Gira en el Sur

Macri desembarca en el Alto Valle a conquistar los votos que nunca tuvo

El titular del PRO estará mañana en General Roca, Cipolletti y Neuquén con productores de fruta. El respaldo de la UCR, clave.

A Mauricio Macri se le hizo muy difícil instalarse en la provincia de Río Negro, sobre todo en las ciudades más importantes del Alto Valle que recorrerá este viernes cuando camine las calles de General Roca, Allen y Cipolletti. Allí, donde se concentra la producción nacional de pera y manzana, tendrá la oportunidad de reunirse con referentes locales para cambiar el escenario adverso de la última elección.

 

Apoyado por la estructura radical, Sergio Wisky encabeza la lista de diputados nacionales e irá por un lugar en el Congreso para instalarse como alternativa a los candidatos del kirchnerismo que se referencian en el camporista Martín Doñate

 

Las reuniones de Macri comenzarán con el intendente electo de Cipolletti, Aníbal Tortoriello, a media mañana. Catapultado bajo al estructura de Magdalena Odarda, Tortoriello recibe el apoyo de todos los sectores que se referencian en Cambiemos. Wisky, para apuntalarse, se escudó en la vieja guardia radical rionegrina.

 

Pero la historia del PRO en Río Negro es amarga. La estructura de la UCR, hoy aliada, por el cierre detrás de Horacio Massaccesi obligó a los candidatos que tenía el macrismo a abandonar la pelea por la Gobernación que supo catapultar a Juntos Somos Río Negro (JSRN) al estrellato político. Mario De Rege fue el que pagó los platos rotos por la baja performance del modelo porteño.

 

“Es un partido que tiene estrategia y uno tiene que respetarla", decía a regañadientes De Rege, quien entendía el golpe que se sintió en Capital Federal por la contundente derrota de Horacio “Pechi” Quiroga en manos del imbatible Movimiento Popular Neuquino (MPN).

 

Romper estructuras

 

Para Macri todo comenzará en el Rotary club cipoleño. Allí escuchará la idea de que se lleve adelante un viejo proyecto de liberar tierras en una región clave de la ciudad que sirvan al esquema productivo, que busca revitalizarse luego de la derrota que tuvo el Frente para la Victoria el 3 de mayo, cuando a unos kilómetros Martín Soria superaba los 70 puntos.

 

La capital de la manzana es un baluarte del kirchnerismo. Soria hijo es quien digita la vida política, y apenas tiene oposición en el distrito. Roberto Zgaib fue un candidato débil que quedó muy lejos del justicialismo, algo que en el PRO roquense pesa para las reuniones de este viernes.

 

Junto a pequeños, medianos y grandes productores de la región dará una conferencia de prensa, con recorrida de galpones, para finalizar en la Asociación Libanesa (un salón emblemático de la política rionegrina -Soria y Weretilneck presentaron listas-), en el que concentrará a los fiscales que trabajan por Wisky.

 

En camino a Neuquén, bajará en Allen. El municipio de Sabina Costa, una aliada estratégica de Alberto Weretilneck, se mostrará con los referentes del espacio y se espera la foto con el dirigente de Camioneros, Rubén Belich.

 

A la tarde, en la ciudad que tendrá a Daniel Scioli y a los gobernadores de la Ofephi a mediados de la semana que entra, Macri se mostrará con “Pechi” Quiroga. En el gimnasio Bouquet Roldán, después de visitar una empresa de servicios petroleros, les brindará una arenga a todos los fiscales que pudo reunir.

 

Gisela Scaglia será la nueva presidenta del PRO Santa Fe.
Juan Martín es el nuevo conductor del PRO en Río Negro y cocina una candidatura para el Senado.

Las Más Leídas

También te puede interesar