X

Farmacity dará 10 días de licencias por violencia de género

Redacción 07/03/2018 18:08

La compañía firmó un acuerdo de cooperación con el Instituto Nacional de las Mujeres para ir hacia el camino de una empresa con perspectiva de género y fomentar algunas tareas en pos de la igualdad. Además definió dar 10 días de licencias a las empleadas que hayan sido víctima de violencia de género. 

En el marco de una campaña anual que prevé, entre otras acciones, la difusión de la línea 144 en sus más de 300 locales, la compañía firmó un acuerdo de cooperación con el INAM que incluye el  la  la firma de un protocolo para otorgar 10 días de licencia para sus colaboradoras que sufran violencia de género.

Según se informó esta campaña se lanza en consonancia con la firma de un acuerdo marco de cooperación entre Farmacity y el Instituto Nacional de las Mujeres (INAM) por el que la compañía se propone ser una empresa con perspectiva de género y en ese sentido se compromete a hacer todos los esfuerzos para promover la igualdad entre el hombre y la mujer; como así también luchar contra la violencia contra la mujer; concientizar, capacitar y trabajar en red para contribuir a la erradicación de la violencia de género y brindar acompañamiento en los casos que así lo requieran a la mujer víctima de violencia de género evitando su re-victimización.

“Nos enorgullece haber podido firmar este acuerdo con una institución que trabaja por el bienestar de la mujer para transversalizar el enfoque de género y promover el empoderamiento de las mujeres. Existe gran consenso en la comunidad sobre la gravedad de esta problemática y somos conscientes de que hay que trabajar para revertir esta situación y abordarla desde el ámbito privado” afirmó Andrea Gualde, Directora de Asuntos Jurídicos e Institucionales de Farmacity.

La Campaña de Asistencia y Prevención de la Violencia de Género busca contribuir a la concientización de las miles de personas que se acercan diariamente a las más de 300 tiendas  de Farmacity en todo el país. Esta iniciativa, además, prevé utilizar los locales de la compañía como masivos canales de difusión de la línea telefónica nacional 144 de asesoramiento, contención e información a mujeres en situación de violencia de género. Esto cobra mayor relevancia considerando que cerca de tres millones de personas visitan mensualmente las tiendas de Farmacity, Simplicity, Get The Look y Qüell.

Entendiendo la complejidad de las situaciones de violencia de género, la compañía desarrolló un protocolo interno de actuación con el objetivo de brindar el marco formal necesario para que las colaboradoras en situación de violencia de género dispongan de los días necesarios para abordar su situación, a la vez que se las acompaña y asiste internamente mediante la intervención de equipos legales y psicológicos especializados, garantizando la confidencialidad de todo el proceso. Para complementar esta iniciativa, Farmacity realizará una serie de capacitaciones internas a sus colaboradores para que puedan responder correctamente cuando se presenten estas situaciones.

“Erradicar la violencia contra las mujeres es un desafío que involucra nos involucra a todas y a todos. Cada organismo, cada institución y sector, desde su lugar y atendiendo a sus responsabilidades, tiene un rol que jugar para hacer de la nuestra una sociedad más justa, igualitaria y libre de toda forma de violencia y discriminación. Celebramos que Farmacity este asumiendo este compromiso tanto al interior de la empresa, como en su contacto cotidiano con la ciudadanía a través de la difusión de la Línea 144 en sus locales. Dar a conocer la Línea es un paso fundamental para que muchas más mujeres puedan animarse a pedir ayuda y comenzar a transitar el camino hacia una vida libre de violencia, que es su derecho”, afirmó Fabiana Tuñez, Directora Ejecutiva del INAM.

Desde la compañía explicaron que con esta iniciativa, Farmacity busca empoderar, brindar acompañamiento y seguridad laboral a sus colaboradoras en situación de violencia, de modo tal que no desestimen solicitar la licencia por miedo a perder su fuente laboral y que además puedan contar con el asesoramiento pertinente en estos casos.

