22|6|2022

Voto vacuna: Kicillof, entre la campaña del millón y reproches a intendentes

31 de mayo de 2021

31 de mayo de 2021

El aluvión de turnos de vacunación otorgado genera optimismo moderado. Les reclama a jefes comunales no haber militado debidamente el plan de inscripción.

El envío de un millón de turnos para vacunarse esta semana y la confirmación de la llegada de varios millones de dosis genera optimismo moderado en el gobierno de Axel Kicillof: creen que ese avance impactará positivamente en la población y que eso se traducirá en apoyo al oficialismo, pero evitan subirse al éxito porque la carrera es “larga” y “muy cambiante”. Mientras tanto, en los despachos de la gobernación mastican bronca con los intendentes, a quienes les reclaman no haber militado debidamente la campaña de inscripción a la inoculación, a la que le faltan unos cinco millones de bonaerenses.

 

Convertida en insumo central para la pelea electoral, el primer paso de la vacunación es convencer a la población de que se registre. Actualmente, hay alrededor de 7,5 millones de inscriptos, un número bajo comparado con los doce millones de personas mayores de 18 años del territorio. Según supo Letra P, el mandatario tensiona con los jefes comunales de su espacio, a los que les reprocha no haber intensificado el operativo en sus distritos, y decidió hacer un “relanzamiento” de la campaña que comenzó con él mismo poniendo el brazo el 29 de diciembre pasado en un hospital público de La Plata.

 

“El impacto en las mediciones actuales va a estar, la imagen de Alberto (Fernández) y de Axel seguramente vaya a subir, pero el panorama es muy cambiante, es el día a día”, grafica una fuente del Frente de Todos (FdT). Miran lo sucedido en otros países, donde aun con niveles altísimos de vacunación han tenido picos de casos muy fuertes. Evitan confiar en escenarios tan “impredecibles y cambiantes”, aunque reconocen el alivio.

 

Un dirigente oficialista con despacho en La Plata explica que hay que mirar la elección en etapas: de hoy, al cierre de listas; del comienzo de la campaña, a las PASO; y de las PASO, a la elección general. Y remarca que aún debe resolverse el “otro punto central, la reactivación económica”.

 

Destacan dos ejes principales que producirá la vacunación masiva: un cambio en el humor social y un hecho incontrarrestable para acallar las críticas de la dirigencia opositora, que repite una y otra vez que “no hay vacunas”. “El cambio en el humor social es fundamental, la gente está agobiada, con miedo, harta; ver que llegan los turnos, para ellos, para sus familiares, va a ser de impacto”, se entusiasma una fuente. Y remata hablando de Juntos por el Cambio (JxC): “Pueden quedarse solos gritando que no hay vacunas, que si la gente empieza a recibir masivamente los turnos, eso va a dejar de hacer mella”.

 

Un funcionario del área de salud de un municipio del conurbano se entusiasma con la llegada de las dosis. “Vamos a poder vacunar al límite de la capacidad técnica”, sostiene y explican que el ritmo de vacunación podría incrementarse más de un 50% y, en algunos casos, duplicarse. Eso -dice- se notará en unas cuatro semanas.

 

El fin de semana, el gobierno informó que comenzó con el envío de un millón de turnos para esta semana. De las 2.684.600 vacunas recibidas en los últimos días, el Gobierno nacional le asignó a la provincia 389.850 dosis del primer componente de Sputnik V; 30.900, del segundo componente; y 626.200, de Astrazeneca. Y espera que se repitan envíos de esa magnitud en las próximas semanas, con lo que se completaría la inoculación de todos los grupos de riesgo.