X
El juez Lijo dictó la misma medida para Etchegaray y Katya Daura. Es por la causa en la que Boudou fue condenado a cinco años de prisión.
Redacción 07/12/2018 19:18

El banquero Jorge Brito, el ex jefe de la AFIP Ricardo Echegaray y la ex titular de la Casa de la Moneda Katya Daura fueron procesados por el juez federal Ariel Lijo en el marco del caso conocido como "Ciccone 2", la segunda parte de la causa por la cual fue condenado a cinco años y ocho meses de prisión el ex vicepresidente Amado Boudou.

Según la información judicial, Lijo estableció que el dinero para comprar la quebrada imprenta provino de las arcas de los banqueros Raúl Moneta y de Brito, ex presidente del Banco Macro. A Echegaray lo procesaron por abuso de autoridad, mientras que sobre el resto recayó el delito de partícipes necesarios de negociaciones incompatibles de funcionario público. A Boudou lo condenaron por ese mismo delito, más la figura de cohecho (coimas).

 

En la causa Ciccone se comprobó que el ex vicepresidente logró que el organismo le diera un acuerdo excepcional para pagar su deuda. Eso ocurrió cuando The Old Fund compró el 70 por ciento de Ciccone. Con la nueva sociedad, Ciccone pasó a llamarse Compañía de Valores Sudamericana (CVS).  En agosto pasado, el Tribunal Oral condenó a Boudou, que quedó preso inmediatamente al escuchar la condena.

Procesaron a Brito por Ciccone

El juez Lijo dictó la misma medida para Etchegaray y Katya Daura. Es por la causa en la que Boudou fue condenado a cinco años de prisión. 

El banquero Jorge Brito, el ex jefe de la AFIP Ricardo Echegaray y la ex titular de la Casa de la Moneda Katya Daura fueron procesados por el juez federal Ariel Lijo en el marco del caso conocido como "Ciccone 2", la segunda parte de la causa por la cual fue condenado a cinco años y ocho meses de prisión el ex vicepresidente Amado Boudou.

Según la información judicial, Lijo estableció que el dinero para comprar la quebrada imprenta provino de las arcas de los banqueros Raúl Moneta y de Brito, ex presidente del Banco Macro. A Echegaray lo procesaron por abuso de autoridad, mientras que sobre el resto recayó el delito de partícipes necesarios de negociaciones incompatibles de funcionario público. A Boudou lo condenaron por ese mismo delito, más la figura de cohecho (coimas).

 

En la causa Ciccone se comprobó que el ex vicepresidente logró que el organismo le diera un acuerdo excepcional para pagar su deuda. Eso ocurrió cuando The Old Fund compró el 70 por ciento de Ciccone. Con la nueva sociedad, Ciccone pasó a llamarse Compañía de Valores Sudamericana (CVS).  En agosto pasado, el Tribunal Oral condenó a Boudou, que quedó preso inmediatamente al escuchar la condena.