X

Recibe a Ginés y le muestra el plan de apertura para aplicar si bajan los contagios. Vuelta de comercios y flexibilidad en el horizonte cercano.

Por 07/07/2020 17:44

El gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof, trabaja en un plan de reapertura para aplicar luego del 18 de julio en el conurbano, siempre y cuando la cuarentena endurecida dispuesta arroje los resultados esperados y se aplane le curva de contagios por coronavirus. Eso y más le mostró este martes al ministro de Salud de la Nación, Ginés González García, a quien recibió en la Casa de Gobierno, en La Plata. 

El objetivo es mostrar que en la Provincia sí hay un plan tras el aislamiento duro. Todo, en medio de una disputa –amplificada por los medios- con el Jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta. Mientras, la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA) ya habla del regreso de los runner, una actividad convertida en ícono de la flexibilización de la cuarentena del gobierno macrista que lo distancia del bonaerense. 

La idea es volver a flexibilizar actividades comerciales como funcionaban hasta el 1 de julio. Incluso, si el resultado de la nueva fase de aislamiento es el esperado y los contagios bajan y se liberan camas de terapia intensiva, no se descarta habilitar actividades que no estuvieron habilitadas antes de la última marcha atrás.

 

 

Para poder llegar a este diagnóstico, en La Plata hablan de cortar más rápido la línea de contagios. Para eso, se trabaja en una ampliación de la etapa de rastreo de la peste y fortalecer los centros que hacen los operativos de telemedicina.

Las razones que empujan a una flexibilidad del encierro a partir del 18J son variadas. Recesión económica, cansancio poblacional, presiones y pedidos de diversos sectores para mover la rueda de la cadena productiva empujan a Kicillof a tomar la decisión. El propio gobernador dijo a Letra P que es “el primer anticuarentena” y que “la odia”.

“Con un seguimiento de los contactos estrechos, se puede cortar más rápido el encadenamiento de contagios”, explican cerca del gobernador. “Tenemos 354 casos cada 100 mil habitantes. Lo que decimos es que cada 100 habitantes hay 0,3 contagios en la provincia. En la Ciudad de Buenos Aires hay 1 contagio cada 100 habitantes”, explicaba este lunes el gobernador bonaerense, marcando la diferencia. 

Por su parte, el ministro de Salud bonaerense, Daniel Gollán, sostuvo este lunes en declaraciones a Radio con Vos que “el 95% de los casos que aparecen en otros puntos del país son gente que pasa por el AMBA. Si liberás (el AMBA), son millones de personas que van a interactuar con gente que en algún momento termina en Entre Ríos, Rosario, Córdoba”.

Al cierre de esta nota, la provincia de Buenos Aires registraba un total de 42.619 casos confirmados, de los cuales 20.699 ya se encontraban recuperados. Y 711 personas perdieron la vida. La tasa de letalidad es de 1,81 por ciento. Fueron testeadas 179.529 personas.