El sueño de un San Martín más moderno y más inclusivo para todos

Hace seis años, cuando me dirigí a los vecinos de General San Martín por primera vez para rendir cuentas como es nuestra obligación y responsabilidad, expresé un objetivo central que nos hemos puesto como gestión: fortalecer un Estado Municipal que sea capaz de encarar políticas y prácticas de buen gobierno.  

 

Emprendimos este camino convencidos de que los gobiernos tienen la finalidad y, por lo tanto, el deber de mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, de hacer más digna, justa y fácil su vida cotidiana, de resolver sus problemas de forma concreta y simple. Creemos que esa es la verdadera reconciliación que la política tiene que generar con la ciudadanía: interpretar las demandas y ofrecer una solución real a cada necesidad, comprometiendo todos los recursos en la resolución de esos problemas y haciendo de lo público una garantía de igualdad y oportunidad. Debemos ser el vehículo para promover el bien común, la justicia social y la dignidad de cada habitante del municipio y así contribuir a construir un país mejor.   

 

Desde el primer día ha sido nuestra meta desplegar en todo el territorio una administración municipal cercana a los vecinos, con capacidad de hacer y de dar respuesta;  capaz de planificar, ejecutar, evaluar; que pueda dar la cara y dialogar con los ciudadanos, siempre dispuesta a corregir y mejorar sus acciones.  

 

Es porque construimos esas bases firmes que ahora queremos poner la vara cada vez más y más alta. Y queremos comprometernos públicamente en esto que puede sonar ambicioso. Y que lo es. No podemos ni queremos “administrar lo existente”, aunque eso que existe hoy como Estado Municipal tiene mucha más fuerza a la hora de gestionar y brindar servicios a sus ciudadanos que en 2012.    

 

Ahora que ya pudimos ejecutar un plan de obras en el área Reconquista llegando con pavimento, luz, agua, cloacas, y equipamiento comunitario a aquellos barrios donde el Estado no estuvo nunca presente; que ya pudimos constituir una Red de Atención Primaria de la Salud completa y de calidad en toda la ciudad; que pudimos diseñar una política educativa propia con programas de reinserción y apoyo escolar, queremos hacer más.   

 

Porque ya cumplimos con lo que prometimos en el inicio de nuestra gestión vamos a continuar extendiendo la acción del Estado Municipal para transformar definitivamente nuestra ciudad. Y de esa transformación que anhelamos y soñamos voy a hablar hoy: de un plan de obras estratégicas que ya está en ejecución en la ciudad.

 

Siempre dijimos que había que construir un Estado más fuerte e inteligente, que haga efectivas las decisiones y las políticas con herramientas de gestión más modernas y eficientes. Déjenme hacer un breve repaso de esos instrumentos de administración y organización interna que hemos podido implementar, y que  permiten focalizarnos hoy en este plan de obras que consideramos esencial para la verdadera transformación de toda nuestra ciudad.  

 

Desde el primer día decidimos construir un Estado Municipal racional y sólido, y una gestión honesta y transparente que implemente procesos administrativos más modernos y ágiles, con la incorporación de nuevas tecnologías y una política de equidad y justicia distributiva.    

 

En estos más de seis años hemos logrado que el Municipio ordene sus cuentas y se consolide como un Buen Gobierno, que administra sus recursos con eficacia, autonomía y equilibrio fiscal. A partir de 2012, implementamos mecanismos de control y recaudación mediante un nuevo esquema de tasas progresivo que establece un mayor peso a la Tasa de Seguridad e Higiene de las grandes empresas y que hoy representa cerca del 46% de los recursos municipales, reduciendo así la carga de la tasa ALSMI que pagan las familias. Sostenemos nuestra política de que quienes ganan más, tributen más. Pero un buen gobierno además de tener sus cuentas en orden establece nuevos instrumentos de gestión interna y mejores dispositivos de atención al ciudadano. 
   
En este sentido, nos propusimos descentralizar el Municipio y generar una relación más cercana y amigable con la comunidad. Es una marca de la gestión nuestra moderna y eficiente red de Centros de Atención al Vecinos (CAV) que hoy cuenta con cinco oficinas en distintos barrios y con un tablero de seguimiento de los reclamos. De aquí a 2019 se sumarán las nuevas sedes de Ballester, Tropezón, Villa Bonich y Villa Lynch, en el Club I. L. Peretz. De esta forma, estamos cerca de cumplir la meta de tener un CAV en cada localidad. Vamos a seguir mejorando los indicadores de respuesta y a seguir reduciendo los plazos de resolución de las demandas.  

 

Ya está online también, la aplicación web que permite generar un trámite desde cualquier computadora  y monitorearlo diariamente. Además, el mes que viene pondremos en marcha el 147, un nuevo número de asistencia gratuito y más fácil de recordar.    

 

La apertura de la nueva Central Unificada de Tránsito en Perdriel y Saavedra, también cumple con este objetivo de simplificar los trámites de nuestros vecinos con la Municipalidad. Ahora, los conductores obtienen sus licencias en un solo lugar más ordenado y moderno, lo que ha permitido reducir el tiempo de demora que en 2011 era de horas y que hoy es de 20 minutos, y que el año pasado, en 2017, nos permitió entregar más de 32 mil registros.  

 

Paralelamente, seguimos lanzando herramientas online como el pago de las tasas sin factura, la posibilidad de utilizar tarjetas de crédito y débito, los planes de pago vía web, el botón electrónico de pago, un chat online de respuesta inmediata, entre otros. Y recientemente incorporamos el sistema de Habilitación Express mediante el cual, los comerciantes y empresarios pueden gestionar ese trámite en solo 24 horas, reduciendo ampliamente los tiempos de espera, y haciendo definitivamente transparente el proceso.  

 

Queremos destacar también, los avances que hemos consolidado en la política del personal municipal, un reconocimiento para los empleados que llevan adelante cada día nuestras políticas y acciones, y son la cara visible de nuestra gestión ante la comunidad.  

 

En primer lugar, quiero señalar el acuerdo al que hemos llegado con los representantes de los trabajadores la semana pasada. A partir de marzo, y en lo que significa un importante esfuerzo para nuestro Municipio, firmamos un incremento salarial del 20% para todo el personal municipal, contratados y jubilados. El aumento se otorgará en un solo pago, un valor por encima de los convenidos en las paritarias de otros municipios.  

