Patagonia

Alicia Kirchner espera el lunes para solucionar la crisis con los gremios

La toma de la Gobernación generó un escándalo en Río Gallegos. Acción judicial y espera de diálogo para destrabar el conflicto.

El fin de año fue un dolor de cabeza para la flamante gobernadora de Santa Cruz, Alicia Kirchner, que en la previa a la crisis con la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), brindó una cadena provincial sincerando la complicada situación con un decreto para “acomodar” la estructura.

 

Justo en ese momento, los trabajadores salieron a reclamar una respuesta por los empleados del Ministerio de Desarrollo Social y la protesta terminó en los jardines de la Casa de Gobierno. Ahora, el destino de más de 800 contratados comenzará a resolverse en la primera semana de este año.

 

El último martes, con la interposición de una medida cautelar impulsada desde el Ejecutivo para “brindar servicios mínimos” en la cartera, comenzó a gestarse el nexo con los sindicatos. El juez de familia Diego Lerena le dio lugar a esa acción de la provincia y convocó a las partes: allí se determinó el cese de los reclamos.

 

Ahora, según publica el sitio Tiempo Sur, el próximo lunes 4 podría terminar la puja. Con la revisión caso por caso, como advirtió la mandataria santacruceña en su extenso discurso, la pelea podría resolverse sin inconvenientes; el secretario general de ATE, Alejandro Garzón, había dejado en claro en las puertas de la Gobernación que se podía esperar todo el tiempo posible para que el conflicto se solucione.

 

“Tengo la sensación de que este gobierno de Alicia Kirchner no conoce la participación, no tiene en cuenta al otro, no reconoce ni admite la opinión de nadie que no sea la de ellos mismos”, advertía Garzón cuando la situación era más tensa. En esa línea, planteaba que “sólo ellos pueden hacer todo unilateralmente y los demás somos de palo; ellos revisan solos los contratos, ellos deciden solos cuánto y cuándo aumentan los salarios".

 

"Está claro que estamos ante prácticas autoritarias, típicas del kirchnerismo de los `90, cuando Néstor Kirchner regulaba tu sueldo, tus vacaciones, tu vida y no había forma de protestar”, insistía el referente del espacio que encabeza Pablo Micheli a nivel nacional. 

 

Decreto para sincerar

 

Como describió Letra P, al firmar el decreto 0157, que tiene un objetivo para que el Estado “deje de ser una fuente de problemas” y que vuelva a estar a la altura de las necesidades de los habitantes, Kirchner enumeró los inconvenientes que deberá afrontar en los cuatro años de mandato que van desde la falta de recursos, falta de empleo privado y un serio problema estructural en áreas claves como Salud o Seguridad.

 

“Nos encontramos con información difusa, no sistematizada, no consolidada. Fundamentalmente quiero que la población santacruceña se vaya informando de forma permanente de la actividad de Gobierno, por eso he decidido tener esta pequeña comunicación con ustedes”, explicó la mandataria en el inicio de la cadena provincial.

 

“Hay que organizar para reconstruir, además de entender que el Estado no es propiedad de la administración pública, de los empleados y ni de los funcionarios. En tal caso la administración pública, está al servicio de toda la comunidad”, insistió antes de plantear más problemas estructurales a lo largo y ancho del territorio santacruceño.

 

Las Más Leídas

También te puede interesar