X
La federación que agrupa a los sindicatos del sector cárnico convocó a asambleas en todo el país por la resistencia empresaria a mejorar la recomposición salarial de 2018, que cerró en el 36%.
Redacción 07/02/2019 8:05

Los gremios de la carne tensionan la discusión salarial después de que se frustrara la posibilidad de acercar posiciones en audiencia con autoridades empresariales del sector.

El trasfondo de la pelea entre la Federación de Sindicatos de Trabajadores de la Carne y Afines de la República Argentina (FESITCARA) y las cámaras patronales tiene su origen en el acuerdo salarial de 2018 que vence en marzo próximo. Hasta el momento, los trabajadores cárnicos consiguieron una recomposición salarial del 36% pero exigen una nueva suba que, al menos, emparde el 47,6% de la inflación registrada por las estadísticas oficiales.

Después de la audiciencia, los representantes de la federación señalaron que el posicionamiento empresarial resultó "muy lejano" a las pretensiones de la conducción gremial, por lo que convocaron para este viernes a asambleas en todos los establecimientos en las que se podrían definir medidas de fuerza.

"Las asambleas tendrán como objetivo informar sobre la actualidad de la negociación paritaria y escuchar el posicionamiento de los compañeros de la actividad para avanzar luego en el diseño de medidas gremiales en defensa del salario", destacó Pedro Lacuadra Montiel, secretario general adjunto de la FESITCARA.

El dirigente de la carne llamó a la reflexión a los empresarios de la actividad y adelantó que la propuesta que el sindicato llevará a las asambleas será iniciar medidas de fuerza de acción directa en todo el país "hasta lograr una respuesta que satisfaga las necesidades de nuestros representados".

Gremios de la carne analizan medidas de fuerza por el fracaso de la paritaria

La federación que agrupa a los sindicatos del sector cárnico convocó a asambleas en todo el país por la resistencia empresaria a mejorar la recomposición salarial de 2018, que cerró en el 36%.

Los gremios de la carne tensionan la discusión salarial después de que se frustrara la posibilidad de acercar posiciones en audiencia con autoridades empresariales del sector.

El trasfondo de la pelea entre la Federación de Sindicatos de Trabajadores de la Carne y Afines de la República Argentina (FESITCARA) y las cámaras patronales tiene su origen en el acuerdo salarial de 2018 que vence en marzo próximo. Hasta el momento, los trabajadores cárnicos consiguieron una recomposición salarial del 36% pero exigen una nueva suba que, al menos, emparde el 47,6% de la inflación registrada por las estadísticas oficiales.

Después de la audiciencia, los representantes de la federación señalaron que el posicionamiento empresarial resultó "muy lejano" a las pretensiones de la conducción gremial, por lo que convocaron para este viernes a asambleas en todos los establecimientos en las que se podrían definir medidas de fuerza.

"Las asambleas tendrán como objetivo informar sobre la actualidad de la negociación paritaria y escuchar el posicionamiento de los compañeros de la actividad para avanzar luego en el diseño de medidas gremiales en defensa del salario", destacó Pedro Lacuadra Montiel, secretario general adjunto de la FESITCARA.

El dirigente de la carne llamó a la reflexión a los empresarios de la actividad y adelantó que la propuesta que el sindicato llevará a las asambleas será iniciar medidas de fuerza de acción directa en todo el país "hasta lograr una respuesta que satisfaga las necesidades de nuestros representados".