 

Al mismo tiempo, y en continuidad con la política de revalorización de los sueldos, dimos respuesta a un reclamo histórico sobre el adicional por antigüedad que los empleados perdieron hace más de 20 años y que nosotros nos ocupamos de atender y resolver. En este sentido, los trabajadores con hasta 20 años de antigüedad en el Municipio percibirán el 2% por cada año de antigüedad; y aquellos con más de 21 años, obtendrán el 4% por cada año trabajado en la Comuna. Estamos trabajando también en la incorporación de las bonificaciones no remunerativas y los adicionales a los salarios básicos a fin de mejorarlos y también mejorar la calidad de cada ingreso.  

 

No sólo nos ocupamos de adecuar los sueldos, sino que dispusimos el pase a planta de 130 trabajadores ingresados hasta diciembre de 2009. De esa manera, hoy son 528 los trabajadores efectivizados desde que comenzó esta gestión, garantizando un sistema transparente y sin discreción que nos ha permitido cumplir año tras año con los pases a planta, y continuar esta política de otorgar estabilidad a todos los empleados municipales.

 

Por otro lado, elaboramos junto a los gremios, el proyecto de Estatuto del Trabajador Municipal de San Martín, que se enmarca en la nueva ley provincial, y que será enviado a este Concejo para su tratamiento. Esta iniciativa pretende fortalecer un espacio de diálogo y negociación colectiva para mejorar el desempeño del empleado, profesionalizar la estructura orgánica del Municipio, reglamentar la promoción horizontal de todos los trabajadores, lograr mayor paridad y la consagración de beneficios en el marco de la igualdad de género.  

 

El Estatuto permitirá poner en funcionamiento incentivos para recuperar y jerarquizar la carrera administrativa, mejorar las condiciones salariales, el perfil profesional, y el ambiente de trabajo. Para ello desarrollaremos un programa de capacitación permanente, la reinstauración de los concursos públicos para la incorporación de trabajadores a planta y para ocupar los cargos vacantes de jefaturas de departamentos y divisiones.   
    
Debemos sentirnos orgullosos de la gestión que conjuntamente venimos desplegando para concretar este proyecto de ciudad que cada día se hace más visible y concreto, y que propone construir un San Martín más integrado y justo.  

 

En estos más de seis años, pusimos en marcha un plan de obras en el centro y especialmente en aquellas zonas de San Martín que el día que llegamos aquí, no estaban siquiera en los mapas y donde faltaban los servicios más elementales. Los vecinos que han tenido que vivir en las peores condiciones y soportar muchos años de abandono, hoy saben y sienten todo lo que se hizo en sus barrios.  

 

Nuestra política de urbanización en el Área Reconquista se propuso lograr que el 100% de infraestructura social básica estuviera resuelta. Hasta el momento asfaltamos el 90% de las cuadras. Reafirmamos nuestro objetivo y compromiso de que en 2019 no habrá más calles de tierra en San Martín, y de que todos los barrios de la ciudad estarán iluminados.  

 

También, nos alegramos de poder asegurar que después de muchísimos años, más del 90% de los hogares cuenta con el servicio de agua potable y el 70% de las familias ya posee cloacas. A partir del trabajo que venimos haciendo junto a AySA, los barrios Independencia, 13 de Julio, Curita, 9 de Julio, Lanzone y Carcova hoy cuentan con cobertura de agua en cada una de sus calles. En Costa Esperanza y Villa Hidalgo la red está próxima a habilitarse y en 8 de Mayo, Costa del Lago y Barrio Nuevo, los trabajos se iniciarán en los próximos meses.  

 

En cuanto a la red cloacal, buena parte del Barrio Libertador ya cuenta con el servicio y Villa Hidalgo lo tendrá en breve. Además, están licitándose las obras para Costa Esperanza, 8 de Mayo, Costa del Lago y Necochea, obras que estamos previendo iniciar con AySa a fines de 2018. Confiamos que en los próximos dos años, 2018 y 2019, todos estos barrios puedan contar con el servicio de agua potable y también con el servicio de cloacas.    

 

En relación a las obras para mejorar la circulación e integración del Área Reconquista, desde nuestra gestión impulsamos fuertemente y logramos hacer entender la importancia de la construcción del Camino de Borde, que funcionará como una vía de circulación similar a la ex Avenida Márquez y que conectará a 14 barrios, uniendo nuestra ciudad con los municipios de Tres de Febrero y San Isidro y beneficiando a más 100 mil vecinos. Los trabajos incluyen veredas, iluminación, bicisendas y puentes en cruces de arroyos y zanjones. Esta obra se financia con un crédito del BID que empezamos a gestionar en el 2013 con la Provincia de Buenos Aires y que estamos ya, en estos días, iniciando después de una demora larga en la ejecución y concreción de estas obras.  

 

De esta manera, los vecinos y todos los que realicen actividades comerciales e industriales en la zona contarán con una vía segura y más rápida para movilizarse.  Además, esos trabajos permitirán potenciar el desarrollo del Parque Industrial San Martín, ubicado en Camino del Buen Ayre y calle Italia, que pronto comenzaremos a comercializar y que impulsará la creación de nuevas fuentes de trabajo.   

 

Estamos a la espera de la firma del decreto provincial para iniciar la venta de los lotes. Todo el año llevamos adelante iniciativas de acompañamiento y apoyo para las empresas e industrias radicadas en la ciudad. De la crisis que sufre el sector, San Martín fue el primer Municipio en declarar, en marzo de 2017, la Emergencia PyME y este año estamos ya trabajando con todas las cámaras empresarias para acordar el conjunto de beneficios que necesita el sector.  

