22|1|2021

“Cambiemos es bifronte: están quienes gobiernan y los mariscales de la derrota”

05 de noviembre de 2020

05 de noviembre de 2020

El senador massista del FdT cuestionó a los duros de la oposición. Dice que el FR peleará por más intendencias pero no se meterá donde ya gobierne el peronismo.

El senador bonaerense del oficialismo José Luis Pallares valoró la gestión de Alberto Fernández y Axel Kicillof por igual y apuntó contra los dirigentes de la oposición que critican al gobierno “con el diario del lunes”. En diálogo con Letra P, se refirió a los lugares que ocupa el massismo y marcó una leve diferencia entre lo que sucede en el ámbito nacional y provincial. Pese a ello, destacó la figura de Sergio Massa, la importancia de la unidad del frente y la necesidad de disputar nuevos lugares de poder. “Vamos a respetar los lugares donde gobierne cualquier hombre o mujer del Frente de Todos”, aclaró.

 

 

 

-¿Cómo ve la gestión de Fernández y Kicillof durante la pandemia? La oposición insiste en marcar errores.

 

-Con el diario del lunes es muy fácil, pero tanto el gobierno nacional como el provincial tomaron esto, que nadie esperaba ni deseaba, con una gran dosis de responsabilidad institucional. Ahora, muchos especulan con que podría haber sido menos forzada la primera etapa de la cuarentena pero en realidad el mundo vuelve a advertir que lo que se hizo en la Argentina se hizo bien. Estoy muy satisfecho con las medidas tomadas y sobre todo con el gran mejoramiento del sistema sanitario, que era prácticamente inexistente y lo que había era desastroso.

 

-¿Influyó la herencia a la hora de gobernar?

 

-No tengas dudas. Hay dos cuestiones básicas que planteamos de entrada: el enorme déficit financiero y la problemática sanitaria que nos dejaron. Podemos sumarle a eso la gran cantidad de patrulleros tirados en galpones sin reparar, al igual que la flota de helicópteros y un sinfín de cosas que dejaron como herencia.

 

-¿Cómo lee las dos posturas de la oposición, moderados y duros?

 

-La oposición tiene un pensamiento bifronte. Por un lado, están quienes tienen responsabilidades institucionales, que comparten responsabilidades con el gobierno nacional, como el gobernador Gerardo Morales o el jefe de Gobierno porteño, Rodríguez Larreta, o intendentes como Jorge Macri y Néstor Grindetti, y legisladores nacionales que están comprometidos con sus gobernadores, y después, los desocupados de la política, los mariscales de la derrota, como Patricia Bullrich, que lo único que hacen es fogonear movilizaciones en contra del gobierno y magnificar cualquier error, por más simple que sea, para convertirlo en una catástrofe.

 

 

 

-¿Cómo sobrellevan las diferencias al interior del FdT?

 

-A partir de nuestras diferencias o verdades relativas, encontramos una verdad absoluta. Para llegar a esto es necesario manifestar nuestras diferencias, que nos sirven para la construcción política futura, que, sin dudas, será muy difícil. Es algo que marcó  Massa muy claro: hay que defender al Presidente que demostró que pudo sostener un gobierno en el peor momento del país de los últimos 50 años. 

 

-¿Qué lugar ocupa el Frente Renovador dentro del Frente de Todos?

 

-Es una parte fundamental. Lo fue en la coalición electoral y lo es en la gestión, con grandes figuras en el gobierno nacional, en empresas del Estado y con una gran cantidad de legisladores e intendentes. Tenemos una buena fortaleza estructural que nos permitió relanzar hace poco nuestra escuela de gobierno y pensar en el congreso partidario, en el que sin dudas vamos a dar el apoyo explicito a nuestro Presidente. Cualquier otra discusión es parte de los medios antiperonistas, que hacen lecturas injustas e imparciales, y quieren vernos divididos.

 

-¿Hace la misma lectura a nivel provincial?

 

-Sí. Somos una misma cosa. Hoy nos toca ocupar los lugares que debemos ocupar y lo hacemos con mucho orgullo y dando lo mejor de nosotros.

 

 

 

-Expresó su respaldo a la candidatura de Nicolás Russo. ¿Quieren disputar otros municipios?

 

-Por supuesto. Pero vamos a respetar los lugares donde gobierne cualquier hombre o mujer del Frente de Todos. En cambio, donde gobierne la oposición vamos a poner sobre la mesa que tenemos intenciones de disputar esos lugares porque tenemos con qué. Algo que se dará con el tiempo y sin querer adelantar internas ni mucho menos. Sólo manifestamos determinadas simpatías o lógicas y la nuestra es disputar los territorios donde gobierna Cambiemos.