X

El Gobierno tiene plazo hasta el 15 de septiembre para presentarlo, pero el Congreso, que ahora debatirá el paquete Lacunza, no lo aprobará hasta que asuman los nuevos diputados.

Por 29/08/2019 10:28

El Presupuesto para el año 2020 que el Gobierno deberá presentar en la Cámara de Diputados a mediados de septiembre no saldrá del recinto antes del 10 de diciembre, cuando se haya producido el recambio legislativo y, probablemente, haya un nuevo presidente en la Casa Rosada.

“El Presupuesto se aprueba con la Cámara nueva, como se hace tradicionalmente”, confirmó a Letra P el presidente del bloque del Frente para la Victoria, Agustín Rossi, que ya hace cuentas sobre la cantidad de diputados con los que contará el peronismo a fin de año para aprobar el proyecto. “No vamos a aprobar el Presupuesto de ajuste que manda (Mauricio) Macri. Vamos a esperar a que asuma el nuevo presidente”, confirmó el santafesino, que confía en el triunfo de Alberto Fernández en las elecciones del 27 de octubre.  

De acuerdo con la Ley de Administración Financiera, el proyecto debe ser remitido al Congreso -que ahora tiene agenda urgente con el proyecto de ley que habilita al Presidente a iniciar una negociación con tenedores de bonos para reprogramar vencimientos- “antes del 15 de septiembre del año anterior para el que regirá, acompañado de un mensaje que contenga una relación de los objetivos que se propone alcanzar y las explicaciones de la metodología utilizada para las estimaciones de recursos y para la determinación de las autorizaciones para gastar”.

El Ministerio de Hacienda envió el avance del proyecto a principios de julio, cuando todavía faltaba más de un mes para las primarias en las que Fernández se impuso por una diferencia de 15 puntos sobre Macri. En ese texto, estimaba para 2020 un crecimiento del 3,5% y una fuerte desaceleración de la inflación.

 

 

El resultado de las PASO no solo sacudió el plano económico, sino que volvió prácticamente absurda la discusión del Presupuesto 2020 que envía un gobierno que tiene pocas chances de continuar en la Casa Rosada y que tampoco cuenta con el número de legisladores necesarios para iniciar por sí mismo la discusión. El peronismo espera que la nueva administración lo modifique durante el debate en comisiones, según el plan de gobierno de Fernández, y que la Cámara lo apruebe en diciembre, ya con la nueva composición, en la que el Frente de Todos tendrá amplia mayoría.Según las proyecciones que hacen en el peronismo en función del número obtenido en las PASO, el Frente de Todos pasaría a tener el 10 de diciembre alrededor de 120 diputados y quedaría cerca del quórum propio.