ENTRE RÍOS

Rosario Romero quedó al frente de la Liga de Intendentes del PJ

La mandataria de Paraná fue elegida para llevar el diálogo con Frigerio y el gobierno nacional. Impronta de gestión, sin descuidar la rosca partidaria.

Los jefes y jefas comunales del Partido Justicialista de Entre Ríos conformaron la agrupación formal que los nuclea. Se trata de Liga de Intendentes del PJ. Eligieron para presidirla a la intendenta de Paraná, Rosario Romero, quien marcó como propósito “trabajar temas de gestión y de vínculos con los gobiernos provincial y nacional”.

De Romero subrayaron, las cualidades dialoguistas y su perfil institucional. Además, entienden que el hecho de tener diálogo frecuente con el gobernador suma en favor de las necesidades del grupo.

Por otro lado, estar en la capital es un factor que a pesar de la cercanía que posibilitan las nuevas tecnologías no se desdeña a la hora de la gestión ante funcionarios provinciales.

El contexto de este momento es que intendentes e intendentas peronistas se ven por primera vez en 20 años en la obligación de conversar con una administración provincial presidida por otro partido, en este caso Rogelio Frigerio de Juntos por Entre Ríos, lo que supone una dinámica de diálogo que no conocían.

En las breves declaraciones de Romero a Letra P luego del encuentro de los intendentes en la localidad de Piedras Blancas, marcó la impronta institucional que pretende imprimirle a la Liga. La cuestión política podrá canalizarse a través de la conducción política el Partido Justicialista (PJ), cuyas autoridades están próximas a renovarse.

“Es propósito de la Liga de Intendentes e Intendentas trabajar temas de gestión y de vínculos con los gobiernos de la provincia y de la Nación en función de los aspectos que atendemos de forma cotidiana en favor de los vecinos”, marcó la presidenta municipal de la capital provincial y explicó: “Por las obras que tenemos que tramitar, en algunos casos obras inconclusas, y trazar una agenda común propia de la gestión municipal que cada uno desarrolla”.

La reunión, calificada como “muy buena” por más de un protagonista consultado, se extendió por más de cuatro horas. Allí se decidió por consenso armar una estructura de conducción de seis personas, con paridad de género y mandato de un año.

También resolvieron que Gustavo Bastián, de San José, sea vicepresidente y Damián Arévalo, de Feliciano, el secretario. Las vocalías quedaron para la intendenta de El Pingo, Laura Rupp, Juan Amavet de Santa Anita y Adriana Meza Torres de Los Conquistadores.

Rosca partidaria para elección del PJ

El cónclave presencial sirvió para, además de tratar lo que definieron como “agenda prioritaria” y “estrategias de gestión común”, dedicarle largos párrafos a la rosca partidaria.

Según uno de los presentes, se habló de la próxima elección de autoridades para dirigir el PJ provincial, el 10 de marzo. Así, primó la idea de aportar a una lista de unidad, pero con un partido que acentúe las territorialidades a partir de los Consejos Departamentales, dando protagonismo a los intendentes en esos ámbitos.

Como una de las apuestas es que sea un intendente quien presida el partido, y uno de los nombres en danza es el de José Eduardo Lauritto, de Concepción del Uruguay, su nombre se dejó liberado a propósito, y no aparece en la conducción de la Liga a pesar de la relevancia de la ciudad que gobierna.

Embed

Un dato que puede leerse en este sentido es que antes de llegar a Piedras Blancas, Lauritto pasó por Paraná y tuvo un encuentro con Romero. Quizás ahí comenzaron a gestarse las decisiones que luego comenzaron a corroborarse.

El grupo Vamos Santa Fe, de intendencias y comunas del peronismo, tuvo su primer encuentro en diciembre en la ciudad de Reconquista.
El exgobernador Gustavo Bordet sigue de cerca el proceso eleccionario del PJ de Entre Ríos.

También te puede interesar