Paritaria caliente

"Las clases tienen que empezar el 5", advierte el ministro de Educación de Vidal

El titular de la cartera educativa bonaerense insistió que el 15% sin cláusula gatillo "es la mejor oferta que la Provincia puede hacer". Destacó que salario docente "se mantiene sobre la inflación".

El director General de Cultura y Educación bonaerense, Gabriel Sánchez Zinny, destacó que la oferta del 15% sin cláusula gatillo rechazada por el Frente de Unidad Docente Bonaerense (FUDB) el pasado jueves “es la mejor oferta que la Provincia puede hacer”, a la vez que instó al arco sindical de cara al 5 de marzo (fecha prevista para el inicio del ciclo lectivo): "Podemos discutir, negociar y acordar, pero las clases tienen que empezar ese día". En declaraciones al Canal Local de Olavarría, el titular de la cartera educativa aseveró que "desde que la gobernadora está en la Provincia hemos respetado que el salario docente esté por arriba de la inflación”.

 

Y ponderó: “Con esta oferta basada en las readecuaciones de los indicadores de inflación que ha establecido el Banco Central creemos que es una oferta que también mantiene el valor del salario real sobre la inflación como ha pasado los últimos dos años".
 

 


En cuanto al monto de $4500 por única vez que se otorgará a los docentes que no faltaron a clases durante 2017, el funcionario detalló que se va a empezar a pagar en las próximas semanas a los docentes de todos los niveles de la Provincia y que esto no sólo se traduce "en un impacto en términos económicos, sino de aprendizaje porque es importante que los chicos tengan el mismo docente".

 

“También pusimos en discusión ponernos de acuerdo para este año en implementar algún mecanismo que tenga que ver con el presentismo en 2018", manifestó.

 

Sin acuerdo a dos semanas de la fecha fijada para el inicio del ciclo lectivo -5 de marzo-, Sánchez Zinny enfatizó, en línea con lo expresado a Letra P por el vicegobernador bonaerense, Daniel Salvador: “Es la mejor oferta que puede hacer la Provincia en este contexto y que respeta el valor del salario docente porque lo ubica sobre la inflación de este año", y aseguró: "Podemos discutir, negociar y acordar, pero las clases tienen que empezar ese día".
 

 


En cuanto a la disolución de la Unidad Ejecutora Provincial, el funcionario vidalista justificó: “Era una unidad ejecutora, por lo que tenía que ejecutar y tenía mucha sub-ejecución, más que nada en lo que respecta a infraestructura". Así, detalló que en la provincia de Buenos Aires hay "12 mil edificios en muy mal estado que requieren de reparación urgente y más de mil aulas que tienen que se necesitan para destinar a chicos en edad de jardín de infantes y no se venían ejecutando en los últimos 15 años".

 

De esa manera, argumentó que la decisión fue "fusionar las tareas. Hay una Dirección de Infraestructura en el Ministerio de Educación y había otra en la Unidad Ejecutora. Lo que creímos mejor fue ordenar y fusionar esas dependencias para que se trabaje mejor. Con esto tenemos comprometidos este año 2 mil millones de pesos para mejorar la infraestructura en escuelas y 3 mil millones de pesos más en el Fondo Educativo que la Provincia coparticipa con los municipios".

 

kicillof en el vaticano: los regalos, el cuadro del cuervo, los temas que si y los que no
Claudio Vidal, el pingüino líbero que bañó en oro dos votos clave en la noche de los empates

También te puede interesar