12|5|2022

Camaño apuesta a una "tercera vía" para "superar la grieta"

09 de enero de 2022

09 de enero de 2022

La diputada nacional cree que esa es la única alternativa que tiene el país para "superar la grieta". Críticas a JxC porque "sólo busca liderazgos" para 2023.

La diputada nacional del Interbloque Federal Graciela Camaño se mostró a favor de volver a impulsar la idea de una "tercera vía", como alternativa al Frente de Todos y a Juntos por el Cambio, y consideró que "Argentina no tiene salida si no se supera la política de la grieta, la confrontación y de ir a los extremos".

 

"Hay que ponerle más volumen hoy a esa tercera vía. Es muy cierto que esta tercera vía está muy adelgazada. Habrá que ponerle mucho trabajo, voluntad, y ver de qué manera se van resolviendo también los otros temas en las otras dos fuerzas políticas", manifestó en declaraciones a Diario Perfil.

 

De esta manera, la legisladora hizo referencia a Consenso Federal, la fuerza integrada por dirigentes como Roberto Lavagna y algunos gobernadores, como el entonces mandatario salteño Juan Manuel Urtubey, que compitió en las elecciones de 2019.

 

En este contexto, cuestionó en particular a la dirigencia de Juntos por el Cambio (JxC) ya que  "hay una competencia sobre liderazgos con vistas a 2023" que, desde su opinión, "saca de foco a la sensatez". Estimó también que ese espacio "no encuentra la forma de ponerse de acuerdo".

 

"La dirigencia de las dos minorías mayoritarias y, fundamentalmente de la oposición, está muy abocada a verificar los liderazgos. Eso no ayuda a construir ningún diálogo porque cada uno está jugando su juego", observó.

 

En alusión a las negociaciones del Gobierno con el FMI, analizó que "a Cambiemos tendría que interesarle porque tuvo alguna responsabilidad al respecto". Sin embargo, "no encuentra la forma de ponerse de acuerdo".

"El problema serio es de Juntos. Tiene multiplicidad de bloques y pensamientos totalmente distintos. Frente a una coalición tan variopinta como Cambiemos, hay matices, pero en este momento hay mucho más. Por un lado, están las diferencias que no saldaron las elecciones, sino que las exacerbaron más. No es que el que ganó conduce y el que perdió acompaña. Están con un problema de falta de coordinación muy grande", indicó