 

Otro problema grave que impacta en toda la zona del Área Reconquista, conocida por todos los que estamos aquí presentes, tiene que ver con la gestión de la Cuenca del Río Reconquista, una gestión que se viene demorando, una gestión que requiere de un plan integral, estratégico, fundamentalmente con el Gobierno Nacional y con el Gobierno Provincial a la cabeza. En ese sentido, vamos a seguir insistiendo en la necesidad de que este tema sea un tema de agenda pública de los gobiernos, pero también estamos ya concretando proyectos que nos van a permitir mejorar la salubridad y el estado de todos los barrios y de todas las familias que están viviendo cerca de los zanjones y de los afluentes del Río Reconquista. Todos ustedes saben muy bien de lo que les estoy hablando: un zanjón contaminado, con basura, con autos tirados y abandonados que termina perjudicando seriamente la vida de ese barrio.  
En cada uno de esos barrios del Área Reconquista no había agua potable y hoy, en casi todos los barrios, hay agua potable. No había cloacas, y no había horizonte de cloacas, y hoy estamos llegando con ese servicio esencial y con obras para cada uno de esos barrios. Vamos a terminar de iluminar cada uno de esos lugares. En cada uno de esos barrios ya hay, y vamos a seguir consolidando, un Centro de Atención Primaria de la Salud y un Jardín Maternal.  
   
Cada uno de esos barrios es San Martín, y esa es la responsabilidad de todos los que estamos aquí, oficialismo y oposición. Cada uno de esos barrios tiene que tener la, definitivamente, la vida que se merece: pavimentos, agua, cloaca, luz, su jardín maternal y su centro de atención primaria.

 

Necesitamos seguir incorporando en esa agenda los temas que definitivamente, los que estamos acá, probablemente no podamos resolver, y estoy hablando de la Cuenca del Río Reconquista y la contaminación que se produce en la cuenca que nunca fue tratada. Estamos hablando del transporte público, estamos hablando de la construcción de escuelas. Necesitamos que esta agenda de desarrollo y de transformación, ahora más que nunca, incluya al Gobierno Nacional y al Gobierno Provincial para poder concretar estas respuestas.   

 

Con ese objetivo transformamos los espacios que estaban abandonados y llenos de basura, en áreas recreativas ganadas para nuestra comunidad. Estamos construyendo tres Parques Lineales en el entorno de los tres principales afluentes del río Reconquista: el primero es el de Suárez Sur que ya disfrutan los vecinos de Curita, 13 de Julio e Independencia. Un zanjón que se entubó allá por el 2011 y 2012 con recursos de la Provincia y de la Nación, y que hoy podemos disfrutar con los vecinos y con la comunidad un espacio recuperado por encima del zanjón, de plazas y de espacios para la recreación.   
El segundo Parque es el de Suárez Norte, que se extenderá a lo largo de 800 metros, desde Italia hasta las vías del Ferrocarril Mitre y beneficiará a miles de vecinos de Carcova y Barrio Nuevo. Y el tercero, es el de José Ingenieros, para que los vecinos de Costa del Lago, 8 de Mayo y Libertador, accedan a nuevos espacios públicos. Esta obra incluye la limpieza del canal, nuevas defensas de hormigón en el arroyo, pavimentación en las calles que todavía quedan por pavimentar, el alumbrado público y nuevas áreas de descanso y recreación. Este último parque lineal, el de José Ingenieros, se va a realizar también en el marco del crédito del Banco Interamericano de Desarrollo – BID-, y es una de las obras que nosotros propusimos y priorizamos.  
En cuanto al Plan Hidráulico, los vecinos ya ven los avances que logramos en las tareas tendientes a reducir las inundaciones en la ciudad. Todos los días trabajamos para que mejore el escurrimiento de agua en San Martín. Ejecutamos obras estructurales, colocamos miles de metros de caños de desagüe, y construimos y reconstruimos más de 500 sumideros. Seguiremos con esas acciones de mitigación.  

 

Pero además, a partir de las obras de saneamiento en la Cuenca de avenida Eva Perón, aseguramos que cientos de ciudadanos que viven próximos a la zona ya no se vean afectados por las inundaciones. En esta misma línea, este año planificamos avanzar con las obras de las Cuencas Debenedetti y Zeballos así como la construcción de la Estación de Bombeo del Canal Madero. 

 

Las obras de Eva Perón, que es un problema grave que tenía toda esa comunidad cercana a la avenida y a las calles adyacentes, se hizo con fondos de la Provincia, a partir de una priorización que hicimos y de un proyecto que diseñamos en el Municipio.  

 

Las obras en la cuenca Debenedetti, la inundación que sufren los vecinos de Lanzone, Zeballos, Debenedetti es uno de los últimos más críticos que tenemos de inundación, de que cuando llueven cuatro gotas todavía en esos lugares el agua llega a las puertas de las casas. Es una obra que nosotros ya pusimos en el presupuesto de 2017 y que, por falta de fondos, la Provincia no lo pudo ejecutar y que ahora estamos nuevamente insistiendo para poder ejecutarlo en 2018. 

 

Estamos planteando que ésta es la principal, o una de las principales obras que necesitamos que la Provincia pueda ejecutar. La obra de la construcción de la estación de bombeo en la Cuenca de Madero afecta a Villa Hidalgo y es el único afluente que no tiene estación de bombeo. El problema es muy simple, cuando no hay estación de bombeo, no hay manera de administrar la suba o la baja del río y, lo que ocurre, hace muchas décadas en Villa Hidalgo, es que cualquier lluvia y cualquier movimiento brusco en el nivel del río termina provocando desastres. Esa obra de la construcción de la estación de bombeo y la hemos priorizado para ser realizada con los fondos del Banco Interamericano de Desarrollo, a través de la Provincia. Obviamente son obras hidráulicas, obras que están en cabeza de la Provincia, que no nos corresponden al Municipio, pero el Municipio es quien propone las prioridades, define los proyectos y estamos tratando que estas obras se puedan concretar rápidamente.  

