Se trata de Daniel Barrera

Senador PJ pegó, se arrepintió, y recibió una dura respuesta

Cuestionó a De la Torre y Bruera por “formar parte de un gobierno neoliberal”. Luego se desdijo y aclaró que los dardos sólo eran para el titular de Producción. Desde allí, salieron a cruzarlo.

Días atrás, el senador bonaerense del bloque PJ, Daniel Barrera, apuntó con dureza contra los ex intendentes de La Plata y San Miguel, Pablo Bruera y Joaquín de la Torre respectivamente, por “formar parte de un gobierno neoliberal”, aludiendo así al rol de síndico del Bapro en el que fue designado el platense y el cargo de ministro de Producción que ostenta actualmente el sanmiguelino en el gabinete de María Eugenia Vidal.

 

Sin embargo, horas después, el dirigente alineado a Fernando Espinoza y Verónica Magario se desdijo al aclarar que la batería de cuestionamientos sólo se dirigían para de la Torre y no para el otrora jefe comunal de la capital bonaerense, designado en su actual función a partir de gestiones del Grupo Esmeralda. Este peculiar arrepentimiento se produce en la previa del encuentro que los intendentes bonaerenses de diversos sectores del peronismo mantendrán el próximo martes en Lobos y en medio de negociaciones en pos de una proyectada unidad de cara a las legislativas del año que viene. 

 

“Resulta difícil poder digerir que un compañero de nuestra causa, de nuestros ideales, un compañero que haya aprendido su vida política a partir de la doctrina y de Juan Domingo Perón forme parte de un gobierno neoliberal, que lo único que está trayendo son perjuicios a nuestro pueblo, me resulta muy difícil entenderlo”, apuntó Barrera contra de la Torre en declaraciones que, de forma similar, habían incluido horas antes a Bruera y en las que sostenía: “cada uno sabrá dar las explicaciones. Doy estas opiniones porque las siento desde el único lugar que debo que es la de un militante más del peronismo”.

 

Pero la respuesta desde el ministro de Producción no tardó en llegar. El jefe de Gabinete del ex intendente de San Miguel, Patricio Hernández, salió al cruce al afirmar: “Lo que resulta difícil de explicar es cómo ahora el peronómetro lo tienen aquellos que dejaron el país con 32% de pobreza después de más de una década de Gobierno, cuando en el año 1974 Perón dejó a la Argentina con un índice de 4% de pobres. Son los mismos que tiraban bolsos con plata de la corrupción y tenían dragones con cajas fuertes en las casas y bóvedas ocultas. ¿Quienes defienden eso nos van a cuestionar nuestra pertenencia al peronismo y hacia dónde tiene que ir el movimiento después del fracaso del kirchnerismo?”.

 

En la misma línea, Hernández disparó: “La renovación no es un slogan vacío, es lo que pidió la gente en la última elección. Por eso sin perder nuestra identidad hoy estamos dentro de un espacio como el que conduce la Gobernadora María Eugenia Vidal en la Provincia de Buenos Aires, que interpreta eso a la perfección y que entiende que lo importante es llevar soluciones definitivas a la gente, no seguir discutiendo entre partidos políticos con un discurso de modelos económicos que atrasa 50 años”.

 

Una delegación de Axel Kicillof se reunió con Guillermo Francos
Fernando Rambaldi cosecha apoyos de Juntos por el Cambio y abre el lobby hacia el PJ para eliminar el peaje de La Calera. 

También te puede interesar