10|4|2021

"La renuncia de Ginés no alcanza, fue una medida tibia"

24 de febrero de 2021

24 de febrero de 2021

La politóloga consideró que debería haber renunciado "toda la cúpula" del Ministerio de Salud para "reparar el daño causado" por el escándalo de las vacunas.

La politóloga Florencia Filadoro aseguró que el escándalo por la vacunación VIP marcó "un quiebre en la confianza" entre el Gobierno y la clase media; y consideró que la renuncia del exministro de Salud Ginés González García "no alcanza" para reparar el daño causado. "Es una medida tibia", sentenció.

 

En este sentido, desconfió de que la ahora ministra de Salud, Carla Vizzotti, no conociera las irregularidades en el plan de vacunación. "Es increíble que no supiera nada", señaló la directora de la consultora Reyes-Filadoro.

 

Además, analizó el costo electoral que este episodio puede tener para el oficialismo y la reacción de la oposición. "La vacunación podría haber sido la principal bandera del Frente de Todos en pleno año electoral, pero el Gobierno se pegó un tiro en el pie", aseveró. 

 

-¿Cómo impacta en el Gobierno el escándalo por la vacunación VIP?

 

- Lamentablemente, este tipo de comportamiento no sorprende. Esto de "saltearse la fila" ocurrió siempre en Argentina, pero en este caso es mucho más grave porque sucede en plena pandemia. Es un escándalo que afecta a toda la clase política, no solo al Gobierno. La oposición tampoco se pone de acuerdo sobre qué postura tomar, se mete en el barro y perjudica a la política y a la sociedad. 

 

-¿Cómo evalúa la salida de Ginés González García del Gobierno?

 

-La renuncia de Ginés fue una medida tibia, tendría que haber renunciado toda la cúpula del Ministerio de Salud para reparar el daño causado. Es increíble que Vizzotti no supiera nada de lo que ocurría en el ministerio porque ella estaba al frente del plan de vacunación del Gobierno.

 

-González García fue uno de los ministros más cuestionados durante la pandemia, ¿el Presidente demoró su salida?

 

-Desde hace tiempo, tuve la sensación de que Ginés iba a ser reemplazado porque tuvo muchas contradicciones. El escándalo con las vacunas fue la gota que rebalsó el vaso. Con su remoción, el Gobierno buscó enmendar ese error, pero no alcanza. 

 

-¿Cuál debería ser la estrategia del Gobierno para pagar el menor costo posible?

 

-La reacción que tuvo el Presidente en México no fue la mejor. Sus respuestas en caliente no lo ayudan. Lo correcto sería asumir el error y dejar que el tiempo pase. El desafío del Gobierno debería ser trabajar mucho más en la transparencia de la vacunación. 

 

-¿La vacunación VIP podría tener un costo electoral para el Gobierno?

 

-La vacunación podría haber sido la principal bandera del Frente de Todos en pleno año electoral, pero el Gobierno se pegó un tiro en el pie. Todo el buen trabajo que se venía haciendo se empañó con este escándalo. Cuesta muchísimo construir la confianza en la sociedad y es muy fácil romperla. Sin dudas, hubo un quiebre de la confianza entre el Gobierno y la clase media. Si bien hay tiempo para reconstruirla, es una tarea muy difícil que tiene el oficialismo.