28|2|2021

IVE: dictamen en el Senado y tensión por indecisos

17 de diciembre de 2020

17 de diciembre de 2020

El proyecto que llega de Diputados tendría apoyo necesario para ser de mayoría. Tres votos no confirmados podrían adelantarse, si acompañan, o extender la duda.

Luego de tres días de trabajo remoto, las tres comisiones del Senado que tramitan el proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) se preparaban para emitir un dictamen favorable que lleve el texto al recinto el 29 de diciembre. Fuentes vinculadas a la senadora Norma Durango, que preside el plenario, confirmaron a Letra P que el texto cuenta con las firmas suficientes para ser de mayoría, pero lo que se espera es ver si, a partir de esas firmas, se vislumbra alguna definición de algunos indecisos o si, por el contrario, se extiende el interrogante.

 

En la Cámara alta pronostican que el dictamen de las comisiones de Banca de la Mujer, Salud y Justicia y Asunto Penales estará firmado recién para la medianoche de este jueves. En el oficialismo contaban con las firmas necesarias, pero la incógnita pasaba por los senadores indecisos del oficialismo y la oposición, especialmente en los entrerrianos Edgardo Kueider (FdT) y Estela Maris Olalla (UCR-JxC) y en la neuquina Lucila Crexell, del monobloque provincial que también integra Juntos por el Cambio (JxC). 

 

Aun así, es posible que no se conozca el sentido del voto con la firma del dictamen, porque en Banca de la Mujer se necesitan diez firmas y el proyecto ya cuenta con esos apoyos. En esa sumatoria es posible que no lo firmen Olalla ni Crexell, pero eso tampoco implica que estén en contra o a favor. Esa explicación técnica que recorre los pasillos del Senado confirma que los enigmas sobre las posiciones de los indecisos podrían continuar hasta el mismo 29 de diciembre, día en que la legalización del aborto llegaría al recinto. 

 

En Justicia y Asuntos penales se requieren nueve firmas. Hasta este jueves en el oficialismo y la oposición contaban con ocho apoyos y una incógnita respecto a la novena firma requerida. 

 

 

 

Durante el debate, el riongrino Alberto Weretilneck anticipó que apoya la iniciativa pero solicitó cambios. Contó que se hizo una vasectomía hace 16 años y sostuvo que “no es un tema únicamente de la mujer, sino que es de la mujer y del hombre”. También habló sobre la objeción de conciencia. Repasó que “el 73% de los tocoginecólogos de Río Negro son objetores de conciencia" y que cuando comenzaron a aplicar el protocolo para abortos no punibles "eran solo el 20%”. “Si la ley no contempla, no cuida y no protege a los equipos de salud, le puedo asegurar que en dos años no tiene quien la ejecute y quien la lleve adelante”, afirmó. 

 

El formoseño José Mayans, que preside el bloque del FdT, dijo que su colega Durango "hace lo que puede sobre un marco de emergencia, porque acá estamos legislando sobre el derecho a la vida y todo lo están haciendo a las apuradas". "Me parecieron muy buena las fallas que planteó el senador Weretilneck, pero insisto: una tema de esta naturaleza no se puede tratar 'dale, dale dale'", se quejó el principal senador del espacio celeste dentro del oficialismo. 

 

Por el contrario, su compañera de bancada, Beatriz Mirkin embistió contra el sector antiabortista. "Voy a tener que irme a otra provincia a defender los derechos de las mujeres, porque en mi provincia están vedados", denunció la tucumana y se anotó el señalamiento más fuerte del último día del plenario de comisiones. "Sólo ayer me llegaron 900 mails de rechazo, pero ya tenemos la posición tomada, la tenemos todos, los miro a la cara y sé que opina cada uno. Me siento que he venido a Buenos Aires como pude a participar de este debate y me voy a mi provincia a sufrir, porque no han aceptado ninguno de los derechos de las mujeres. En mi provincia no hay salida para las mujeres, quiero decir eso porque me duele hasta el alma que no se me permita ser ciudadana argentina", disparó Mirkin en una crítica directa a la administración del  gobernador peronista Juan Manzur

 

La jujeña Silvia Giacoppo (UCR) respaldó a Mayans. "Este proyecto vino con más fallas técnicas que el proyecto de 2018 y me hubiese gustado que debatamos como legisladores artículo por artículo. ¿Por qué no podemos seguir con un cuarto intermedio? Creo que nos merecemos el debate", sostuvo. Su correligionario por el Chaco Víctor Zimmerman se sumó a las quejas celestes por la celeridad. "Entendemos que el oficialismo quiere sacar dictamen a la brevedad, obviamente no lo compartimos”, dijo.