Política

Un sector del peronismo bonaerense muestra su “apoyo incondicional” a Macri

El jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, sumó un nuevo “apoyo incondicional” a su candidatura presidencial para el 2015 por parte de sectores del peronismo bonaerense que se comprometieron a trabajar en la conformación de un frente electoral.

El aval se produjo durante una cena convocada por el intendente de Malvinas Argentinas, Jesús Cariglino, quien en la noche del viernes recibió a Macri y al ministro de Gobierno -y armador de la estrategia electoral-, Emilio Monzó, en su despacho para luego compartir un asado que se extendió hasta esta madrugada.

 

Además, formaron parte del encuentro el presidente del bloque de diputados provinciales del Pro-Peronismo, Marcelo Di Pascuale; el jefe de la bancada de senadores de Unión Pro Peronista, Alfredo Meckievi; los diputados Juan Carlos Piriz, Carlos Acuña y Rubén Eslaiman, y los senadores Roque Cariglino, Aníbal Asseff y Julio Salemme.

 

Durante la cena, Macri planteó la necesidad de unir a la oposición para “poner un freno al intento de reelección indefinida” que impulsa el kirchnerismo.

 

Mientras que Cariglino propuso “armar un frente electoral pro-peronista con apoyo incondicional a la candidatura presidencial de Mauricio Macri”, y consiguió el aval unánime del resto de los asistentes.

 

El ministro Monzó explicó que “la idea es trabajar juntos sin perder identidades ni pertenencia, pero apoyando fuertemente la figura de Mauricio Macri”.

 

Asimismo, en la cena se habló de la presentación que los bloques de diputados provinciales de la oposición realizarán el lunes a las 12 ante la Corte Suprema de Justicia de la Nación para reclamar fondos de la coparticipación.

 

Di Pascuale explicó que la apelación ante el máximo tribunal judicial tiene por objetivo exigir a la Casa Rosada la restitución del 15 por ciento de la coparticipación que la Provincia cedió al Estado nacional, cuando se privatizó el sistema de jubilaciones y que no se reintegró con la reestatización de 2008.

 

Marcos Ferrer encara una semana de negociaciones clave para definir a la futura conducción de la UCR.
El gobernador Maximiliano Pullaro y el intendente Pablo Javkin, en coordinación para pacificar Rosario.

También te puede interesar