 

Solo para terminar, alguna descripción general de las obras del Área Reconquista aunque tiene que ver con educación. Estamos muy contentos de poder plantear que la semana que viene abre las puertas la Escuela Secundaria Técnica de la UNSAM en Villa Lanzone, una obra que hizo el Gobierno Nacional en 2014-2015. Va a ser una fiesta que ese barrio tenga una escuela y que San Martín tenga una escuela técnica nacional, dependiente de la Universidad, para nuestros chicos que más lo necesitan. Y, vinculado con esto, seguimos gestionando la necesidad de una escuela primaria en Barrio Libertador, un proyecto que muchos de ustedes, en particular Gustavo Suárez, viene impulsando desde hace muchos pero muchos años. Tardamos, pero logramos regularizar el dominio del suelo, de la tierra, una condición absolutamente indispensable. Hoy el suelo que está previsto para esa escuela, cerquita de la Av. Libertador, ya es del Municipio y ya está a disposición de la Provincia desde hace algunos meses para que se pueda avanzar en la construcción de la escuela. La Provincia no la tenía priorizada y hemos logrado con el Ministro de Educación de la Provincia y con el Ministro de Desarrollo Social, también de la Provincia, avanzar y creemos o esperamos, o tenemos la expectativa de que en algún momento del año se pueda licitar esa obra y que aquel sueño de tener una escuela primaria en Barrio Libertador sea una realidad.  

 

Completo un último dato de educación vinculado al Área Reconquista: si tenemos un problema en el ciclo inicial en San Martín esta focalizado en esa zona. Más de 2000 chicos en San Martín no tienen acceso a jardines de infantes, no los jardines maternales que está construyendo el Municipio y que tiene que seguir construyendo, como bien planteábamos hace unos minutos, sino los jardines dentro del sistema oficial, el sistema formal, estoy hablando de 3, 4 y 5 años. Allí hay más de 2000 chicos, según los registros que tenemos del sistema oficial, que no están teniendo posibilidades de acceder a esas aulas. Ya hemos hecho las gestiones desde hace varios años, y estamos insistiendo nuevamente para que se puedan construir aulas, para que los jardines que ya están en el Área Reconquista puedan ampliar su capacidad y que entonces ese tablón, ese universo de 2000 chicos que hoy no tienen salitas, puedan lograr esa respuesta.

 

Hemos avanzado en la firma de un convenio con el Ministerio de Educación de la Provincia, hay un compromiso de empezar a hacer algunas de esas obras, todavía no lo hemos logrado en estos dos años pero vamos a seguir insistiendo como una prioridad completar estas obras. 
Por otro lado, apostamos también a la participación de los vecinos en espacios de recreación saludables, con propuestas integradas en educación, en deportes y de cultura para todas las edades. En ese sentido, creamos, en San Martín, el sistema de Parques Escuela, donde se brinda una oferta gratuita de talleres y actividades durante todo el año en edificios con infraestructura de calidad. Los primeros tres Parques Escuela ya están construyéndose, también en el área Reconquista.   
   
El primero es el del complejo de José León Suárez donde estamos felices de recibir cada semana a más 7000 vecinos en nuestro primer Natatorio Municipal. Junto a ese natatorio, todos sabemos que está el CEMEF, que es nuestro polideportivo municipal por excelencia, que ya está en obra, lo estamos refaccionando, lo estamos poniendo en valor, lo estamos ampliando. Tenemos también el Centro Cultural Hugo del Carril, el Auditorio Hugo del Carril, tenemos una red de jardines maternales del Municipio y ya esta semana estamos inscribiendo para la nueva Escuela de Danzas, Música y Circo que se construyó con fondos municipales y que estamos muy pronto a inaugurar. Toda esa oferta integrada, activa, que sea de calidad y que dé respuesta potente a toda esa barriada.   }

 

Los otros dos Parques Escuela son los de 9 de Julio, donde está la escuela de la USAM, la construcción de un jardín maternal, un playón y equipamiento comunitario que nos va a permitir que el final de Lanzone, la última franja del barrio Lanzone, entre el afluente de José Ingenieros y Zeballos, que toda esa franja, pueda transformarse en un lugar de equipamiento. Construyó la USAM, construimos nosotros el Jardín Maternal, hay playones y todavía nos queda unos metros, una lonja de terreno donde queremos terminar de equipar esa zona para esa barriada; y el tercer Parque escuela que estamos construyendo es el Villa Hidalgo, también al final de Villa Hidalgo.   

 

El concepto es, como lo dijimos muchas veces en este Honorable Concejo Deliberante, que nuestra ciudad empiece a mirar con más fuerza y con más decisión,  de atrás para adelante, que el final de San Martín, aquello que estaba pegado al Buen Ayre empiece a ser recuperado en materia de educación, deporte, de oportunidades y de inclusión. Por eso, el final de Villa Hidalgo, el final de Lanzone, por eso el final de Independencia, por eso el final de Carcova, cada uno de estos lugares que claramente eran los lugares más abandonados de nuestra ciudad, bueno allí, tiene que llegar lo más bello, lo mejor del estado, lo que signifique una garantía de inclusión y oportunidades para cada una de esas familias.   

 

Por otro lado, en el marco del proyecto del BID, y en acuerdo con la Provincia nos estamos planteando la urbanización, la puesta en marcha de un plan bastante ambicioso en Costa Esperanza, 8 de Mayo, y Costa de Lago que son los últimos tres barrios que quedan para lograr o garantizar una inversión social en infraestructura importante. Todos los demás barrios tienen asfalto, todos los demás barrios tienen agua potable y todos los demás barrios, en estos 6 años, han logrado ponerse de pie.

 

Nos está quedando Costa Esperanza que ya tiene la obra de agua y que se está habilitando en los próximos dos o tres meses, y que a fin de año empieza la obra de cloacas, y que tenemos previsto este año empezar con los pavimentos o seguir con pavimentos porque ya el Municipio, con fondos municipales, ya hizo muchas cuadras de pavimento en ese barrio pero hay que terminar y urbanizar todo lo que tiene que ver con Costa Esperanza, después nos queda Costa del Lago y 8 de Mayo. Es la última franja que nos queda para poder cumplir el objetivo que toda aquella realidad, que estaba claramente abandonada y alejada, se integre de una manera muy firme a la trama urbana y sea parte de un solo proyecto de ciudad.  

 

En ese marco, en Costa Esperanza tenemos unos terrenos muy grandes que están en comodato con el club Chacharita que estamos proponiendo con el club y con la Provincia aprovecharlos para construir ahí un cuarto Parque Escuela que signifique equipamiento, también para toda esa barriada.  

