X
El secretario de Organización del sindicato con más trabajadores del país dio una demostración de fuerza rodeado de centenares de delegados en otro gesto que anticipa una disputa con Cavalieri.
Por 13/06/2018 9:27

Lo que era un secreto a voces, ya es un desafío concreto: después de meses de rumores, Ramón Muerza hizo público el primer acto publico en que mostró su ambición de competir en la interna del Sindicato de Empleados de Comercio de la Ciudad de Buenos Aires.

Si bien no se trato de un lanzamiento en sí mismo, el actual miembro de la Directiva del gremio que desde hace 32 años maneja Armando "Gitano" Cavalieri, encabezó el martes un acto en el KDT.

En una demostración de fuerza, Muerza congregó en ese club a más de 2.500 delegados de base que se comprometieron a fiscalizar para la opositora lista granate en las elecciones internas que se concretarán este año.

 

 

"Cuando dijimos que queríamos competir nos preguntaron cómo íbamos a enfrentar al aparato, pero este es el aparato, compañeros", dijo Muerza durante el acto señalando a los delegados. "Ellos se tienen que preocupar" advirtió.

El dirigente mercantil, que inició su carrera gremial en Coto y entró a la directiva del gremio en el año 92, viene calentando la calle con pintadas contra el acuerdo salarial firmado por Cavalieri y tiene un ejército de seguidores, "la banda de Ramón", con los que también agita las redes sociales.

Además del manejo de la estratégica Secretaría de Organización, Muerza se muestra habitualmente con delegados de base recorriendo los principales supermercados de la ciudad.

De hecho, hace apenas un mes, el ahora referente opositor le asestó el primer golpe electoral al "Gitano". En las elecciones de delegados de la sucursal Constituyentes de Walmart, una de las más grandes de la Capital, "la banda de Ramón" fue con candidatos propios y ganó por una diferencia considerable.
La lista de Muerza consiguió 143 votos contra 63 del candidato de Cavalieri, y Oscar Tedesco, Secretario Gremial, y se quedó con los 4 delegados.

Con el acto del martes, y un inminente lanzamiento oficial de su candidatura, se abre el juego en el gremio más importante del país en cantidad de afiliados que puede cambiar sus autoridades después de más de tres décadas. Para poder dar el batacazo, Muerza tendrá que garantizar, como anticipó, unas elecciones masivas que se realicen en los lugares de trabajo en lugar de en la sede gremial, como sucedió en los últimos años.

Muerza blanqueó su intención de desplazar a Cavalieri en Comercio

El secretario de Organización del sindicato con más trabajadores del país dio una demostración de fuerza rodeado de centenares de delegados en otro gesto que anticipa una disputa con Cavalieri.

Lo que era un secreto a voces, ya es un desafío concreto: después de meses de rumores, Ramón Muerza hizo público el primer acto publico en que mostró su ambición de competir en la interna del Sindicato de Empleados de Comercio de la Ciudad de Buenos Aires.

Si bien no se trato de un lanzamiento en sí mismo, el actual miembro de la Directiva del gremio que desde hace 32 años maneja Armando "Gitano" Cavalieri, encabezó el martes un acto en el KDT.

En una demostración de fuerza, Muerza congregó en ese club a más de 2.500 delegados de base que se comprometieron a fiscalizar para la opositora lista granate en las elecciones internas que se concretarán este año.

 

 

"Cuando dijimos que queríamos competir nos preguntaron cómo íbamos a enfrentar al aparato, pero este es el aparato, compañeros", dijo Muerza durante el acto señalando a los delegados. "Ellos se tienen que preocupar" advirtió.

El dirigente mercantil, que inició su carrera gremial en Coto y entró a la directiva del gremio en el año 92, viene calentando la calle con pintadas contra el acuerdo salarial firmado por Cavalieri y tiene un ejército de seguidores, "la banda de Ramón", con los que también agita las redes sociales.

Además del manejo de la estratégica Secretaría de Organización, Muerza se muestra habitualmente con delegados de base recorriendo los principales supermercados de la ciudad.

De hecho, hace apenas un mes, el ahora referente opositor le asestó el primer golpe electoral al "Gitano". En las elecciones de delegados de la sucursal Constituyentes de Walmart, una de las más grandes de la Capital, "la banda de Ramón" fue con candidatos propios y ganó por una diferencia considerable.
La lista de Muerza consiguió 143 votos contra 63 del candidato de Cavalieri, y Oscar Tedesco, Secretario Gremial, y se quedó con los 4 delegados.

Con el acto del martes, y un inminente lanzamiento oficial de su candidatura, se abre el juego en el gremio más importante del país en cantidad de afiliados que puede cambiar sus autoridades después de más de tres décadas. Para poder dar el batacazo, Muerza tendrá que garantizar, como anticipó, unas elecciones masivas que se realicen en los lugares de trabajo en lugar de en la sede gremial, como sucedió en los últimos años.