PASO 2021

Primera: Juntos festeja una remake de la ola amarilla de 2017

Ganó con el 40% de los votos. Si en noviembre repite, se quedará con cinco de ocho senadurías. El FdT llegó al 35%. Una elección calcada a la de la era Vidal.

Con la difusión de los datos oficiales, la Primera sección electoral volvió a convertirse en uno de los bastiones de la oposición. Con el 89% de las mesas escrutadas, la lista de Es Juntos que encabeza Christian Gribaudo, y la boleta de Dar el Paso que lleva a Joaquín de la Torre, sumaron el 40,11% de los votos, mientras que la nómina del Frente de Todos que tiene a Luis Vivona como primer precandidato alcanzó el 35,5%. De repetirse un escenario similar en los comicios generales de noviembre, el macrismo en alianza con el radicalismo obtendrá cinco bancas en el Senado de la provincia de Buenos Aires, mientras que el oficialismo deberá contentarse con tres, casi un resultado calcado con lo que fueron las elecciones de 2017, en pleno auge de María Eugenia Vidal y Mauricio Macri en el poder.

 

Como era de esperarse, los distritos de peso que controla el PRO y sus aliados inclinaron buena parte de la balanza en favor de boleta de Juntos. De hecho, por ejemplo, en Tres de Febrero la suma de la interna obtuvo obtuvo el 44,2% de los votos, frente al 33,2% del Frente de Todos. En Vicente López, las dos boletas de Juntos sacaron 57,2% ante el 21,6% del peronismo. En San Isidro, un distrito radical que está aliado al PRO, el margen de triunfo fue aún mayor. Las dos nóminas de la oposición cosecharon el 59,5% de las voluntades y el Frente de Todos apenas alcanzó el 19,65 de los sufragios. Si la tendencia se mantiene de cara a las elecciones del 14 de noviembre, Juntos logrará retener las cinco bancas que arriesga en la Cámara alta.

 

Esta elección repite en buena parte los resultados de la elección general de 2017, fecha en la que Cambiemos, en plena cresta de la ola amarilla, se impuso con el 41,4% de los votos al peronismo, que fue dividido en dos listas. Por un lado, Unidad Ciudadana sacó en aquella oportunidad el 36,8% y el massismo detrás de la alianza 1País obtuvo el 12,1% los votos. 

 

Aquel triunfo de Cambiemos en 2017, y de derrota para un peronismo dividido, se revirtió en 2019 producto de la unidad del Frente de Todos y la decadencia política y económica de cuatro años de Macri y Vidal en el sillón del poder. Los resultados arrojaron 51,9% para el Frente de Todos y  37,4% para Juntos por el Cambio, lo que repartió 9 y siete bancas en la Cámara de Diputados, respectivamente. 

 

El socialismo llenó Metropolitano en Rosario. 
Axel Kicillof y Carlos Bianco, en conferencia en la Casa de Gobierno.

También te puede interesar