 

Por otro lado, queremos que nuestros niños se vinculen en ámbitos y actividades saludables, por eso seguimos fortaleciendo nuestra política de cuidado a través de la Red de Centros Infantiles y Jardines Maternales, acompañando a las familias en la crianza y la educación de sus hijos. Hoy contamos con 13 espacios propios y refaccionados, y tenemos la alegría y el orgullo de anunciar que este año, en algunas semanas más, abriremos las puertas del Jardín Maternal de Villa Hidalgo, de Barrio Nuevo, Independencia y 9 de Julio, sumándose al ciclo lectivo 2018. 

 

Jardines Maternales que, como los que venimos construyendo, son para los chicos de 0 a 3 años, 4 años y que buscan este objetivo de conformar esta política de cuidado y atención para ésta que nos parece es la población más prioritaria.  

 

Además, desde el primer día nos ocupamos de mejorar la infraestructura de las escuelas de San Martín con obras de equipamiento, arreglos de baños, veredas, rampas, pintura, entre otras intervenciones. Ya hicimos cerca de 500 obras en las 158 escuelas públicas de la ciudad. Por otro lado, seguimos convocando, casa por casa, a los jóvenes y adultos que han abandonado sus estudios con nuestro Programa Volvé a la Escuela que, con mucho orgullo, logró que 4376 vecinos retomen sus estudios.

 

A su vez, seguiremos promoviendo el Programa Aprendiendo, un programa que iniciamos hace un poco más de un año destinado a chicos de 1º a 4º grado que es donde tenemos los indicadores, los datos de repitencia, a partir de que los chicos llegan a 4º y 5º grado sin saber leer ni escribir. Este programa conforma una red de apoyo escolar, lo que muchos o casi todos los que estamos acá podemos disponer metiendo la mano en el bolsillo y pagándole a una maestra en nuestros barrios, en nuestras casas para que nuestros hijos, a los largo de su formación, tuviesen el apoyo escolar que muchas veces se hace necesario. En nuestros barrios esa posibilidad se hace cada vez más difícil, y creemos que el  Estado Municipal tiene que poder ofertar allí un servicio y una respuesta. Por eso, esta red de más de 20 puntos, de más de 20 centros de apoyo escolar que funcionan tres veces por semana con docentes, con tutores, y que van acompañando el ciclo de cada uno de estos chicos y que nos permite que más de 1800 chicos puedan estar bajo  programa.  

 

Volvemos a insistir, con lo que ya me han escuchado, en relación a que podemos hacer pavimentos, podemos poner ladrillos, podemos mejorar las plazas, pero si no tenemos una apuesta muy fuerte, si no es una causa común de toda la sociedad de San Martín por la educación, probablemente nuestra ciudad no tenga destino. Por eso esta inversión, por eso la necesidad de que la Provincia también nos acompañe en este esfuerzo. No queremos enredarnos en discusiones que no le sirven a nadie, pero la verdad es que no nos parece que el camino sea cerrar escuelas y cerrar aulas, el camino es que los chicos que están fuera, estén adentro de las aulas.    

 

Tenemos el orgullo de confirmar que este año abriremos el Natatorio del Club I.L. Peretz, que recuperamos desde el Estado Municipal para ponerlo nuevamente al servicio de los vecinos, particularmente de la comunidad de Villa Lynch. Esto va a permitir, por supuesto, generar una oferta para todos esos vecinos. La obra de la pileta y de los vestuarios ya está casi terminada, probablemente en uno o dos meses podamos abrir las puertas de ese natatorio y avanzar con todas las obras que quedan para terminar de poner en pie aquel club que tantas alegrías le dio a nuestros los vecinos. Y en ese sentido, también venimos a volver a plantear la necesidad de que las políticas, de cualquier nivel del estado, estén centradas en fortalecer a nuestros clubes de barrio y a nuestras sociedades de fomento. Clubes que han sido fuertemente afectados por los tarifazos, por las tarifas de luz, agua y de gas y que requieren que el estado las acompañe, las apuntale, las defienda, no las golpee ni las castigue.   

 

Por eso, este Municipio va a poner en marcha un programa, más allá de las ayudas que ya venimos concretando, más allá de nuestra presencia en todas las audiencias públicas, vamos a poner en marcha un programa de apoyo económico por vía de un subsidio para que estos clubes puedan hacer frente a estas palizas.  
   
En cuanto al Sistema Público de salud, reafirmamos la decisión tomada al inicio de nuestra gestión de construir servicios de calidad y accesibles para toda la población, un objetivo que venimos cumpliendo y alcanzando.    

 

Continuamos con el plan de refacción integral del Hospital Municipal Diego Thompson con la construcción de salas de maternidad y pediatría, y con la planificación de la etapa final de refacción para el año que viene. Esta obra se hace con fondos municipales y con fondos del Gobierno Nacional. Estamos también necesitando que el Ministerio de Salud y el Ministerio de Obras Públicas de la Nación prioricen esta obra en el 2018 porque estamos teniendo algunas dificultades en las partidas de financiamiento del Estado Nacional para con la obra, y estamos realmente con un grado de preocupación.  

 

Este año además, vamos a tener el orgullo de poder abrir las puertas del nuevo Hospital de Rehabilitación Psicofísica y de Salud Mental Pichón Riviere que hemos construido junto al Thompson, con fondos municipales. Recordemos que estas dos instituciones que son instituciones rectoras de la salud en San Martín de muchísimos años, sostenidas por los profesionales centralmente de rehabilitación y de salud mental, hoy funcionan en lugares alquilados y con muchas deficiencias edilicias, y sin perjuicio de lo que vamos haciendo para mejorarlos, merecían y merecen un lugar que sea realmente de calidad. Por eso los vamos a invitar a todos, seguramente en los próximos meses, a poder cortar esa cinta, abrir las puertas y conformar allí, con ese nuevo hospital y, con el Hospital Thompson, un polo de salud en pleno centro de la ciudad.  

