Política y negocios

Crece la inquietud en la Uocra por daños colaterales de la causa Báez

Los hijos del empresario apuntarían al dirigente Carlos Romero para reducir la futura condena del titular de Austral Construcciones. Negocios millonarios en Entre Ríos y amistad con Máximo Kirchner.

La trama judicial que tiene como protagonista al empresario patagónico Lázaro Báez, procesado y preso en el marco de una investigación por presunto lavado de activos, no solo genera temor entre los hombres de negocios por lo que pueda llegar a decir con tal de lograr una reducción a su futura condena. En el sindicalismo también hay inquietud, concretamente en la Unión Obrera de la Construcción (Uocra), que conduce Gerardo Martínez.

 

El epicentro del problema estaría en el secretario general del gremio para la Zona Sur del país, Carlos Romero, que en los últimos años realizó cuantiosas inversiones en la provincia de Entre Ríos. Allí, incursionó en la construcción y también en la cría de pollos. Una inversión millonaria que no se ajusta a los supuestos estándares financieros de un dirigente sindical.

 

El socio oculto del gremialista no sería otro que Báez. Éste es uno de los tantos puntos que los hijos del empresario podrían aclarar llegado el momento. Y podría hacer un daño más considerable que los negocios y las licitaciones que la empresa principal del procesado, Austral Construcciones, ganara en sociedad con Angelo Calcaterra, primo del presidente Macri y hombre fuerte de los negocios de la familia presidencial.

 

Romero suele presentarse en determinados ambientes como el inminente sucesor de “Cuchara” Martínez al frente de Uocra. Y asegura que el sindicato necesita oxigenarse y que la única manera es hacerlo a través de la juventud. Romero combina esta idea con su cercanía al ex hijo presidencial y actual diputado por el Frente para la Victoria, Máximo Kirchner.

 

En setiembre de 2015, en el pueblo Los Antiguos, de la provincia de Santa Cruz, Romero organizó una reunión de delegados sindicales sureños y Máximo fue el invitado de lujo de la velada, que se extendió hasta bien entrada la madrugada. Un estallido en la causa Báez cancelaría todos los planes de Romero para cualquier renovación sindical.

 

Romero tiene negocios además en Calafate y fue el padrino político del ex interventor de Uocra Santa Cruz Carlos Garcia, víctima fatal en un sospechoso accidente e imputado años atrás por tráfico de estupefacientes.

 

La Pampa: Sergio Ziliotto saca cuentas y enfrenta su primer conflicto sindicalFOTO: www.radiokermes.com
Qué cambia en el gobierno de Javier Milei con la llegada de Guillermo Francos al Gabinete

También te puede interesar