X
"No sé si voy a poder ir", dijo sobre el cónclave con su par brasileño en Montevideo. También, marcó que quiere que la Justicia federal "se olvide de la política".
Redacción 13/02/2020 17:39

El presidente Alberto Fernández reconoció que podría caerse el cónclave con su par brasileño Jair Bolsonaro porque podría no viajar a Montevideo producto de que el mismo día debe abrir el período de sesiones ordinarias en el Congreso. "No se si voy a poder ir", sostuvo sobre la reunión que está prevista para el 1 de marzo en ocasión de la asunción del presidente uruguayo, Luis Lacalle Pou, donde los tres mandatarios vecinos podrían coincidir.

En ese sentido, Fernández sostuvo que "intentará" viajar a Uruguay pero si no puede le propondrá a Bolsonaro "verlo al día siguiente". "Tengo muchísima confianza de que si no puedo ir ese día, le propondré vernos al día siguiente", sostuvo en una entrevista con el periodista Oscar González Oro para Radio Rivadavia. El miércoles, Bolsonaro le hizo llegar esa propuesta de encuentro por medio del canciller Felipe Solá, que fue recibido por el mandatario en Brasilia.

 

 

Además, se refirió  a la relación con la vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner, y las especulaciones en torno al condicionamiento de poder entre uno y otro. En concreto, negó que exista un "doble comando". El Presidente buscó alejar fantasmas y negó internas con su compañera de fórmula, que lo eligió y diseñó el armado del Frente de Todos para enfrentar a Mauricio Macri en las elecciones de 2019. González Oro dijo que Fernández tenía la lapicera del Gobierno pero "lamentablemente el cartucho con la tinta lo tiene Cristina".

Siguiendo el juego, al culminar la entrevista, González Oro le dijo al Presidente: "el día que te quedes sin tinta, no dudes en llamarme". En respuesta, Fernández bromeó: "El día que me esté quedando sin tinta, Cristina me va a alcanzar un cartucho".

 

 

Por otra parte, Fernández también se refirió a la reforma judicial que propuso y destacó que tiene como objetivo que la justicia federal "ponga todos sus esfuerzos en la lucha contra el narcotráfico y el crimen organizado". En ese sentido, remarcó: "Quiero una Justicia federal que se olvide de la política".

“Nos fuimos encontrando con los problemas que esperábamos y los que aparecían”, sostuvo sobre la herencia recibida y el estado general de la economía argentina. “Argentina está en un momento muy difícil, con una economía caótica que han dejado. Lo que intentamos es tranquilizar la economía, como le gusta decir a (ministro de Economía) Martín Guzmán”, agregó.

 

 

“Primero tenemos que sortear esta primera etapa del condicionamiento de la deuda”, remarcó para explicar las expectativas económicas de su gestión.

“Estados Unidos no lo tengo previsto ahora pero en algún momento lo haremos”, dijo sobre la posibilidad de un encuentro bilateral con el presidente de ese país, el republicano Donald Trump.

También, consideró que la sociedad "no debe dividirse" por la discusión de legalización del aborto que el Gobierno tiene previsto enviar al Congreso e insistió en la idea de que el Estado debe "acompañar" a las mujeres de escasos recursos que decidan "continuar con su embarazo".