 

Durante estos 6 años pusimos mucho compromiso en fortalecer la Red de Atención Primaria. Cuando llegamos en 2011 existían 19 centros de atención que funcionaban deficientemente. Con esfuerzo e inversión hemos realizado arreglos de mayor o menor envergadura en cada uno de estos espacios. Hemos incorporado equipamiento, tecnología y profesionales necesarios para cubrir la atención primaria en cada barrio. Necesitamos  garantizar que el Sistema de Salud sea de calidad y llegue a todos los barrios, a todos los vecinos, por eso ya construimos tres nuevos centros y vamos a terminar otros tres nuevos Centros de Salud durante este año.  

 

Quiere decir que vamos a pasar de 19 Centros de Atención Primaria a 25, y eso nos va a permitir cumplir con ese objetivo de fortalecer esa primera respuesta tan necesaria. No se trata solamente de poner ladrillos y que haya un centro de salud donde no lo había, sino además es necesario que ese centro de salud amplíe su horario, tenga profesionales y pueda dar respuestas. Esa tarea, es una tarea de todos los días, es un objetivo para nosotros absolutamente claro y fundamental. Estamos convencidos que venimos cumpliendo ese objetivo pero también sabemos que requiere de renovar un esfuerzo todos los días.  

 

Otro sector al que atendemos especialmente es el de las mujeres y niños víctimas de violencia doméstica. En 2013 creamos el Sistema de Protección Integral para Mujeres que Padecen Violencia que actúa mediante programas de abordaje y con un tratamiento que se articulan con la participación y el accionar de muchas organizaciones no gubernamentales de la sociedad civil que tiene mucha experiencia en este tema. En esta línea, el año pasado San Martín se convirtió en el primer Municipio de la Provincia de Buenos Aires en contar con un sistema de monitoreo de agresores y protección a víctimas de violencia de género, que comprende la colocación de una tobillera para el agresor y tiene como objetivo resguardar la seguridad de las mujeres y de todos sus hijos. Un programa que venimos articulando con la Provincia de Buenos Aires y que la Provincia de Buenos Aires decidió elegir a nuestra ciudad, y a nuestro Gobierno Municipal por la experiencia y por el recorrido que veníamos teniendo en la materia.  

 

Como decíamos al comenzar esta apertura de sesiones, tenemos un plan de obras muy ambicioso que se propone seguir transformando estratégica y visiblemente toda la ciudad. Hablamos de obras que no se hacen desde hace más de 30 años, y que abordan ejes estructurales de San Martín.   
Empezamos por las plazas, hace ya algunos años, continuamos con los centros comerciales y seguiremos por todos los lugares que transitamos a diario: la parada del colectivo, la vereda de la estación del tren, la cuadra de la escuela. Todos forman nuestro entorno cotidiano, que necesitamos que sea menos hostil y más habitable.  

 

Por eso, hemos puesto en marcha el Plan Integral de Mejoramiento del Espacio Público que se focaliza en tres ejes de intervención: centros comerciales, entornos de estaciones de tren, accesos y grandes avenidas.   

 

El Plan tiene como objetivo poner en valor cada uno de esos espacios de gran concentración y uso intensivo e incluye nuevas veredas, rampas, refugios de colectivos, árboles, bancos, cestos, demarcación horizontal, nueva señalética, nomenclatura e iluminación LED, a fin de hacer estos lugares más amigables.  
Quiero mencionar, en este sentido, que la reconversión que se viene produciendo ya de la gestión anterior, el intendente Ricardo Ivoskus, nosotros la hemos completado. Estamos muy cerca, calculamos que en los próximos meses vamos a terminar el 100% de las cuadras, nos queda apenas un 10%, pero también estamos muy firmes en la decisión de seguir impulsando la segunda reconversión. Una segunda reconversión que empezó, más tibiamente, el año pasado pero que este año va a desarrollarse con mucha más fuerza y que es la conversión del sodio al LED. Quiere decir que en San Martín empieza una nueva etapa de reconversión lumínica. Terminamos una etapa que empezó la gestión anterior, porque es bueno que en San Martín las cosas buenas se terminen, y empezamos una segunda etapa de reconversión logrando que en cada cuadra de San Martín, en los próximos años, tengamos esta iluminación que claramente es más beneficiosa en todos los sentidos. Esta reconversión ya empezó en las plazas, está empezando en algunas avenidas y va a ir llegando a cada uno de los barrios y a cada una de las cuadras de nuestra ciudad.   

 

Este proceso de reconversión, de puesta en valor del espacio público, estamos convencidos que es un compromiso de ida y vuelta: para que el esfuerzo sirva, para que la inversión rinda, es necesaria la colaboración de toda la comunidad, de comerciantes y de vecinos en el cuidado del espacio público. La infraestructura es sólo un componente, el otro, y el fundamental, es el hábito de cuidarlo y usarlo respetando al otro.  

 

En el caso de los centros comerciales ya estamos trabajando en San Martín Centro, Ballester Oeste y J. L. Suárez; este año iniciaremos las obras en Villa Maipú, Tropezón, centro comercial de Loma Hermosa y centro comercial de Billinghurst. De la misma forma, también avanzaremos con la puesta en valor de los entornos de las estaciones correspondientes a los corredores ferroviarios de las líneas Urquiza y Mitre. El concepto es que, estos que son lugares de uso intensivo, que son lugares donde nuestros vecinos, de manera masiva, ocupan y usan, sean más seguros, más amigables y los podamos ir poniendo en las condiciones que nuestra comunidad se lo merece. Iniciamos ese proceso ya hace varios años en las plazas, ahora vamos por los centros comerciales, los entornos de las estaciones y también, las grandes avenidas y los accesos de la ciudad. Por eso, este plan de obras incluye también, nuevas estrategias de movilidad para los accesos y las grandes avenidas a fin de potenciar y completar la estructura vial existente con el objetivo de reducir los tiempos de viaje, mejorar la seguridad y el traslado de los vecinos.    

