X
Los ministros y el procurador general consideraron que hay peligro de “un menoscabo al servicio de justicia”. Rechazaron el tope salarial del 15% para el sector. Apoyo del Colegio de Magistrados.
Redacción 05/07/2018 8:22

Con la firma de todos los integrantes y del Procurador General, el vidalista Julio Marcelo Conte Grand, la Suprema Corte bonaerense se ubicó al frente del reclamo de aumentos salariales para todo el Poder Judicial (magistrados y empleados), se opuso al tope paritario de 15%, recordó que los salarios del sector están “promedio”, 40% por debajo de sus pares nacionales y federales y cuestionó que hasta el momento la Justicia sólo haya obtenido una mejora del 7% en lo que va del año, según se desprende de la resolución oficial. Por su parte el Colegio de Magistrados de la provincia de Buenos Aires respaldó el planteo. No es la primera vez que la Corte advierte sobre el deterioro salarial del sector. 

“En lo que atañe a la coyuntura actual, esta Corte reitera la necesidad de que los sueldos de los magistrados, funcionarios y agentes judiciales correspondientes al año en curso ponderen los valores inflacionarios informados en el índice de precios al consumidor del INDEC”, señala la resolución que firman los ministros Eduardo Pettigiani, Eduardo De Lázzari, Héctor Negri, Daniel Soria, Luis Genoud e Hilda Kogan.

 

 

Los magistrados aclararon que son “conscientes de las dificultades que afrontan las finanzas de la Provincia” pero tampoco dejaron fuera del razonamiento que “pese a lo avanzado del año, las negociaciones paritarias del sector de los agentes judiciales no han concluido.”

La Asociación Judicial Bonaerense rechazó una propuesta de aumento del 15 por ciento en tres cuotas, pero el gobierno de Vidal pagó una parte del ofrecimiento objetado por el gremio.

En uno de los tramos más políticos de la resolución, los ministros de la Corte afirmaron que “como principio general, una política salarial adecuada no puede desvincularse ni ignorar las previsiones o los efectos de la inflación que, como es de público y notorio, este año ha de ser mayor de la pauta inicial retributiva del 15 por ciento”, porcentaje que fue rechaza por todo el arco gremial bonaerense y nacional.

 

 

Como solución, la Suprema Corte bonaerense propuso que esa situación sea revertida “en forma progresiva y sustentable”, e insistió con el planteo de lograr la autarquía judicial para poder definir su propio presupuesto.

“Como resultado el deterioro salarial” los jefes del Poder Judicial señalaron que se “podría generar a la postre, juntamente con la ausencia de autarquía judicial, un menoscabo al servicio de justicia, que es consustancial al Estado de Derecho”.

Por su parte el Colegio de Magistrados de la provincia de Buenos Aires  solicitó a los poderes “Ejecutivo y Legislativo” para que “adopten las medidas” necesarias con el objetivo de “poner fin al desfinanciamiento estructural del sistema de justicia y para concretar la plena independencia y autonomía del Poder Judicial”, según se desprende de un comunicado enviado a Letra P.