X
Tras la reunión entre Salvai y Bianco, ambos equipos iniciaron el trabajo. Cantidad de personal y ejecución de obras, así como programas en marcha y los previstos para 2020.
Por 10/11/2019 11:30

El gobernador electo de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, inició la transición con la actual mandataria, María Eugenia Vidal, cuando su jefe de campaña, Carlos Bianco, le trasladó al Jefe de Gabinete, Federico Salvai, un listado de pedidos que incluye desde los programas que el gobierno saliente tenía previsto realizar hasta la cantidad de empleados de cada área.

Según supo Letra P, Bianco le pidió a Salvai un detalle de la estructura de las distintas áreas ministeriales: con cuánto personal cuentan, cuál es el presupuesto de cada una y cómo tenían diseñado el presupuesto 2020, que ahora se votará bajo la gestión de K. También, pidió saber cuáles son los programas en marcha y los previstos para el año entrante si Vidal seguía siendo gobernadora.

En su organigrama, la gestión de Vidal cuenta con 14 ministerios y una Jefatura de Gabinete. Más abajo aparecen secretarías como las de Medios, Derechos Humanos, la General y la de Legal y Técnica. Hay, además, subsecretarías y otras dependencias, algunas de las cuales fueron creadas por la gestión saliente. En este contexto, no se descarta que el mandatario electo haga algunas modificaciones , lo que lo llevaría a reformar la Ley de Ministerios en la Legislatura bonaerense.

"Establecimos un método de trabajo para la transición que consta de pedidos de información por ministerio. Están preparando esa información para devolverla y, una vez que la tengamos, vamos a empezar con las reuniones por áreas", dijo Bianco.

 

 No se descarta que Kicillof reforme la Ley de Ministerios en la Legislatura bonaerense para modificar la actual estructura de 14 carteras.

 

Para eso, Kicillof designó también a Agustina Vila, Federico Thea y Augusto Costa como parte del equipo de transición. A partir de este lunes, estos mantendrán reuniones con los funcionarios designados por Vidal.

“Se comprometieron a dejar los fondos disponibles para el pago de sueldos y aguinaldos”, dijo Bianco tras el encuentro con Salvai. Como contó Letra P, la actual gestión bonaerense reconoció un déficit de 50 mil millones de pesos para el cierre del ejercicio 2019.

El asesor de Kicillof le sugirió al funcionario provincial que pida, a través de Letras del Tesoro nacional, una ayuda al gobierno de Mauricio Macri para no tener que cubrir esos compromisos con fondos del Banco Provincia o del Instituto de Previsión Social (IPS).