X
Redacción 16/09/2019 16:42

El ministro de Hacienda de la Nación, Hernán Lacunza, presentó este lunes formalmente el proyecto de Ley de Presupuesto 2020 ante el Congreso nacional, con una exposición de casi una hora, en la que detalló algunos aspectos del expediente y reclamó "construir consensos" en la política económica del país.

"Tenemos que empezar a construir consensos en política económica. Escucho con esperanza que todos los candidatos presidenciales hablan de mantener el equilibrio fiscal. Que la inflación no es una forma genuina de financiar el déficit, que la deuda tiene un límite y que las estadísticas públicas tienen que decir la verdad", enumeró Lacunza.

 

 

Sin embargo, el ministro aseguró que "hay otras cuestiones que no están claras" y que parecería que "no hay consenso de si el camino al desarrollo es una economía abierta o cerrada".

 

 

"Una base para el próximo período es tener en claro que necesitamos un consenso sobre dos objetivos: una política pro-exportadora para darle viabilidad a cualquier proceso económico y una coalición pro empleo privado que es el que nos va a permitir corregir la pobreza", explicó.

Lacunza formuló estos conceptos en una audiencia celebrada en Diputados, a la que asistieron tanto legisladores de la Cámara baja como del Senado.

 



Allí, escoltado por el presidente de Diputados, Emilio Monzó, y por los titulares de las comisiones de Presupuesto y Hacienda de Diputados, Luciano Laspina y del Senado, Esteban Bullrich, Lacunza reconoció que "los resultados económicos de estos cuatro años (del gobierno de Mauricio Macri) fueron inferiores a lo esperado".

En una charla que tuvo muchos ingredientes de tenor político y pocos números, ya que los principales lineamientos del proyecto de Presupuesto 2020 están en poder de los legisladores desde hace varios días, el ministro añadió que en la crisis que comenzó en la Argentina en 2018 "hubo una combinación con distintas dosis de herencia, inconsistencias y algunos factores externos e internos como el corte abrupto de financiamiento a los mercados emergentes y la sequía".

 



Sin embargo, el funcionario enfatizó que "a fin de este año habrá superávit gemelos, tanto en lo fiscal como en lo externo" y vaticinó que "la plataforma de despegue para el ciclo político que se inicia en un par de meses tiene mejores perspectivas que si estuviéramos en 2015, cuando había déficit gemelos". Además, afirmó que "la Argentina no necesita de un tipo de cambio más alto que éste para producir".

"Si seguimos en esta trayectoria no habrá necesidad de incrementar la deuda en los años sucesivos", pronosticó. 

 

Télam