 

El gobernador Maximiliano Pullaro y Patricia Bullrich durante una de las visitas de la ministras a Rosario.
El presidente Javier Milei y la gerenta del FMI Kristalina Georgieva. 

También te puede interesar