25|7|2022

García Moritán, buscando la luz a la sombra de "el marido de"

13 de junio de 2022

13 de junio de 2022

De la mano de López Murphy, el legislador porteño quiere meterse en la pelea por la sucesión de Larreta. El rol en la Legislatura y el matrimonio con Pampita.

A siete meses de asumir su banca en la Legislatura porteña, el empresario Roberto García Moritán trata de generar su propia luz a fuerza de su trabajo parlamentario y persigue un objetivo ambicioso: convertirse en el sucesor de Horacio Rodríguez Larreta en 2023. Aunque no reniega de ser el marido de Carolina “Pampita” Ardohain, el legislador de Republicanos Unidos sale al cruce de quienes lo chicanean por su relación con la famosa conductora.  

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

"Soy el marido de Pampita, una mujer libre, emprendedora, que supo convertirse en una mujer empoderada, que ha sabido trascender...Estoy orgulloso", remarcó el legislador del espacio que lidera Ricardo López Murphy durante la última sesión parlamentaria cuando su colega Berenice Iañez, del Frente de Todos, lo tildó de "pampito".  

 

Hace un año atrás, el empresario de 43 años no se imaginaba, ni por asomo, ocupar un despacho en Perú 160, a pesar de que no es su primer coqueteo con la política: tuvo un pequeño paso como funcionario de segundo rango de la gestión bonaerense de María Eugenia Vidal. Lo que no podía intuir era que, meses más tarde, terminaría siendo noticia a raíz de la discusión que mantuvo con una legisladora camporista..

 

Fue en julio de 2021 cuando las listas porteñas y alianzas electorales comenzaron a cocinarse a fuego lento y López Murphy pensó en Moritán para ocupar una banca en el Parlamento. Hasta ese momento, el exyerno del fallecido banquero Jorge Brito cultivaba un bajo perfil y estaba dedicado full time a sus dos restaurantes (Tanta y La Mar) en territorio porteño. En su curriculum vitae figura un master en finanzas del Centro de Estudios Macroeconómicos de Argentina (CEMA). Además, es presidente de Asociar, una asociación civil sin fines de lucro que busca “la transformación social en barrios vulnerables de la provincia de Buenos Aires y de CABA”.

 

En su entorno reconocen que la propuesta del diputado nacional fue “inesperada”, aunque el vínculo entre ellos data desde 2003. De hecho, Moritán acompañó al bulldog en su sueño presidencial, “a lo lejos”, y hasta se arrimó al bunker que montó en el hotel Sheraton, el día de la elección.

 

El contacto entre los referentes de Republicanos Unidos continuó a lo largo de los años, a través de llamados, reuniones y conferencias; y se solidificó gracias a Yamil Santoro, uno de los armadores del espacio, quien también influyó para que el esposo de Pampita se anime y salte a la política. En su árbol genealógico tiene parte de ADN diplomático: su padre es Roberto García Moritán, quien fue secretario de relaciones exteriores de Argentina durante los gobiernos de Néstor Kirchner y Cristina Fernández de Kirchner; y su tío es Martín García Moritán, que durante el gobierno de Mauricio Macri fue embajador de Argentina ante las Naciones Unidas.

 

Santoro está convencido de que el legislador “está para más” y camina la ciudad, en su rol de jefe de campaña, para que Moritán se convierta en el líder de Uspallata 3160. Una apuesta digna de codicia que, desde el partido, dicen que “es posible” aunque piden amplitud total. Por eso suman diálogos con sectores que tengan “como enemigo” al kirchnerismo y no cierran la puerta a los libertarios como hicieron algunos de sus socios de JxC.

 

Por otro lado, y cada vez que tiene oportunidad, Moritán se encarga de mostrar la agenda parlamentaria que cosechó en estos meses, en base al fortalecimiento de sus equipos técnicos, con su compañera de bloque, Marina Kienast, con foco en temas judiciales, educativos y culturales. Asimismo, no descuida ejes relacionados a la planificación urbana, desarrollo económico, presupuesto y pymes.

 

En especial, Moritán pide avanzar con  “incentivos a la creación de startups". "Es algo que me desvela. Hay que crear condiciones políticas, económicas y jurídicas para que esto pueda pasar. En la Argentina que se viene, hay que prestarle atención”, reconoció ante Letra P y remató: “Se viene un momento clave para la Argentina; somos muy baratos para el mundo y hay que generar las condiciones para estar a la altura, para generar trabajo e inversiones. Queremos que los jóvenes se animen a emprender, el espíritu pujante”.