X
El rionegrino Weretilneck se descargó en las redes contra su principal rival, y líder opositor, Martín Soria.
Redacción 12/02/2018 11:20

Lejos quedaron los silencios del gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck. Durante su gestión, sólo en contadas oportunidades respondió a las acusaciones del intendente de General Roca, Martín Soria, el principal candidato de la oposición que trabaja para armar un gran frente para 2019, ante la notable sintonía de la provincia con la Casa Rosada. En este lunes de carnaval, se demostró el cambio de estrategia. A través de su cuenta oficial en Twitter, resaltó la “indiferencia” de Soria con los barrios más humildes de la ciudad que gobierna y hasta criticó la falta de guardavidas en un lugar donde no está permitido bañarse.

 

 

“La Intendencia de Roca sigue dándole la espalda a la gente, a los humildes, a los barrios con mayores necesidades. Mientras la Provincia hace obras de gas, agua y cloacas, Soria ni siquiera les lleva electricidad. La tragedia de los hermanitos en Fiske Menuco es un claro ejemplo”. Así comenzó a descargarse haciendo referencia al incendio de una precaria vivienda en el barrio Fiske Menuco, una toma en la barda norte de la localidad que conmovió a sus habitantes cando terminó 2017.

Como si fuera poco, redactó que “no ponen por delante las necesidades de la gente” y comparó la situación en la principal vía de comunicación en el Alto Valle, la ruta nacional 22, con la de otras ciudades. “Nos duele que se sigan perdiendo vidas en la Ruta Nacional 22, producto de un capricho total del intendente Soria, que se opone a una solución definitiva. Es ridículo”, insistió.

 

 

También, uno de los gobernadores que el presidente Mauricio Macri habilitó el diálogo directo, se refirió a la muerte de un vecino en el Canal Grande de riego que atraviesa toda la región. “Hoy nos toca lamentar otra muerte que podría haberse evitado: ayer un hombre se ahogó porque el Municipo de Roca no tiene servicio de guardavidas. Lo cierto es que la tragedia pudo haberse evitado”. Para cerrar, planteó: “Entonces yo me pregunto: ¿Les preocupa el dolor ajeno? ¿Realmente les importa la gente?”.

 

 

En la última edición de la fiesta nacional de la Manzana, la vidriera a la provincia y al país de Soria, se originó un movimiento en el tablero rionegrino. La senadora nacional Magdalena Odarda, quien fuera eyectada de la CC ARI por decisión de Elisa Carrió, se fotografió con los anfitriones y buena parte del peronismo local. Eso, que dejó señales de un potencial frente anti macrista, provocó otra definición sin filtro -a diferencia de otros tiempos- de Weretilneck: “Sólo los une el odio”, había dicho.

 

 

Furia tuitera de carnaval para un gobernador aliado de la Rosada

El rionegrino Weretilneck se descargó en las redes contra su principal rival, y líder opositor, Martín Soria.

Lejos quedaron los silencios del gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck. Durante su gestión, sólo en contadas oportunidades respondió a las acusaciones del intendente de General Roca, Martín Soria, el principal candidato de la oposición que trabaja para armar un gran frente para 2019, ante la notable sintonía de la provincia con la Casa Rosada. En este lunes de carnaval, se demostró el cambio de estrategia. A través de su cuenta oficial en Twitter, resaltó la “indiferencia” de Soria con los barrios más humildes de la ciudad que gobierna y hasta criticó la falta de guardavidas en un lugar donde no está permitido bañarse.

 

 

“La Intendencia de Roca sigue dándole la espalda a la gente, a los humildes, a los barrios con mayores necesidades. Mientras la Provincia hace obras de gas, agua y cloacas, Soria ni siquiera les lleva electricidad. La tragedia de los hermanitos en Fiske Menuco es un claro ejemplo”. Así comenzó a descargarse haciendo referencia al incendio de una precaria vivienda en el barrio Fiske Menuco, una toma en la barda norte de la localidad que conmovió a sus habitantes cando terminó 2017.

Como si fuera poco, redactó que “no ponen por delante las necesidades de la gente” y comparó la situación en la principal vía de comunicación en el Alto Valle, la ruta nacional 22, con la de otras ciudades. “Nos duele que se sigan perdiendo vidas en la Ruta Nacional 22, producto de un capricho total del intendente Soria, que se opone a una solución definitiva. Es ridículo”, insistió.

 

 

También, uno de los gobernadores que el presidente Mauricio Macri habilitó el diálogo directo, se refirió a la muerte de un vecino en el Canal Grande de riego que atraviesa toda la región. “Hoy nos toca lamentar otra muerte que podría haberse evitado: ayer un hombre se ahogó porque el Municipo de Roca no tiene servicio de guardavidas. Lo cierto es que la tragedia pudo haberse evitado”. Para cerrar, planteó: “Entonces yo me pregunto: ¿Les preocupa el dolor ajeno? ¿Realmente les importa la gente?”.

 

 

En la última edición de la fiesta nacional de la Manzana, la vidriera a la provincia y al país de Soria, se originó un movimiento en el tablero rionegrino. La senadora nacional Magdalena Odarda, quien fuera eyectada de la CC ARI por decisión de Elisa Carrió, se fotografió con los anfitriones y buena parte del peronismo local. Eso, que dejó señales de un potencial frente anti macrista, provocó otra definición sin filtro -a diferencia de otros tiempos- de Weretilneck: “Sólo los une el odio”, había dicho.