 

Nuestro esfuerzo se ve hoy en la obra de ensanche de la Avenida 25 de Mayo, que tendrá tres carriles por mano, que contempla que del lado de la UNSAM haya un camino seguro para llegar desde la estación a la universidad a pie o en bicicleta. Este histórico cambio en el ingreso a la ciudad es posible gracias a la sanción de la Ordenanza que concretaron todos ustedes en 2017.   Vamos a poner en valor, además, la avenida San Martín, la calle Padre M. Ashkar (Ex Monteagudo), la avenida Rodríguez Peña, que se va a ensanchar y va a ampliar sus carriles en una primera etapa entre las avenidas San Martín y 25 de Mayo, y vamos a mejorar el ingreso de la avenida Constituyentes, vamos a poner en valor las avenidas Perón – o Tres de Febrero-, Perdriel, las calles 9 de Julio e Intendente Campos, aquí en San Andrés. Todo esto en una primera etapa para después poder seguir mejorando todas las avenidas, todos los accesos de nuestra ciudad.  

 

Pese a ser de jurisdicción provincial, la avenida Márquez y la avenida Rosas, también es importante mencionar que estamos completando aquella obra que con fondos municipales hicimos en los últimos años y, recuerden ustedes, que esa avenida tenía banquinas de tierra, insegura, muy problemáticas para los vecinos. Hoy casi todo ese corredor tiene bicisenda, tiene dársenas, tiene iluminación nueva puestas todo por el Municipio, esa obra quedó inconclusa o quedó, en una primera etapa concretada en buena parte del trayecto, y ya estamos empezando, en las próximas semanas, con fondos municipales, el último trayecto que nos permite poner en valor toda esa avenida hasta la Rotonda de Ruta 8.  

 

En esta línea, como cada año, vamos a poner en la agenda de trabajo con la Provincia y de trabajo con este Honorable Concejo, la necesidad de poder concretar definitivamente con un proyecto muy necesario para toda nuestra comunidad como es el de la Ruta 8. Logramos con la Nación y con la Provincia avanzar en una parte muy parcial, muy pequeña para el impacto de nuestra ciudad que es de Triunvirato a la Rotonda con la obra del Metrobus y la mejora de la Ruta 8, y la verdad que estamos necesitando que el Gobierno Provincial y Nacional puedan concretar esa obra a lo largo de toda la ruta. Hemos colocado ese presupuesto, a instancias del Municipio, en las partidas de la Provincia de Buenos Aires ya en el 2016, en el 2017 y ahora nuevamente diputados y senadores de la Provincia de Buenos Aires han sancionado el presupuesto con una partida específica a ejecutar por la Provincia, por supuesto, para terminar la obra de la Ruta 8.   

 

Las únicas dos obras estratégicas que estamos pidiendo y que estamos reclamando centralmente que son, como dije, la de la cuenca de la calle Debenedetti  y la de la Ruta 8 son las dos prioridades que hoy tenemos en la agenda de la Provincia. Vamos a seguir insistiendo, estamos convencidos que una ruta ampliada, iluminada, repavimentada, evita accidentes y muertes. Y no queremos que San Martín tenga en, ese sentido, un déficit y una situación dolorosa para nuestra sociedad.    

 

Las vías que atraviesan la ciudad de un extremo a otro son muy pocas y sabemos que en hora pico los accesos principales generan demoras excesivas y congestión de tránsito.  Por eso, necesitamos definitivamente trabajar en la integración de esta ciudad que está partida por las vías del ferrocarril Mitre. Por eso, y en este sentido, cumplimos con nuestra promesa del primer día de nuestra gestión y que hoy  estamos concretando con tres proyectos de accesos de bajo nivel, uno en Villa Ballester, otro en avenida Sarratea y otro en la localidad de Chilavert, y tenemos proyectado 2 más, para una segunda etapa, en San Martín Centro.  

 

Estas tres obras  que ya están en marcha, y la de Chilavert pronto a iniciarse, por supuesto se han concretado a partir, también, de la validación que este Honorable Concejo y en la consciencia de todos ustedes de la necesidad que tiene San Martín de resolver este problema de las vías del ferrocarril Mitre.   
Ya estamos construyendo el primer Paso Bajo Nivel de Villa Ballester, la obra más importante de los últimos 35 años y que modificará para siempre el perfil de la zona. Esta obra, como todos saben, se hace con fondos locales, como en un 50% y estamos haciendo todas las gestiones para que el otro 50% pueda ser financiado por el Ministerio de Transporte de la Nación.   

 

Junto al Municipio de San Isidro y a la Provincia, estamos construyendo ya el túnel de la avenida Sarratea, que incluyó el ensanche y repavimentación de esa calzada. Estas tareas constituyen un buen ejemplo del trabajo coordinado entre municipios gobernados por intendentes de diferentes signos políticos y también con el gobierno de la Provincia de Buenos Aires.   
   
De la misma manera, ya licitamos y estamos prontos a iniciar las obras del túnel de Chilavert en las calles San Roque y Solís, obras que se van a hacer, seguramente, el 100% con fondos municipales. Estos nuevos pasos bajo nivel optimizarán los tiempos de viaje de todos los sanmantinenses, mejorarán la seguridad vial, disminuirán la contaminación ambiental y van a generar, sin dudas, beneficios sociales y económicos para la ciudad. Insisto, estos proyectos que son estratégicos, que son importantes, que no son de un intendente, que no son de una gestión, han tenido sistemáticamente el debate, la discusión y la aprobación de cada uno de los bloques de este Honorable Concejo Deliberante, por eso son obras de toda la comunidad y de toda la sociedad de San Martín.   

 

Como cada año queremos expresar en este recinto nuestro constante pedido de apoyo y más coordinación con la Nación y la Provincia para trabajar sobre las estrategias de seguridad, que es la principal demanda de nuestros vecinos. Tenemos que ponernos de acuerdo entre las distintas jurisdicciones para recuperar la tranquilidad en las calles y poder lograr que cada vecino pueda vivir sin miedo en su barrio. El espacio público como espacio de los vecinos, espacio a recuperar, espacio a cuidar, espacio que tiene que permitirnos que sea un lugar seguro.

 

Nuestro Municipio viene sosteniendo una política y una inversión sostenida y muy importante en materia de seguridad. Invertimos más del 15% del presupuesto municipal en el Sistema de Protección Ciudadana que incluye patrulleros, la compra de 1000 cámaras y su instalación, la construcción de un Centro de Monitoreo, la puesta de la alarma y botón de pánico en todas las escuelas públicas y jardines, y todos los esfuerzos que podamos hacer, como el refinanciamiento de partidas municipales con las que sostenemos gastos de los patrulleros y de las comisarías que dependen  de la Provincia de Buenos Aires.   

