Política

Guido Carlotto: entre el ninguneo, la traición y los Derechos Humanos

Guido Carlotto asumió hace tres meses como titular de la Secretaría de Derechos Humanos del gobierno provincial de Daniel Scioli. Y lo que en ese momento fue una noticia sorpresiva, teniendo en cuenta que ese nombramiento significaba el ingreso de un ultrakirchnerista al Gabinete del ex motonauta -con todo lo que eso implica-, hoy no es tal. Kibo ha sido excluido por los sectores más K, a tal punto de sufrir un notorio ninguneo, específicamente por ser considerado como un traidor que se cortó solo, y ya no hay vuelta atrás.

Desde el vamos, leer el apellido Carlotto como miembro del Ejecutivo provincial llamó la atención, principalmente por el contexto político en el que desde hace varios meses protagonizan sciolistas y kirchneristas. Hoy, a casi cuatro meses de aquella asunción, el hijo de la titular de Abuelas de Plaza de Mayo parece que está pagando las consecuencias.

 

Es que el ex candidato a intendente de La Plata llegó a ocupar el sillón de la Secretaría de Derechos Humanos sin el aval del kirchnerismo, y esto ha sido difícil de remontar. Hoy por hoy es la propia Cámpora quien le cerró las puertas a Carlotto, porque es sabido que internamente la orden de la agrupación juvenil es despegarse de la gestión de Scioli, y claro está, el hijo de Estela se encuentra en una posición totalmente descoordinada de esa línea de pensamiento.

 

“Lo de Kibo Carlotto es el ejemplo más claro de traición al proyecto nacional y popular”, dicen dentro de La Cámpora, y es más, la acusación es aún más grave cuando se refieren al funcionario como “traidor de la causa nacional”. Y tal vez lo más doloroso para él no es que lo que se busque sea que abandone su cargo, sino que se siente en soledad por estar siendo ignorado, y hasta visto como “una causa perdida” por los camporistas.

 

Precisamente los más kirchneristas no tienen como objetivo que Carlotto abandone el barco y le cierre la puerta a Scioli, sino que se contentan con cerrarle la puerta ellos a él, no atendiendo los teléfonos y dándole la espalda.

 

“Kibo se mudó con su esposa, su hija y un grupo de asesores a la Secretaría y asumieron la conducción rápidamente sin convocar a una amplitud de organismos. Lo único que hizo fue un microemprendimiento familiar, se cerraron solos”, dicen los camporistas. Esto selló la suerte del Secretario.

 

Su mano derecha y jefe de campaña, Nicolás Carvalho, no es una persona reconocida por haber militado en el peronismo, y esto también molesta internamente. Él acompaña fielmente a Carlotto y es hasta el día de hoy que se muestra convencido de que Kibo puede volver a ser candidato a intendente en 2015 y hasta incluso ganar las elecciones porque, paradójicamente a como lo ven desde otros sectores, “es lo único que queda del kirchnerismo puro en La Plata”.

 

Otro de los casos que ilustran la situación que padece Carlotto con La Cámpora es el de la directora de Promoción y Protección de Derechos Humanos, María de las Nieves “Manene” Piovani, que también abandonó la agrupación ultra K, en particular del grupo que conducía Horacio Bouchoux. Junto con Kibo, hoy también forma parte del grupo de los traidores, según los camporistas. Es que ella tampoco viene del peronismo, y hoy la realidad marca que el único vínculo existente con el kirchnerismo es encarnado por Matías “Gitano” Moreno, ya que es muy respetado por su militancia. Hijo de desaparecidos, este año sentó precedentes por una causa de Derechos Humanos en la ciudad de Olavarría.

 

Guido Carlotto estuvo presente en la jornada de ayer, en el Pasaje Dardo Rocha en La Plata, en el marco de la presentación del Informe Anual 2012 de la Comisión Provincial por la Memoria, que pintó un duro análisis de cómo es la situación de las cárceles en todo el territorio bonaerense. Allí habló con la prensa y se mostró algo expectante, con declaraciones medidas y marcando que “es la primera vez que presencio algo así”. Todavía parece estar conociendo el cargo que ocupa desde mediados de mayo de este año. Mientras tanto, desde afuera no necesitaron tanto tiempo para marcar su suerte a futuro.

 

Toto Caputo pone en marcha la Fase 2
La Libertad Avanza en Río Negro. Se trabaja para la oficialización del partido de Javier Milei en Río Negro.

También te puede interesar