09|10|2021

La UCR puso en escena en Corrientes otro domingo de resurrección nacional

29 de agosto de 2021

29 de agosto de 2021

Valdés se impuso con un triunfo demoledor. La cúpula radical viajó para abrazarlo y aunar fuerzas en la pelea interna con el PRO. El hotel y el presidenciable.

CORRIENTES (Enviado especial) El triunfo demoledor de Gustavo Valdés este domingo ante el peronismo le permitió no sólo retener la gobernación de Corrientes, numerosos distritos de peso electoral y avanzar con los dos tercios en la Legislatura, sino, también, trascender las fronteras de la provincia y tributar al plan de la Unión Cívica Radical (UCR) de posicionarse como un socio de mayor peso en Juntos por el Cambio. Así, todo indica que el 75% que obtenía el mandatario contribuirá a que el histórico partido moldee su propio postulante a la presidencia en 2023 y le dé pelea interna al PRO, que ya diseña su proyecto de largo plazo bajo la figura del jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta

 

Si bien el discurso de Valdés se centró en la agenda local, en la noticia que revolucionó la política nacional -el atentado contra el diputado Miguel Arias-, dejó lugar a tópicos propios del discurso de las principales figuras de la oposición. En este sentido, dijo que ganaron "para garantizar la república, la libertad y el respeto por la soberanía pupular". Además, aprovechó para enviar un mensaje de unidad a las demás fuerzas políticas, acaso en sintonía con la propuesta de la mesa de conducción de Juntos por el Cambio, que plantea sumar nuevos sectores del electorado para ganarle al peronismo en el poder. 

 

"La grieta no conduce hacia ningún lado; el encuentro de los correntinos es el camino. Por eso, tenemos los brazos abiertos para decir que sus ideas son buenas y que pueden colaborar en la construcción de Corrientes", dijo el gobernador en clave local, ante la ovación de la militancia y los dirigentes presentes. 

 

 

La puesta en escena de la resurrección no fue la primera ensayada este año por la UCR. Aunque con menos pompa, el 28 de junio había pasado algo parecido en Jujuy, en ocasión de las elecciones provinciales que el mandatario local, Gerardo Moralesganó por paliza ante un peronismo balcanizado. Entonces, Manes y el senador porteño Martín Lousteau aportaron las caras nacionales a las fotos del cacique norteño. 

 

Este domingo, la fiesta comenzó a las 18, cuando cerraron las 347 escuelas habilitadas para votar en toda la provincia. Primero en el Hotel Turismo Casino, ubicado en los márgenes del Río Paraná, que sirvió de alojamiento a la cúpula mayor de UCR y, después, en la propia Casa de Gobierno de Corrientes.

 

Allí, el mandatario recibió a la comitiva radical, que se trasladó caminando desde el hotel hasta la sede administrativa, ubicada en Salta, entre Fray José de la Quintana y 25 de Mayo. Fueron unas cinco cuadras en las que socio fundador de Cambiemos Ernesto Sanz, el presidente del Comité Nacional, Alfredo Cornejo; su par bonaerense, Maximiliano Abad; el precandidato a diputado nacional Facundo Manes y la legisladora y vicepresidenta del radicalimo Alejandra Lorden aprovecharon para saludar a militantes y ciudadanos curiosos. ¿La estrella de ese breve recorrido del que participó este medio? El neurocirujano que renueva las esperanzas de poder del histórico partido. De hecho, el contrincante interno de Diego Santilli caminó con aires de candidato, se sacó fotografías y conversó con todo aquel que le pidió unos minutos.

 

 

Una vez en la Casa de Gobierno, estuvieron cerca de una hora reunidos en el despacho de Valdés, a la espera de los primeros números oficiales. Para ese entonces, la tendencia ya era irreversible y ratificaba los pronósticos del último corte de boca de urna: Valdés se imponía a Ríos por casi 50 puntos.

 

A tres cuadras sobre la calle 25 de Mayo, la militancia radical, algunos curiosos y referentes de segundas y terceras líneas esperaban en el edificio del Comité Provincia. La calle estaba teñida de rosa y múltiples colores que acompañaron al gobernador durante toda la campaña, también pancartas, gorras y remeras de simpatizantes con el apellido del ganador.

 

Sobre la calle, los organizadores montaron una pantalla gigante y, adentro, un escenario clásico que ofició de plataforma tanto para Valdés y sus principales candidatos y candidatas. “Hoy tuvimos una verdadera fiesta de la democracia y una tranquilidad propia de nuestra provincia”, remarcó su compañero de fórmula, Pedro Braillard Poccard, pese al atentado que sufrió en la previa el diputado del Frente Corrientes de Todos.

 

De esta forma, las dos décadas de hegemonía radical en Corrientes y la foto de unidad de sus líderes contribuyó a darle forma al plan de disputar poder interno al PRO. Fuentes que participaron de la mesa chica que leyeron los irreversibles números de esta jornada le adelantaron a este medio que irán a "pelear con más fuerza" por la candidatura a presidente de Manes y no descartan, tampoco, una proyección similar para el gobernador reelecto.