 

Vamos a seguir en ese camino. En esto no estamos mirando y viendo de quiénes son los recursos, necesitamos lograr mejores resultados. Todos tenemos que trabajar mucho más y mucho mejor sobre la responsabilidad primaria que tiene la Provincia, claramente, sobre la responsabilidad que también tiene que asumir el Gobierno Nacional y sobre todo, la tarea que podamos hacer desde el Municipio para dar respuesta a ésta que es la principal angustia y preocupación de todos nosotros.  

 

Por eso también este año, a todos esos esfuerzos, estamos proponiendo y poniendo en marcha un Programa de Postas de Seguridad. Estamos construyendo las primeras 15 postas en nuestra ciudad con fondos municipales que nos van a permitir en plazas, en accesos, en lugares críticos tener presencia policial las 24 horas. Ya estamos construyendo las primeras 4 y, creemos que en los próximos dos meses, vamos a estar iniciando el resto de las postas de seguridad, insisto, con la idea de que esa presencia policial esté más cerca no sólo con el patrullaje de móviles, no sólo con las cámaras sino también con lugares fijos donde, donde con presencia de la Policía de la Provincia de Buenos Aires, podamos transmitir y garantizar alguna respuesta en materia de tranquilidad.  

 

Estamos en este punto, necesitados en el reclamo de que este tema la Provincia y la Nación lo asuman con la mayor responsabilidad que puedan. Estamos necesitados de que el tema de la seguridad sea un tema de agenda pública, estamos requiriendo mejor coordinación, estamos pidiéndoles al Gobierno Nacional y al Gobierno de la Provincia de Buenos Aires que elijan a San Martín como un caso testigo.   

 

Nosotros estamos convencidos de que por este camino los resultados no van a cambiar, necesitamos más información, necesitamos mejores indicadores, revisar los métodos, necesitamos mesas de trabajo entre la Nación, la Provincia y el Municipio que permitan coordinar y optimizar mejor estos esfuerzos. Vamos a insistir por este camino. Vamos a seguir insistiendo también para que el Gobierno de la Provincia de Buenos Aires vuelva a activar un fondo de recursos que solamente aplicó en el 2016 para la seguridad. Necesitamos, también, que las prioridades, la Provincia y la Nación las pongan en las preocupaciones más importantes que tienen nuestras comunidades, y no hay ninguna duda que a la hora de gobernar y a la hora de definir prioridades la seguridad sigue siendo la principal preocupación.   

 

Lo hacemos convencidos de que el problema no se resuelve solamente con patrulleros, efectivos y con cámaras, como siempre lo dijimos, fortaleciendo ese brazo punitivo pero, fundamentalmente, fortaleciendo, haciendo más fuerte el brazo de la prevención, el brazo de la inclusión, el brazo de un Estado presente que pueda garantizar mas derechos y más posibilidades.  
   
Para finalizar, retomaré algunos conceptos que ya hemos compartido hoy y que, si recurren al archivo, verán que forman parte de nuestras prioridades desde el primer día de nuestra gestión.  

 

Creemos en el Estado y en su rol igualador. Creemos en un Estado que puede escuchar, comprender y resolver efectivamente. Creemos en un Estado con capacidad de ponerse en el lugar del otro. Un Estado con empatía de verdad. Creemos que los tres niveles del Estado deben tener como horizonte y práctica diaria la búsqueda de un país más justo y más inclusivo.    

 

Creemos que la eficiencia y la eficacia tienen sentido si el objetivo último es una sociedad más armónica, organizada y equilibrada, que conviva en paz. Y es por eso que siempre hemos impulsado una constante mejora de las políticas y de los instrumentos de gestión municipal, porque es allí donde está el primer paso para lograr una ampliación y una mayor calidad de los servicios públicos.  

 

De eso se trata el “gobernar bien”. Y en este sentido, sabemos que falta mucho por hacer. Digo más: siempre faltará mucho por hacer porque “gobernar bien” es también generar nuevas demandas entre nuestros vecinos. Ciudadanos cada vez más exigentes, que apunten a más, que reclamen y planteen, que obliguen a una escucha más atenta es la mejor garantía para una democracia mejor y para un San Martín mejor.  

 

San Martín está en obra, San Martín está en pleno cambio y transformación. Los trabajos en marcha constituyen una prueba incontrastable de ello. En cada barrio hay algo que se está haciendo, hay algo que se está mejorando, pensado para cada vecino y vecina de nuestra ciudad. Ese cambio, esa transformación, ya llegó a miles y miles, pero queremos y necesitamos que llegue a todos.   

 

Luego de décadas, muchos sanmartinenses se vieron beneficiados con asfalto, luz pública, espacios deportivos y recreativos,  centros de salud, lugares y propuestas de contención para nuestros jóvenes. Decenas de obras que no existían y ahora son una realidad.  
   
Esas miles de personas son protagonistas y testigos de que llegamos para cambiar y transformar la vida de todos y cada uno de los ciudadanos de nuestra ciudad. Queremos, y lo estamos logrando juntos, mejorar esta ciudad, hacerla una sola. No queremos más divisiones físicas ni culturales.    

 

Estamos convencidos que éste es un proyecto de ciudad que no es patrimonio ni responsabilidad de ningún intendente. Estamos convencidos y también destacamos el diálogo y el espíritu de cooperación que siempre hemos encontrado de los bloques de la oposición en estos años, a discutir, a debatir, cumpliendo cada uno con su rol: el oficialismo gobernar y la oposición controlar, hacer esa tarea tan importante para los oficialismos.  

 

En 2011 comenzamos un camino de progreso, de inclusión y de justicia social en San Martín, pero hoy vamos por más. Les propongo más obras estructurales, más cultura, más inclusión social, más defensa de las PyMEs y de sus trabajadores, les propongo más inversión en seguridad, más atención de salud, más calidad de vida, en definitiva: hacer realidad, juntos, el sueño de un San Martín más moderno y más inclusivo para todos.

 

Guillermo Francos, logró destrabar la ley ómnibus. 

Las Más Leídas

También te puede interesar