Malestar gremial

Estatales, médicos y judiciales volvieron a plantar sus reclamos frente a la Gobernación

En jornada de paro y movilización, entidades nucleadas en la CTA Autónoma y organizaciones sociales exigieron a Vidal reapertura de paritarias estabilidad laboral, entre otras consignas.

Un nutrido cordón de trabajadores estatales, judiciales y profesionales de la salud enrolados en los gremios bajo la órbita de la CTA Autónoma de la provincia de Buenos Aires, marchó este miércoles junto a organizaciones sociales hacia la Gobernación bonaerense en el marco de una jornada de paro bajo las consignas “trabajo, salario y estabilidad laboral”, aspectos que, exigen, tienen que estar incluidos en el presupuesto 2017 que envíe María Eugenia Vidal a la Legislatura provincial.

 

Respecto a la jornada de lucha desarrollada, Oscar de Isasi, secretario General de ATE y la CTA Autónoma provincia de Buenos Aires afirmó: “Es contundente la adhesión al paro en la justicia, en educación, en salud, en todos los organismos del Estado. Lo que muestra que los gremios estatales de la Central han convocado un paro que ha sido un acierto, sentimos un fuerte respaldo, la movilización es masiva”.

 

“La primer consigna es que no estamos dispuestos a que la crisis la paguemos los trabajadores y el conjunto de los bonaerenses, por eso exigimos un cambio de rumbo de la política económica, social y laboral en la provincia de Buenos Aires. Eso implica que se cierren rápidamente las dos paritarias abiertas que son la de judiciales y los profesionales de la salud, y que se cierren con una oferta salarial que permita recuperar el poder adquisitivo del salario, y que se reabra la docente y la administración pública en general”.

 

“La segunda consigna es la estabilidad laboral. Hay más de 15 mil trabajadores que están sin capacidad de tener continuidad laboral, entendemos que esos cargos se deben expresar en el presupuesto 2017. También debe haber un aumento en las políticas sociales y en la inversión en infraestructuras para refaccionar y construir las escuelas, hospitales y edificios en general que se necesitan para el normal funcionamiento del Estado”, añadió.

 

En este sentido, el gremialista consideró que “también se debe instrumentar un salario social garantizado que le dé un piso salarial a los miles de trabajadores y trabajadoras informales que no tienen reconocimiento laboral pero que todos los días desarrollan tareas para sobrevivir, y en ese contexto su derecho a la negociación colectiva”.

 

ATE, CICOP, AJB, APL, la Federación Nacional Docente y seccionales del SUTEBA, fueron algunas de las entidades gremiales que participaron de la marcha en compañía de organizaciones sociales como el Movimiento Argentina Revelde (MAR), la Corriente Clasista y Combativa (CCC), el Movimiento Evita, la CTEP, Barrios de Pie, entre otros.

 

Por su parte, Pablo Abramovich, secretario General de la AJB y secretario Administrativo de la Central resaltó: “Hoy no solamente le estamos diciendo a la gobernadora qué es lo que no queremos como hicimos en el primer semestre, sino que hasta fuimos capaces de construir una propuesta de presupuesto para el 2017 que dé respuestas a las necesidades no solo de los trabajadores del Estado sino también del conjunto del pueblo bonaerense, expresado a través de las organizaciones sociales y de los pequeños productores”.

 

Guillermo Francos, logró destrabar la ley ómnibus. 
Donald Trump junto a Javier Milei en Estados Unidos.

También te puede interesar