Farmacity dará 10 días de licencias por violencia de género

La compañía firmó un acuerdo de cooperación con el Instituto Nacional de las Mujeres para ir hacia el camino de una empresa con perspectiva de género y fomentar algunas tareas en pos de la igualdad. Además definió dar 10 días de licencias a las empleadas que hayan sido víctima de violencia de género. 

En el marco de una campaña anual que prevé, entre otras acciones, la difusión de la línea 144 en sus más de 300 locales, la compañía firmó un acuerdo de cooperación con el INAM que incluye el  la  la firma de un protocolo para otorgar 10 días de licencia para sus colaboradoras que sufran violencia de género.

Según se informó esta campaña se lanza en consonancia con la firma de un acuerdo marco de cooperación entre Farmacity y el Instituto Nacional de las Mujeres (INAM) por el que la compañía se propone ser una empresa con perspectiva de género y en ese sentido se compromete a hacer todos los esfuerzos para promover la igualdad entre el hombre y la mujer; como así también luchar contra la violencia contra la mujer; concientizar, capacitar y trabajar en red para contribuir a la erradicación de la violencia de género y brindar acompañamiento en los casos que así lo requieran a la mujer víctima de violencia de género evitando su re-victimización.

“Nos enorgullece haber podido firmar este acuerdo con una institución que trabaja por el bienestar de la mujer para transversalizar el enfoque de género y promover el empoderamiento de las mujeres. Existe gran consenso en la comunidad sobre la gravedad de esta problemática y somos conscientes de que hay que trabajar para revertir esta situación y abordarla desde el ámbito privado” afirmó Andrea Gualde, Directora de Asuntos Jurídicos e Institucionales de Farmacity.

La Campaña de Asistencia y Prevención de la Violencia de Género busca contribuir a la concientización de las miles de personas que se acercan diariamente a las más de 300 tiendas  de Farmacity en todo el país. Esta iniciativa, además, prevé utilizar los locales de la compañía como masivos canales de difusión de la línea telefónica nacional 144 de asesoramiento, contención e información a mujeres en situación de violencia de género. Esto cobra mayor relevancia considerando que cerca de tres millones de personas visitan mensualmente las tiendas de Farmacity, Simplicity, Get The Look y Qüell.

Entendiendo la complejidad de las situaciones de violencia de género, la compañía desarrolló un protocolo interno de actuación con el objetivo de brindar el marco formal necesario para que las colaboradoras en situación de violencia de género dispongan de los días necesarios para abordar su situación, a la vez que se las acompaña y asiste internamente mediante la intervención de equipos legales y psicológicos especializados, garantizando la confidencialidad de todo el proceso. Para complementar esta iniciativa, Farmacity realizará una serie de capacitaciones internas a sus colaboradores para que puedan responder correctamente cuando se presenten estas situaciones.

“Erradicar la violencia contra las mujeres es un desafío que involucra nos involucra a todas y a todos. Cada organismo, cada institución y sector, desde su lugar y atendiendo a sus responsabilidades, tiene un rol que jugar para hacer de la nuestra una sociedad más justa, igualitaria y libre de toda forma de violencia y discriminación. Celebramos que Farmacity este asumiendo este compromiso tanto al interior de la empresa, como en su contacto cotidiano con la ciudadanía a través de la difusión de la Línea 144 en sus locales. Dar a conocer la Línea es un paso fundamental para que muchas más mujeres puedan animarse a pedir ayuda y comenzar a transitar el camino hacia una vida libre de violencia, que es su derecho”, afirmó Fabiana Tuñez, Directora Ejecutiva del INAM.

Desde la compañía explicaron que con esta iniciativa, Farmacity busca empoderar, brindar acompañamiento y seguridad laboral a sus colaboradoras en situación de violencia, de modo tal que no desestimen solicitar la licencia por miedo a perder su fuente laboral y que además puedan contar con el asesoramiento pertinente en estos casos.