X

Tras la cumbre de mandatarios del Mercosur, el Presidente protagonizó en la capital santafesina un acto de campaña donde reunió a los candidatos de esa provincia y de Entre Ríos.

Redacción 17/07/2019 17:53

Luego de cerrar la cumbre de mandatarios del Mercosur, el presidente Mauricio Macri encabezó este miércoles un acto de campaña en la Ciudad de Santa Fe, donde reunió a los candidatos locales y de Entre Ríos de Juntos para el Cambio. La puesta en escena, realizada en el Ateneo del Colegio de la Inmaculada Concepción, también sirvió para presentar al senador del PJ y candidato a vice, Miguel Pichetto. Con un tono similar al que utilizó en Córdoba y en Mendoza, el líder del PRO apeló a una clave agraria para hablarle al electorado litoraleño y referirse al impacto de la crisis económica, pero sin mencionarla.

"Tal vez como nunca antes, los argentinos han puesto el hombro y siguen bancando. Porque claramente hacer un cambio de raíz cuesta, ya aprendimos que cuando las cosas van en serio no son de un día para el otro”, arengó Macri y enunció la frase más significativa de la puesta en escena. "En el medio, nos agarró la peor sequía en 50 años y han bancado. Hay muchos que han transformado esa sequía en la cosecha más importante de la Argentina tan solo un año después. Eso sí que son huevos, eso sí que es fuerza”, gritó el Presidente en tono de candidato.

Otro de los puntos centrales de su discurso estuvo concentrado en capitalizar la política antinarco para polarizar con el kirchnerismo. “Soy el primero en saber lo que han vivido y estoy cada vez más convencido que es el camino correcto y que ya empezamos a ver la luz, que si hoy manifestamos coherencia, convicción. Vamos a seguir haciendo como siempre, no queremos volver a un pasado donde decían que el narco no existía y la droga se apropió de nuestras calles”, aseguró.

“En el pasado no hay ninguna solución de nuestros problemas. No queremos volver hacia un pasado donde nos decían que el narcotráfico no existía, que la droga estaba de paso. Y la droga se había apropiado de nuestras calles e invadía nuestras familias”, dijo Macri. "Hoy estamos dando batalla como nunca antes. Hay 85 mil detenidos por narcotráfico en la Argentina. Hoy las fronteras son cuidadas por las fuerzas de seguridad y las Fuerzas Armadas para que no vengan a infectar a nuestras familias”.

 

 

En la confrontación con “el pasado”, Macri apuntó contra el kirchnerismo en materia económica, pero sin hablar de la crisis que afronta su administración. "No queremos más cepos ni corruptelas que hicieron que 6 mil PyMEs dejasen de exportar. Hoy todos los días en la Argentina una PyME exporta a una parte del mundo. Ya abrimos más de 200 mercados y no tiene que parar. Por eso queremos ir hacia el futuro”, dijo el Presidente.

 

 

Ante de concluir su arenga, Macri sostuvo: “No queremos volver al aislamiento, ya nos fue muy mal. Queremos hacer de este país un país verdaderamente federal. Hoy es un momento, más que nunca, bisagra en nuestra historia. Es un momento que reclama grandeza, que requiere pensar en las próximas generaciones, en este futuro”. Por eso, dijo, “tenemos que salir a hablarle a cada amigo, que vienen las PASO y si queremos acelerar este principio de cambio, transmitámosle al mundo que no vamos a volver atrás, y eso es ahora, el 11 de agosto, porque los argentinos pusimos primera y no vamos a volver atrás”.

Macri y Pichetto estuvieron acompañados por el senador por Entre Ríos y precandidato a renovar su banca, Alfredo de Angeli; y los precandidatos a diputados nacionales por Santa Fe, Federico Angelini y Ximena García, y por Entre Ríos, Gabriela Lena y Gustavo Hein.