PRESIDENTE DEL BANCO CENTRAL

Sturzenegger duda: “¿Ha sido suficientemente dura la política” anti inflación?

Aseguró que “está costando bajar significativamente la inflación núcleo”, aunque observó un “proceso de desinflación en todas las regiones”. El efecto paritarias 2018 y un posible endurecimiento.

El presidente del Banco Central, Federico Sturzenegger, tiene un problema que lo preocupa. Nadie en su entorno puede explicarse por qué, en el marco de una inflación general que se vislumbra descendente en relación al año anterior, los precios más básicos de la economía siguen siendo más altos que la media. Confesó el tema en una ronda con periodistas posterior a la presentación del Informe de Política Monetaria (IPOM) correspondiente a octubre 2017, de la que participó Letra P. El tema es recurrente porque en el jefe del BCRA están posadas todas las miradas del Gobierno, obsesionado por consolidar una baja de precios que no afecte las condiciones de una paritaria 2018 moderada. Para esto, además de acercarse a la meta inflacionaria que se propuso la entidad, debe haber una moderación en los precios de alimentos, bebidas y otros bienes no regulados que impactan fuerte en el IPC que mide el INDEC. En este escenario, casi que avisó que podrá endurecer más la política monetaria si fuera necesario.

 

 

En su alocución en el tercer piso del Central, lo puso en palabras: “Hay una gran persistencia de la inflación núcleo. Nos está costando bajarla significativamente. Si bien vemos que empieza a moverse para abajo, hay que tener en cuenta también que la política monetaria actúa con rezagos”, explicitó. A continuación, puso en alerta a todos aquellos sectores que a diario se quejan de que las altas tasas de interés retrasan la inversión y posponen la mejora económica sobre bases sólidas. “¿Ha sido lo suficientemente dura la política monetaria?, se auto-inquirió. La respuesta la tienen muy pocos. Algunas fuentes del mismo organismo que él preside refunfuñan en privado sobre la poca colaboración que hay de otras dependencias en el combate a la inflación. Les apuntan, sobre todo, a los responsables de Comercio, que mantienen el vínculo diario con los empresarios que manejan los precios en la Argentina.

 

 

 

Asimismo, reconoció que “el último número (el 1,9% que dio INDEC) no es el que hubiésemos querido, pero la desinflación se observa en todas las regiones”. En la misma línea, aclaró algo que por primera vez mencionó: que el crecimiento económico que se viene gestando en lo que va del año, impactará en una inflación probablemente menos sencilla de domar.

 

En paralelo a la carrera de los precios, el oficialismo le prende velas a Sturzenegger por un factor que es clave de cara al inicio del 2018: las paritarias. Hoy en día, el BCRA pronostica una inflación del 10% (más menos dos puntos) para el año que viene; mientras que el mercado estima que será de por lo menos 15%. Eso distorsiona la pretensión oficial de digitar una discusión salarial más cerca del 10% que del 20%. Esa premisa, hoy, parece un imposible.

 

 

 

 

Productores porcinos le piden medidas para el sector a Toto Caputo y Diana Mondino
Javier Milei con el rey de España apenas asumió la Presidencia

También te puede interesar